Arquitectura e Ingeniería: Grandes Obras Romanas

Biografia de Giorgio Vasari Arquitecto, Pintor y Escritor

Biografia de Giorgio Vasari

GIORGIO VASARI (1511-1574): Se creyó y le creyeron uno de los artistas más importantes del siglo XVI. En realidad, el Vasari reunió en su persona una serie de cualidades poco corrientes: viveza de ingenio, aptitud para cualquier técnica artística, vastísima cultura, aparatosidad intelectual.

Sin embargo, como pintor no fue más que un manierista mediocre, empeñado en reproducir la línea y la distribución gigantesca de un Miguel Ángel.

Manierismo es la denominación historiográfica del período y estilo artístico que se sitúa convencionalmente en las décadas centrales y finales del siglo XVI, como parte última del Renacimiento

Giorgio Vasari
Giorgio Vasari

Mas se destacó como arquitecto, en cuyo arte trabajo con mayor sinceridad y más libre de preocupaciones: el palacio de los Oficios de Florencia es una buena prueba de su éxito en este aspecto.

Pero donde, en verdad, se labró un lugar de primerísima categoría fue en la historiografía y crítica de arte. Sus Vidas de los grandes maestros del Renacimiento constituyen el punto de apoyo básico para la comprensión de aquellos genios.

Escritas con estilo muy personal y animado, salpicado de anécdotas, ofrecen en el enjuiciamiento de las obras de arte un golpe de vista certero y profundo, como se revela en la comprensión de los frescos de Giotto, aunque alguna vez sus comentarios se resientan de determinados partidismos de escuela.

Según nos cuenta él mismo, nació en Arezzo el 30 de julio de 1511. Desde sus primeros años mostró gran afición a las artes, por lo que, después de recibir las enseñanzas de Guillermo de Marcillat, pintor de vidrio, pasó a Florencia, meta todavía refulgente.

Tenía entonces trece años. Por poco tiempo estudió en el taller de Miguel Ángel, y al partir éste para Roma, en los de Andrea del Sarto y Bandinelli, sucesivamente. Después de una estancia de dos años en su ciudad natal (1527-1529) y de un período de práctica de orfebrería en Florencia, pasó a Roma con el cardenal Hipólito de Médicis (1531).

En la Ciudad Eterna se aplicó en el estudio de Rafael, Miguel Ángel y Polidoro, adoptando desde este momento el estilo manierista que ya no habría de abandonar.

Su fama fue creciendo, y recibió encargos en Florencia, Roma, Bolonia y Venecia, que fue ejecutando en el transcurso del decenio subsiguiente. El único que vio claro en su porvenir fue Miguel Ángel, maestro y amigo, quien le aconsejó que se dedicara exclusivamente a la arquitectura (1543)

Infatigable viajero, Vasari va de un lado para otro, a Perugia, a Rímini, a Nápoles, ejecutando los encargos con que le honraban los príncipes y las comunidades religiosas.

En 1549 establece su domicilio en Florencia, y aunque pasa largas temporadas fuera de la ciudad, ésta se convierte en su segunda patria. Aquí ven la luz las Vidas («marzo de 1550), y aquí empieza la transformación del Palacio Viejo (1554) y la erección de la fábrica de los Oficios (1560), además de intervenir en muchos otros problemas de urbanismo y edificación.

Desde luego, a pesar de la recomendación de Miguel Ángel, no ha abandonado la pintura. De 1563 a 1565, en medio de una actividad desbordante, pinta la decoración de la bóveda de la gran sala del Palacio Viejo, quizá su mejor obra.

Al año siguiente (1566) emprende un viaje por toda Italia para recoger nuevos materiales para la segunda edición de las Vidas, que han tenido un éxito clamoroso.

Esta ve la luz en 1568. Sus últimos años registran una oleada de actividad, que se desborda en Florencia, Roma y Arezzo…
Murió en Florencia el 27 de junio de 1574..

fuente

Biografia de Pelli Cesar Arquitecto Sus Obras Civiles Resumen

Biografía de Pelli César Arquitecto – Lista de sus Obras

César Pelli, nació en Tucuman en 1926. Arquitecto. Radicado en los EE.UU., donde desarrolla su práctica profesional. Desde mediados de los años setenta, CP y su estudio se encuentran entre las firmas de arquitectura más acreditadas dentro del concierto internacional.

Su trabajo se caracteriza por la aceptación de preceptos universales que, sin olvidar la tradición moderna o particularidades locales, participan de una tendencia globalizadora de la disciplina en la cual los avances en la tecnología de la construcción tienen especial importancia.

pelli cesar arquitecto

Hoy en 2018, Pelli tiene 91 años, y se ha convertido en el arquitecto argentino más conocido del mundo. Su fama alcanzó el «cielo» cuando construyó las Torres Petronas en Kuala Lumpur, capital de Malasia. Estas torres gemelas fueron las más altas del mundo durante 5 años, entre 1998 y 2003. En ese entonces, Pelli ya llevaba varias décadas en EE.UU. y había construido una buena cantidad de edificios memorables, todos torres de cristal de formas atrayentes y notable elegancia.

Sobre su infancia dijo en una de sus entrevistas: «Tuve una infancia muy tranquila en Tucumán. Jugábamos en la vereda, en una plaza, y nadie se preocupaba…..A mi padre le gustaba mucho hacer cosas, tenía un muy buen ojo, pero gran influencia fue mi madre, que era educadora, siempre estaba muy cerca de ella.»

«Siendo joven no tenia la menor idea sobre arquitectura, en Tucumán casi no había arquitectos, todo era algo nuevo….cuando comencé la carrera, donde estudiabamos dibujo, planos, historia, arte, todo me pareció interesante y me sentí capacitado para profundizar y formarme…

Siempre dibujé bien, y académicamente me manejaba muy bien. Pero en los deportes era un desastre, nadie me quería en los equipos. Aunque nunca me sentí mal sobre eso, si no hacía deportes no importaba. Las chicas no me daban corte, me preocupaban un poco más, pero no tanto.»

César Pelli egresó de la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad de Tucumán en 1950.

En 1951 ganó una beca de perfeccionamiento para complementar sus estudios en Illinois (EE.UU.). Entre 1952 y 1962 vivió y trabajó en Michigan para el estudio de Eero Saarinen; aquí, junto a Kevin Roche, contribuyó a elaborar el proyecto para la Trans World Airlines (T.W.A.) en el aeropuerto Kennedy de Nueva York.

Desde 1962 hasta principios de los setenta, se desempeñó para la oficina Daniel Mann, Johnson & Mendenhali, y para Víctor Gruen & Co.

Pertenecen a esta fase de trabajo el Pacific Design Centre, en Vancouver, Canadá; la Embajada de los Estados Unidos en Japón y los jardines de invierno en las Cataratas del Niágara.

Antes de comenzar su propia práctica en 1977, trabajó para firmas prestigiosas como Eero Saarinen and Associates, Daniel, Mann, Johnson, & Mendenhall y Gruen Associates. Su experiencia con esas firmas de arquitectura le dio el tiempo para perfeccionar su propio estilo. Con el tiempo, se hizo evidente que a Pelli le encantaba diseñar edificios que dependieran del vidrio y estructuras livianas

En el año 1977 es nombrado decano de la Universidad de Yale. Enseñó en muchos cursos e hizo contribuciones significativas a la arquitectura a través de la enseñanza. También ha escrito nueve libros importantes sobre arquitectura, incluido su ampliamente leído Observations for Young Architects, publicado en 1999.

También en 1977 se establece como profesional independiente, y se abre César Pelli & Co. La primera obra de magnitud de la firma fue ganada por concurso: la remodelación del Museo de Arte Moderno de Nueva York.

Desde esta encomienda hasta el presente la firma ha ido consolidándose como una oficina profesionalista sensible a los cambios de la tecnología, de los mercados y de las modas.

Pelli diseñó docenas de edificios en todo el mundo durante su carrera, incluidos el Pacific Design Center, World Financial Center, Petronas Towers y Connecticut Science Center. Una de sus obras más emblemáticas de César Pelli son las Torres Petronas en Kuala Lumpur una obra de ingeniería nunca vista.

A las obras ya mencionadas, se les agregan el concurso ganado para el World Financial Center y el W. F. C. Plaza, en N. Y. (1981-1987); y algunas notables propuestas para rascacielos: el Norwest Center en Minnesota, Minneapolis (1985-1989); el Yerba Buena Tower en San Francisco, California (1988-1992); el Miglin-Beitle Tower en Chicago, Illinois (1988); la Carnegie Hall Tower, en New York City (1987-1990) y las más recientes intervenciones internacionales que, como el edificio de oficinas en nuestro país o la Torre Petronas en Kuala-Lumpur, dejan el registro de una arquitectura de «firma».

En 1995, César Pelli recibió la medalla de oro en AIA (American Instituto of Architects), luego de más de cuarenta años de residencia en los EE.UU., en reconocimiento a toda una vida de trabajo y fue destacado como uno de los 10 arquitectos más influyentes en la vida de los Estados Unidos.

Su último trabajo con mas de 90 años fue una estación de transporte multimodal llamada Salesforce Transit Center que conecta 11 sistemas de tránsito urbanos, regionales y estatales de los Estados Unidos. Es uno de los poco edificios de su creación que tiene altura, lo innovador y llamativo de este gigante es que incluye un parque de 2,2 hectáreas en su terraza, un espacio verde que promete en convertirse en un verdadera plaza pública para el barrio a pesar de que está a más de 30 metros de la vereda.

obra de pelli cesar

Cesar Pelli ha diseñado innumerables edificios en todo el mundo.

Como se puede ver en la siguiente lista:

Obras y Proyectos Destacados

1974-1976 Embajada de Estados Unidos, Tokio;

1980-1984 Ampliación del MoMA, Nueva York;

1981-1988 World Financial Center, Nueva York;

1997-1998 Torres Petronas, Kuala Lumpur;

1994-1996 Edificio República, Buenos Aires;

1998-2001 Torre Bank Boston, Buenos Aires;

2005-2008 Torre Repsol YPF, Buenos Aires;

2004-2009 Torre de Cristal, Madrid;

2007-2011 Torre Iberdrola, Bilbao.

https://historiaybiografias.com/linea_divisoria5.jpg

torres petrona del arquitecto pelli

César Pelli es un arquitecto argentino-americano responsable del diseño de las Torres Petronas en Kuala Lumpur, Malasia. Pelli dijo una vez: «El deseo de alcanzar el cielo es muy profundo en la psique humana». Esa afirmación habla de la increíble carrera como arquitecto que construyó algunos de los edificios más altos del mundo.Su trabajo le ha valido numerosos premios y ha llevado una vida rica en el mundo de la arquitectura. En esta lección, vamos a aprender sobre su vida en lo que respecta a su carrera y logros.Uno de los elementos más espectaculares de este complejo es el puente, bautizado como Skybridge, que a 171 metros del nivel del suelo conecta los dos edificios en correspondencia con las plantas 41 y 42 de cada torre.

https://historiaybiografias.com/linea_divisoria5.jpg

edificio de pelli pacif center de los angeles

El Pacific Design Center terminado en 1975, el Pacific Design Center se encuentra en Los Ángeles. Pelli diseñó el edificio para tener un exterior de vidrio azul brillante. El sitio se utiliza para muchos propósitos de diseño, como salones de exposición de muebles y exposiciones. Para 2011, se agregó una sección verde y roja al diseño. Los colores, que traen a la mente los principios básicos de la vida, se remontan a la ideología del diseño de Pelli. Por ejemplo, Pelli dijo: «Creo que mis responsabilidades como arquitecto son diseñar el edificio más apropiado para el lugar. Cada lugar tiene una cultura y una función distintas, lo que para mí requiere una respuesta adecuada «. Pelli quiere que cada edificio sea funcional y estéticamente atractivo.

https://historiaybiografias.com/linea_divisoria5.jpg

obra de arquitectura de cesar pelli

El Centro Financiero Mundial en la ciudad de Nueva York se completó en 1988 por Pelli y sus asociados. El centro se compone de cuatro edificios modernos que son una característica importante del Bajo Manhattan. El World Financial Center fue el primero de muchos edificios que conformaron Battery City Park, el área de flanqueo alrededor del World Trade Center, que incluía las torres gemelas que fueron destruidas en los ataques terroristas de 2001.El diseño de Pelli tomó en cuenta las Torres Gemelas, y consideró que «… no solo estaban fuera de escala verticalmente, sino también fuera de escala en el plano». Ocupó varios bloques que estaban todos juntos «. Quería que los edificios desimularan la altura de las torres al crear cada torre un piso o dos más alto que el siguiente.

https://historiaybiografias.com/linea_divisoria5.jpg

cesar pelli, torre de sevilla

La Torre Pelli en Sevilla ó Torre de Sevilla: es un conjunto arquitectónico, referente cultural en la ciudad y motor económico de negocios, que además es un aliciente para el turismo, el comercio y el ocio. Se ha convertido en el edificio más alto de Andalucía, sus 178 metros acabaron con el reinado de las Torres de Hércules de Los Barrios (Cádiz), que tienen 126 metros de altura.

https://historiaybiografias.com/linea_divisoria5.jpg

obra de cesar pelli

El Centro BOK (Bank of Oklahoma) en Tulsa, Oklahoma es un estadio multiusos con capacidad para casi 20,000 asientos para deportes, conciertos y eventos masivos. El proyecto involucró la producción e instalación de varios miles de paneles de acero inoxidable, cada uno instalado en un marco ZEPPS, el bloque de construcción para curvas arquitectónicas complejas y las instalaciones altamente eficientes y precisas en arquitectura. El proyecto requirió 350,000 pies cuadrados de paneles de metal para exteriores.

https://historiaybiografias.com/linea_divisoria5.jpg

obra de cesar pelli torre banco boston

https://historiaybiografias.com/linea_divisoria5.jpg

 

Fuente Consultada:
Diccionario de Arquitectura en la Argentina, Estilos, Obras, Biografías, Instituciones, Ciudades
De Liernur, Jorge Francisco y Aliata, Fernando. Editorial

Precursores de la Arquitectura Moderna y sus Caracteristicas

Precursores de la Arquitectura Moderna Racionalista y sus Características

INICIADORES DE LA ARQUITECTURA MODERNA: Tres arquitectos europeos fallecidos entre 1965 y 1969 han efectuado con variadas técnicas y mediante realizaciones de distinto carácter una revolucionaria transformación de los conceptos arquitectónicos y urbanísticos en boga hasta comienzos del siglo XX, planteando alternativas a la ciudad tradicional y su modo de vida. Sus experiencias resultan plenamente transmisibles y su validez parece universal.

Pero la oposición con que frecuentemente tropezaron a lo largo de su carrera prosigue tras su muerte. Si unánimemente se reconocen sus méritos científicos y técnicos, la utilidad de sus métodos o la originalidad de sus creaciones, la aplicación práctica de todos ellos se ve obstaculizada po¡ la maraña de intereses económicos o la rutina administrativa.

Los precursores de la arquitectura moderna: Al estudiar las diversas tendencias que confluyen en la formación del movimiento moderno de la arquitectura, éstas se describen, generalmente, por su mayor facilidad de método, autónomamente y a través de sus maestros más destacados.

Racionalismo, organicismo, expresionismo, neoplasticismo, o también Gropius, Le Corbusier, Wright o Mies van der Rohe forman capítulos independientes en todos los tratados de arquitectura moderna.

Ello, a veces, puede sugerir o bien que aquellas experiencias surgen aisladas las unas de las otras, en el tiempo o en el espacio, o bien que su aparición se debe a las felices intuiciones o a las geniales intervenciones casuales de las grandes personalidades de la arquitectura.

Y ni una cosa ni otra son ciertas en realidad, pues es imposible aislar los movimientos arquitectónicos o tales personalidades creadoras del medio en que se han dado, ya sea en su aspecto cultural, ya sea en su aspecto economico.

En la sociedad industrial occidental los intercambios de influencias críticas y experiencias son tan intensos, que cualquier intento de individualizar con demasiada rigidez las fuentes o los productos de las diversas experiencias arquitectónicas contemporáneas es un intento fútil y vano.

En el mismo sentido, los llamados maestros, los «pioneros» (según expresión de Pevsner), han sido personalidades excepcionales capaces de reunir en sí mismas la formulación teórica más avanzada con la solución intuitiva más feliz, y constituyen la ilustración práctica más brillante y ajustada de lo que es la arquitectura moderna.

Sin embargo, así como es imposible imaginarse que si no hubiese existido Edison la humanidad estaría aún alumbrándose con luz de gas, así es descabellado pensar que sin un Le Corbusier no habría existido el racionalismo.

Los rasgos que caracterizan a la arquitectura moderna no responden al simple capricho de un grupo de arquitectos ávidos de innovaciones, sino que simplemente son el producto lógico e inevitable de las condiciones intelectuales, sociales y técnicas de nuestro tiempo.

La arquitectura moderna no debe interpretarse, pues, como una serie de nombres que protagonizan una serie más o menos conexa de acontecimientos o influencias, sino como el resultado de unas exigencias económicas, sociales o culturales sentidas a partir de un momento dado en países y ambientes diferentes, pero unidos por un mismo grado de desarrollo y por unos medios de comunicación cada vez más avanzados.

El Art Nouveau en el origen del funcionalismo: Un ejemplo claro de lo dicho anteriormente es la forma casi simultánea y muy coherente en que surgió en toda Europa el movimiento nacido en Gran Bretaña con el nombre de Art Nouveau, conocido luego en Francia como Modern Style y que luego también se denominaría Art Nouveau, como en Gran Bretaña.

Este movimiento tomó el nombre de Sezession en Austria, Jugendstil en Alemania, Liberty en Italia y Modernismo en España.

«Aunque hoy sus atractivas formas recargadas, floreadas, naturalistas, puedan parecemos la antítesis del funcionalismo, es necesario considerar al Art Nouveau como la primera manifestación global de la arquitectura moderna, tras todo un siglo en que la arquitectura había perdido la brújula de la historia.

Mientras la técnica evolucionaba rápidamente, la arquitectura oficial se refugiaba en la construcción de pastiches que imitaban los estilos históricos. Fueron precisamente los ingenieros, expulsados con petulancia del campo del «arte» considerado exclusivo del arquitecto, los que actuaban de una manera más racional, lógica y, a la postre, más acorde con los presupuestos estéticos en gestación, en sus grandes construcciones.

El Art Nouveau tuvo, como dice Dorfles, «la luminosa intuición de la naturaleza del material que empleaba, el haber comprendido que con el hormigón y con el hierro se podían crear formas nuevas, formas derivadas, precisamente, de la funcionalidad de tales materiales y llenas de una singular poesía»

Víctor Horta, en Bruselas; P. H. Berlage, en Amsterdam; P. Behrens, en Munich; O. Wagner, J. Hoffman y J. M. Olbrich, en Viena; A. Gaudí y J. M. Doménech i Montaner, en Barcelona; Ch. R. Mackintosh, en Glasgow; H. Guimard, en París; etc., y, en cierta manera, L. Sullivan, en Chicago, adoptan los nuevos materiales constructivos y los nuevos procedimientos mecánicos para construir una arquitectura original que rompe con cualquier imitación de formas estilísticas pasadas.

Sin embargo, la intensa y brillante dedicación al estudio de las posibilidades que permitían los nuevos materiales, que era la principal virtud del Modernismo, se convirtió en su principal limitación al caer en el formalismo, en una búsqueda de la forma por la forma, quedando al margen de las nuevas funciones que la sociedad comenzaba a exigir de la arquitectura: la construcción a mayor escala, la edificación masiva de viviendas, etc., lo cual suponía el planteamiento radical de nuevas soluciones técnicas y formales.

Por eso fue un movimiento de breve duración, un movimiento de transición hacia el movimiento racionalista.

El racionalismo y sus creadores: El movimiento racionalista, que se desarrolla fundamentalmente durante el período comprendido entre las dos guerras mundiales, es el intento más importante de responder, mediante la adopción decidida de las teorías funcionalistas, a la pregunta de si es posible poner de acuerdo las exigencias artísticas con las necesidades prácticas y económicas.

Y el problema fundamental que aborda es el del divorcio entre arte y técnica, provocado por la llamada Revolución Industrial o, dicho de otra manera, la falta de adaptación del artista, del arquitecto, del diseñador o del artesano a los nuevos métodos de producción industrial.

Como dice L. Benévolo, «el artista, mecido en el sueño del genio y prendido en las redes de los prejuicios artísticos, llegaba a la «profesión» de la arquitectura sin una verdadera educación que le asegurara su independencia estética y económica. Su capacidad se limitaba sustancialmente a una serie de actividades independientes de la realidad de los materiales, de los procesos técnicos y de sus relaciones económicas. La falta de conexión con la vida de la comunidad lleva inevitablemente a esterilizar la actividad artística».

Y esto no sólo en el campo de la construcción de edificios o de ciudades. También en relación con el diseño industrial de objetos y utensilios de uso cotidiano, con el diseño gráfico, etc., existía este divorcio.

Cuando los imperativos del desarrollo del capitalismo fuerzan la necesidad de nuevos mercados para los productos industriales, surge una demanda de productos formalmente atrayentes, técnicamente correctos, económicos y producibles en grandes series.

El artista no está en condiciones de satisfacer esta demanda de la técnica por su inexperiencia para adaptar sus conceptos formales a los procesos prácticos de fabricación industrial.

La experiencia didáctica del Bauhaus y Walter Gropius:  Tras sus primeras creaciones antes de la Gran Guerra, como la fábrica Fagus de Alfeld an der Leine, en la que mostró sus preferencias por una arquitectura sencilla y lógica alejada de los estilos históricos, el berlinés Gropius fundó en 1919 la Bauhaus de Weimar -trasladada en 1925 a Dessau-, y cuya dirección abandonó en 1928.

 fábrica Fagus de Alfeld an der Leine

Fábrica Fagus de Alfeld an der Leine

Gropius dió respuesta más coherente, más completa y más importante a este problema la dio la escuela de arquitectura y diseño del Bauhaus fundada en 1919, en Alemania, por el arquitecto Walter Gropius. (abajo)

Walter Gropius

La enseñanza del Bauhaus insiste sobre todo en buscar la conjunción de la teoría y la práctica mediante el continuo contacto con la realidad del trabajo.

De esta manera, el nivel formal del trabajo del arquitecto o del diseñador no queda situado en una esfera independiente, origen de experiencias separadas de los intereses concretos de la sociedad, sino que se inserta decididamente en la actividad de la producción.

El trabajo artístico no tendrá ya como objetivo inventar formas nuevas porque sí, sino contribuir, por medio de estas formas, al enriquecimiento de la vida cotidiana de los hombres.

En este sentido el Bauhaus forma a sus alumnos en el conocimiento de las artes aplicadas, industriales y artesanales, produciendo paralela y realmente objetos y obras que no son concebidos como «obras de arte» singulares e irrepetibles, sino como obras producibles er; serie, industrialmente, y accesibles a toda la población.

Los presupuestos didácticos del Bauhaus, a pesar de haber desarrollado sus actividades pedagógicas y programáticas hacia los años veinte, siguen siendo plenamente válidos, aun cuando numerosas escuelas de arquitectura y diseño de nuestros días no los hayan todavía asimilado.

Walter Gropius dirigió la Escuela de Arquitectura de Harvard, en Estados Unidos, tras haber abandonado Alemania, a causa del nazismo. Pero, además de su importantísima actividad pedagógica, es uno de los grandes arquitectos del primer racionalismo, que alcanza sus más altas expresiones en la Fagus Werke, los edificios del Bauhaus y su rica producción americana.

mejores arquitectos

La Bauhaus: «La construcción completa es el objetivo final de las artes visuales… El arte no es una profesión; no hay ninguna diferencia esencial entre artista y artesano… Formamos una sola comunidad de artífices, arquitectos, escultores y pintores sin distinción de clase… Juntos concebimos y creamos el nuevo edificio del futuro que comprenderá arquitectura, escultura y pintura en una sola unidad, y que será levantado un dia hacia el cielo por las manos de millones de trabajadores.» (Del programa inicial de la Bauhaus.)

Entre sus aspectos característicos cabe destacar el trabajo en equipo y la colaboración de maestros creadores -Klee o Kandinsky entre los más conocidos-, la combinación de programas teóricos y prácticos, la producción de objetos en materiales variados (metal, madera, tejidos…) con destino a la industria, que pone a los alumnos en contacto directo con el trabajo.

Se produce una cooperación del artista con el mundo industrial a través de la formación artesanal, tratando no de inventar nuevas formas sino de modificar la vida humana a través de la forma, abarcando la habitación y su ambiente todo.

Desde las barriadas proyectadas en Alemania al dejar la Bauhaus, mostró Gropius un doble camino de soluciones: la distribución de las unidades de muchos pisos distanciadas entre sí, cuando la construcción es densa, y la prefabricación de los elementos particulares- que el arquitecto combinará libremente- para las viviendas unifamiliares.

En Inglaterra (1934-37) y luego en Estados Unidos, donde fue profesor de Harvard, más que sus proyectos y construcciones, hechos en colaboración con otros arquitectos, importa su labor aglutinadora de esfuerzos y su sentido de responsabilidad social, excluyente de la idea de genio individual.

Ludwig Mies van der Rohe: Nacido en Aquisgrán, formado en Berlín, director de la Bauhaus de 1930 a 1933, se trasladó a Estados Unidos, como Gropius, en 1937.

Fue otro gran pionero de lo que es la arquitectura de nuestro tiempo, tanto en su época europea, como en su numerosa y fundamental obra en Estados Unidos —también, como Gropius, emigró a este país a consecuencia de las dificultades de desarrollar su actividad en la Alemania nazi—, lleva a cabo un trabajo magistral mediante una arquitectura limpia, simple, donde la perfecta ordenación de la estructura produce una extraordinaria flexibilidad del espacio, no limitado sino modelado, dilatado por una hábil disposición de los elementos planos, paredes, techos y paramentos acristalados.

Ludwig Mies van der Rohe

Esta forma de concebir el espacio arquitectónico ya era evidente en una de sus más célebres y antiguas obras, como es el pabellón alemán de la Exposición Universal de Barcelona de 1929, y en otras muy importantes, como el Illinois Institute of Technology de Chicago o los imponentes rascacielos de Lake Shore Drive, también en Chicago.

Sus realizaciones en Europa muestran preocupación por los materiales y meticulosidad en la realización de los proyectos, que plantea con sencilla geometría, creando espacios limpios y elementales y ambientes continuos e ilimitados que nunca se cierran (Villa Tugendhat, de Brno, 1930).

Si sus ensayos europeos versan generalmente sobre edificios de una planta, en América logra los mayores éxitos en construcciones de rascacielos. Estos se caracterizan por un exterior formado a base de un elemento de calculadisimas nronorciones –generalmente un panel de acero y cristal– repetido a lo largo y ancho del mismo, y un interior organizado siempre de manera diversa e independiente.

En el Edificio Seagram de Nueva York (1956) crea además un espacio delantero que desvincula a aquél del agobiante trazado vial abriendo nuevas posibilidades urbanísticas, y realza la unidad volumétrica al utilizar bronce y vidrio atérmico marrón que eliminan el contraste cromático entre superficie y estructura; el mismo resultado consigue luego con materiales menos costosos: hierro negro y vidrio gris.

Edificio Seagram de Nueva York

Edificio Seagram de Nueva York

Su último edificio, la Galería Nacional de Berlín Oeste, es la culminación de otro de sus grandes temas: la gran sala, aislada tan solo por la estructura externa, en que los elementos constructivos son reducidos al máximo con paredes de vidrio.

Le Corbusier: Pero quizás el más famoso, el más conocido de todos los grandes arquitectos forjadores de la contemporánea renovación arquitectónica sea el suizo Ch. Edouard Jeanneret, conocido por Le Corbusier. Puede ser calificado como el teórico más ambicioso y revolucionario de la arquitectura contemporánea.

Sus planteamientos más grandiosos alcanzan a la construcción de la nueva ciudad que da satisfacción plena a las necesidades de la vida moderna.

Su proyecto (la Ville radieuse), perfeccionado a lo largo de su existencia, comprende largos edificios acoplados en ángulo recto, separados al menos 200 metros del más próximo; grandes autopistas cruzan el entramado urbano sobre columnas, preservando el terreno para los peatones; los centros fabriles, comerciales o administrativos se alzan en las cercanías, aislados.

Para el diseño de la vivienda, Le Corbusier parte también de premisas humanistas: las necesidades físicas, psíquicas y espirituales de la persona deben ser tenidas presentes al dar forma a cada uno de los elementos de su morada. En el límite del racionalismo propone la medida humana como base de toda construcción: el modulor.

Si en urbanismo sus ideas se hallan aún lejos de ser llevadas a la práctica con generalidad, la arquitectura del hormigón ha sido decisivamente influida por sus postulados.

le corbusier

Le Corbusier ha sido el protagonista de la divulgación de los programas e ideas generadoras del movimiento moderno. Sus tesis, a veces demasiado simplistas para el lector actual, son brillantes y sugestivas, y han servido para popularizar el movimiento y crear un lenguaje que es hoy común en muchos ámbitos.

El empleo audaz del hormigón armado en sus construcciones, interpretando la estructura como un «esqueleto», es su principal aportación: las columnas permanecen libres formando, en su conjunto, un esqueleto independiente de los muros, tanto exteriores como interiores.

De esta forma, el espacio interior del edificio se puede modelar a voluntad empleando tabiques de formas variadas, planos o curvos, lo que llama «plan libre» o «planta abierta».

El techo es plano, lo que permite incorporar, utilizar la cubierta del edificio como «terraza-jardín»; principios materializados en la Ville de Garches y en la Ville Saboye, en Poissy, Francia. Le Corbusier defiende que los elementos de la arquitectura actual deben ser reconocidos en los productos industriales: barcos, aviones, automóviles, y define la casa como «una maquina de habitar» que debe construirse en serie.

Su actividad como arquitecto, como escritor y como urbanista ha sido inagotable hasta nuestros días: La Ville Radieuse, modelo ideal de ciudad concebida como un conjunto de grandes bloques entre amplias zonas verdes; el «modulor», norma de medida o módulo constructivo, basado en las dimensiones de la figura humana en relación con el espacio en que habita; la «grille ciam» o malla geométrica, que emplea en la elaboración de esquemas de desarrollo urbano, etc., son conceptos que han sido ampliamente divulgados en sus escritos y, a veces, aplicados en sus obras de arquitectura o de urbanismo; el edificio de viviendas de la Unité d’habitation, en Marsella; Chandigard, nueva capital del Punjab en la India; el convento de la Tourette, cerca de Lyon, son algunas de sus más importantes obras.

vila savoye lecorbosier

modulor de le corbusier

El «modulor» de Le Corbusier (Ver:Proporciones Humanas, de Vitruvio)

Frank Lloyd Wright: Aunque corramos el peligro de esquematizar las cosas excesivamente, en la arquitectura contemporánea coexisten, a pesar de que sus presupuestos básicos pueden muy bien coincidir, dos tendencias diversas: una hacia lo racional y lo geométrico (ejemplificadas en gran parte en las obras de Gropius, Mies van derRohe y Le Corbusier), y otra que hace más hincapié en lo orgánico y que, en cierta manera, asume y expresa aspectos irracionales en el proceso creativo.

Frank Lloyd Wright debe citarse inevitablemente como la cuarta gran personalidad de la arquitectura moderna.

Durante su dilatada carrera arquitectónica ha sido un apasionado defensor de esta segunda tendencia, tanto a nivel propagandístico como a través de su obra arquitectónica.

Su rechazo de las formas rígidas y mecánicas, su desprecio de una excesiva estandarización y su búsqueda de formas en cierta manera acordes con las que se dan en el mundo natural, orgánico, serían las características más acusadas de su arquitectura, las cuales aparecen perfectamente demostradas, entre otras, en su famosa Falling Water (Casa de la Cascada), en BearRun, Pennsylvania; en su antigua casa Robie, en Chicago, o en la extraordinaria fábrica Johnson, en Racine, Wisconsin.

Fuentes Consultadas:
Función de la Arquitectura Moderna – Colección de Biblioteca Salvat «Grandes Temas» , Tomo 32
Maestros del Arte Aula Abierta Salvat Temas Claves Cuadernillo Nº5

Biografia de Le Corbusier y sus Obras Arquitectura Racionalista

Biografía de Le Corbusier y Sus Obras

De nombre Charles Edouard Jeanneret, más conocido por Le Corbusier, uno de los más importantes arquitectos del siglo XX, nació en La Chaux-de-Fonds, en la región suiza del Jura, el 6 de octubre de 1887. Estudió en escuelas de arte y diseñó su primera casa a los 17 años de edad. Fue fundador, con Ozenfant, de la escuela purista, derivada del cubismo (1919). Por entonces también había fundado la revista L’EspritNouveau y para escribir en ella adoptó el seudónimo de Le Corbusier. En un artículo planteó un nuevo concepto de vivienda: una casa moderna debía ser una «máquina de vivir» eficaz (1921).

le corbusier arquitecto francés

Era necesario crear una nueva arquitectura, y la ideó en torno a cinco claves: construcción sobre pilares, jardines en el techo, conformación libre de las plantas, ventanales continuos y libre formación de la fachada, dentro de un estricto orden geométrico. Estas reglas son la base del racionalismo arquitectónico. Creó también la fórmula del módulo. Aplicó estas teorías en la Ville Savoye, una de sus principales obras.

Dedicado a diseñar casas, más tarde se volcó al diseño urbanístico en París, Argel, Barcelona y Estocolmo. En Hacia una nueva arquitectura (1923) enunció los principios del urbanismo moderno. Entre sus creaciones arquitectónicas son famosos su Pabellón de Suiza en la Ciudad Universitaria de París y el Palacio de las Naciones, en Ginebra.

Su padre era un modesto pintor de cuadrantes de reloj y su madre, Marie Charlotte Amélie Perret, realizaba las tareas propias de ama de casa, aunque sentía una gran afición por la música. Durante su infancia, Charles Edouard llevó una vida sin incidentes especiales al igual que cualquier muchacho de su edad. Sólo destacó por su afición a la pintura, lo que hizo que a los catorce años sus padres le inscribieran en la École d’Art de su pueblo natal para aprender grabado y cincelado.

En 1906, para apredender sobre obras del pasado  nada mejor que el inevitable viaje a Italia , en donde admira las obras medievales y renacentistas de Florencia, Siena y Pisa. Luego viajó a Austria para estudiar la arquitectura de Adolf Loos, pero cuando Jeanneret conoce a Loos, éste está ocupado en la construcción del Palacio Steiner.

La búsqueda de la esencialidad de las formas y el abandono de cualquier elemento que significase superfluidad se reafirman en la mente de Jeanneret cuando éste, en 1908-1909, va a trabajar al estudio parisiense de Auguste Perret, el cual le adentra en la problemática de las estructuras de cemento armado.

También viaja a Berlín donde se adentra en los problemas que plantea la industrialización del diseño arquitectónico y profundiza en la idea de una arquitectura plenamente abocada al servicio de una sociedad mecanizada que precisa de la fabricación en serie de los productos para rebajar los costos y cumplimentar las demandas.

A pesar de que Le Corbusier admira la arquitectura del pasado, la estudia, la comprende y busca sus relaciones espaciales y funcionales, jamás se servirá de ella para formalizar sus concepciones. Los contactos directos con Loos, Perret y Behrens influyen en Jeanneret en cuanto a la praxis arquitectónica, pero quien en realidad incide en su planteamiento social de la arquitectura y en sus concepciones urbanísticas es Tony Garnier y, especialmente, su proyecto para Une cité industrielle.

Cuando estalla la primera guerra mundial, Le Corbusier abandona Francia y se instala de nuevo en La Chaux-de-Fonds, dedicándose a la enseñanza en la escuela a la que había asistido como alumno, hasta que en 1917 retorna a París, iniciando su etapa verdaderamente creadora.

En 1921 Le Corbusier decide instalarse por su propia cuenta y acude en ayuda de su primo Pierre Jeanneret, arquitecto titulado, que a partir de entonces firmará la mayoría de sus proyectos.

La primera obra de esta nueva etapa es el proyecto de la casa Citrohan. Casi al mismo tiempo que da término a la casa Citrohan, Le Corbusier se preocupa de otro proyecto que será su primera incursión en el campo de la urbanística: el diseño del plano de una ciudad contemporánea de tres millones de habitantes, que fue expuesto por primera vez en 1922 en el Salón de Otoño de París.

«La arquitectura —dice Le Corbusier— es el acertado juego, correcto y magnífico, de volúmenes reunidos bajo la luz; los cubos, los conos, las esferas, los cilindros o las pirámides son las grandes formas primarias que nos revela bien la luz.»

En 1925, en la Exposición Internacional de Artes Decorativas que se celebró en París, Le Corbusier tiene ocasión de presentar un modelo a escala natural de una de las células habitables que proyectó para la ciudad de tres millones de habitantes, los llamados inmueble-villa.

La Villa Savoye, en la que por primera vez Le Corbusier tiene la posibilidad de aplicar todos estos principios, está concebida como un paralelepípedo de base cuadrada y espacios muy amplios que se levanta sobre columnas y en el que el sol puede penetrar por los dos lados menores, abiertos por completo.

vila savoye lecorbosier

La Villa se puede considerar, además, como la plasmación de los criterios cubistas de espacio y tiempo: es por completo cambiante desde los puntos de vista del espectador, y para abarcarla, éste debe de fijar los máximos puntos de referencia posibles no sólo con respecto al espacio interior, sino con respecto a su entorno. En esta Villa, que intenta la máxima integración entre el hombre y la naturaleza.

Para el arquitecto, la urbanística de las ciudades debe basarse en el ambiente circundante de las mismas, en su paisaje y en su clima. El urbanista debe conjugar cartesianamente los medios y los elementos, que tienen que estar relacionados con la escala del hombre y con los naturales en una constante dialéctica.

La atrevida concepción de los nuevos planes urbanísticos para las ciudades sudamericanas y para Argel, que no se llevaron a cabo, se basan en un profundo análisis de las ciudades primitivas y en particular de las de la Galia romana, que estaban concebidas según el principio de previsión de las necesidades futuras: «El esquema de Argel —escribiría Le Corbusier en Manera de pensar la urbanística— expresa el urbanismo de una ciudad donde se encuentran, en un África renovada, la historia de dos civilizaciones, una topología difícil que ofrece los paisajes más extraordinarios, un ambiente geográfico que participa de dos continentes, un porvenir prodigioso y revela la seguridad que nace de la claridad de principios, la variedad y la adaptabilidad que son fruto de la feliz unión entre el hombre y la naturaleza, entre la realidad cotidiana y la elevación de la concepción.»

La actividad de Le Corbusier va en continuo aumento. En 1928 participa en la fundación del CIAM (Congreso Internacional de Arquitectura Moderna), celebrado en el castillo de La Sarraz, en Suiza, «El objetivo principal y la finalidad que aquí nos ha reunido —se decía en la acta de apertura del CIAM— es el ensamblar los diferentes elementos de la arquitectura actual en un todo armónico, y dar a la arquitectura un sentido real, social y económico.

En 1931, con el proyecto del albergue-refugio para el Ejército de Salvación en París, plantea por primera vez la regulación térmica a través de acondicionamientos de aire, y, en 1932, en el inmueble Ciarte de Ginebra, Le Corbusier realiza los primeros pisos dúplex.

En 1935, tras plantear dos años antes una propuesta urbanística para la remodelación del barrio marítimo de Barcelona, es invitado por Rockefeller para dar un ciclo de conferencias en los Estados Unidos, en las que plantea principalmente la problemática de los grandes rascacielos. La segunda guerra mundial merma un tanto la actividad práctica de Le Corbusier, que profundiza entonces en los problemas teóricos del urbanismo.

A diferencia de los módulos renacentistas en los que el hombre se consideraba un ser aislado en el cosmos, Le Corbusier crea, a partir de la estatura media del hombre con el brazo alzado, una serie ilimitada de posibles combinaciones que afectan desde las partes más pequeñas de una construcción hasta la relación de ésta con su entorno.

En la década central del siglo XX, Le Corbusier realiza numerosos proyectos (Unités d’habitation de Nantes y Berlín, pabellón Philips para la Expo de Bruselas, museo en Tokio, etc.), aunque su principal labor, que le ocupará desde 1956 a 1965, es la preparación de los planos y proyectos de la capital del Punjab, Chandigarh, al pie del Himalaya.

Con más de setenta años, Le Corbusier, que no ha abandonado la práctica de la escultura y la pintura, realiza como obras más notables el proyecto para la embajada de Francia en Basilea, el Visual-Arts Center de Cambridge, en Massachussets, que ha sido considerado como su testamento, el proyecto para un hospital de Venecia.

Le Corbusier, el arquitecto que había racionalizado los conceptos arquitectónicos tomando como base al hombre, murió en Cap Martin (Costa Azul) el 27 de agosto de 1965 al sufrir un ataque cardiaco durante un baño de mar.

VER: Biografia de Oscar Niemeyer, el Arquitecto de Brasilia

Forjadores del Mundo Contemporáneo – Tomo III- Entrada: Le Corbusier “el racionalismo arquitectonico” – Editorial Planeta

 

Calculo de la Dosificacion de Materiales Para Hormigones y Morteros

Calculo de la Dosificación de Materiales Para Hormigones y Morteros-Ejemplos

compuesto de una mezcla de construcción

INTRODUCCIÓN: ¿QUE SE MEZCLA?

Áridos:
La Arena:
Sirve para reducir las fisuras que aparecen en la mezcla, al endurecerse y dar volumen.

La Piedra: Se utiliza en la preparación de hormigones resistentes como para bases, columnas, losas, puede usarse canto rodado, que es la piedra de río o piedra partida (de cantera) o arcilla expandida.

El Cascote: Puede ser de ladrillo o de demolición de obras viejas. Se utiliza en hormigones pobres o de bajas resitencias para contrapisos y cimientos.

Aglomerantes:

La Cal y El Cemento: Los dos reaccionan en contacto con el agua, sufriendo un proceso que empieza por el fragüe. Hay mezclas que como aglomerantes llevan solamente cemento (se las llama concreto) y otras donde el aglutinante principal es la cal, a la que se le puede agregar un poco de cemento para reforzarla (cal reforzada). Las cales se venden en bolsas de 25 o 30 Kg. según la marca y el cemento en bolsas de 50 Kg.

Cemento de Albañilería: Es un producto que se puede usar en reemplazo de la cal reforzada.Se vende en bolsas de 30 o 40 Kg. según la marca, como Plasticor, Hidralit,Calcemit,etc.

Líquidos:
El Agua:
Dá plasticidad a la mezcla para que sea trabajable y provoca la reacción química que produce el fragüe.

El Hidrófugo: Es un producto químico que se agrega al agua para aumentar la impermeabilidad.
Existen varios productos de este tipo como cerecita, sika, etc. que se usan según indicaciones de cada fabricante.

Los Aditivos: Se agregan al agua estos aditivos, que son de todo tipo como aceleradores de fragüe, mejoradores plásticos, retardadores de fragüe, etc.

linea divisoria

—- TABLA DE  MEZCLAS MAS HABITUALES —-

Hormigón
De Cascotes
Hormigón
De Piedra
MorteroMortero: Cal Reforzada
(1)
Mortero: Cal Reforzada
(2)
Mortero: Cal Reforzada
(3)
Mortero: Cal Reforzada
(4)
Para Cimientos
y Contrapisos
Para Columnas,
Vigas,Losas…
Carpetas,Dinteles
Tomar Juntas…
 Paredes de
Ladrillo Común
Paredes de
Bloques Hormig.
Revoque GruesoRevoque Fino
1 CAL1 CEMENTO1 CEMENTO1 CAL1 CAL1 CAL1 CAL AEREA
1/8 CEMENTO3 ARENA3 ARENA1/2 CEMENTO1 CEMENTO1/4 CEMENTO1/8 CEMENTO
4 ARENA3 PIEDRA 3 ARENA6 ARENA3 ARENA 2 ARENA
8 CASCOTES      
OTRA OPCIÓN
1 CEM. ALBAÑIL.1 CEMENTO 1 CEM. ALBAÑIL.1 CEM. ALBAÑIL.  
4 ARENA3 ARENA 5 ARENA5 ARENA
8 CASCOTES3 CANTO ROD.     

OTRAS DOSIFICACIONES DE MORTERO PARA PEGAR LADRILLOS

Para Pared de 15cm. y 20 cm. con bloques cerámicos hay dos opciones de morteros:
Con Cemento: 1:1/8:3 (cal-cemento-arena)
Con Cem. Albañileria: 1:5 (cem. albañileria-arena)

Para Pared de 10cm. y 20 cm. con bloques de Hormigón hay dos opciones de morteros:
Con Cemento: 1:1:6 (cal-cemento-arena)
Con Cem. Albañileria: 1:5 (cem. albañileria-arena)

Para Pared de 10cm., 18cm. y 20 cm. con ladrillos huecos hay dos opciones de morteros:
Con Cemento: 1:1/2:3 (cal-cemento-arena)
Con Cem. Albañileria: 1:5 (cem. albañileria-arena)

Para Pared de 10cm., 15cm. con ladrillos comunes hay dos opciones de morteros:
Con Cemento: 1:1/2:3 (cal-cemento-arena)
Con Cem. Albañileria: 1:5 (cem. albañileria-arena)

Para Pared de 20 cm y 30 cm. con ladrillos comunes hay dos opciones de morteros:
Con Cemento: 1:1/4:3 (cal-cemento-arena)
Con Cem. Albañileria: 1:7 (cem. albañileria-arena)

Para Morteros de Colocación de Baldozas o Mosaicos: 1:1/4:3 (cal-cemento-arena)

Para Morteros Impermeables: 1:3 (cemento-arena)

Para Morteros de Revoques Gruesos: 1:1/4:3 (cal-cemento-arena)

Para Morteros de Revoques Finos: 1:1/8:2 (cal-cemento-arena)

TABLA DE MATERIALES NECESARIOS PARA 1M³ DE HORMIGÓN

tabla materiales por m3 de hormigon

Significa que para un hormigón estructural, donde mezclamos 1 balde de cemento+ 2 de arena+ 3 de piedra, necesitaremos para elaborar 1.0m³ : 300 Kg. de cemento, ósea 6 bolsas, mas 0,65 m³ de arena mas 0,65 m³ de piedra. En el software de mas abajo puede hacer los calculos de materiales desees, tanto para hormigones como morteros.

linea divisoria

EXPLICACIÓN TÉCNICA DE LA DOSIFICACIÓN CON EJEMPLOS:
Por ejemplo
una mezcla 1:2:4 significa que cuando se van a mezclar los materiales, se debe colocar 1 balde cemento,2 de arena y 4 de piedra, es decir, se dosifica por volumen. Como luego de apisonar las mezclas sufren una merma se recurre al uso de unos coeficientes de aporte, que es un valor propio de cada material, y se usa para establecer con cierta exactitud la cantidad de materiales necesarios para a comprar para un determinado volumen de mezcla a fabricar.

VALORES DE LOS COEFICIENTES DE APORTE PARA CADA MATERIAL

Arena gruesa (naturalmente humeda) 0.63
Arena Mediana (naturalmente humeda) 0.60
Arena gruesa seca 0.67
Arena fina seca 0.54
Cal en pasta 1.00
Cal en polvo 0.45
Canto rodado o grava 0.66
Cascote de ladrillo 0.60
Cemento Portland 0.47
Cemento Blancos 0.37
Mármol granulado 0.52
Piedra partida (pedregullo) 0.51
Polvo de ladrillo puro 0.56
Polvo de ladrillo de demolición 0.53
Yeso París 1.40

(*):El cemento de albañilería no está en la tabla pero para mis calculo uso: 0.47 como el cemento
(*) Estos valores y método se han basado en el libro El Calculista de Simón Goldehorn

linea divisoria

EJEMPLOS DE COMO SE CALCULAN LOS MATERIALES POR M³

Ejemplo Uno: Calcular un hormigón estructural: 1:3:3, que significa que se deben colocar 1 balde de cemento, mas 3 de arena, más 3 de piedra partida.

El volumen aparente de esta mezcla será 1+3+3=7 y siempre se estima un 9% de agua, es decir, para este caso el 9% de 7 es 0.63, por lo que el volumen aparente de esta mezcla será: 7+0.63=7.63 unidades (baldes, canastos, m3, etc)

Ahora para obtener el volumen real de la mezcla hay que recurrir a los coeficiente de aportes antes indicado y afectarlo a cada material interviniente, en este caso es:

Cemento 1 x 0.47=0.47

Arena     3 x 0.63=1.89

Piedra    3 x 0.51=1.53

El total es ahora: 0.47+1.89+1.53=3.89 y se le suma el agua (0.63), lo que dá: 4.52 unidades.

Entonces, ahora para calcular los materiales por m3 de mezcla es:

1m3 de cemento pesa 1400 Kg. que dividido este volumen real (4.52) dá: 310 Kg. es decir unas 6 bolsas por m3.

3m3 de arena dividido este volumen real es:0.67 m3 de arena

Y para los 3m3 de piedra partida es también 3/4.42= 0.67 m3.

Por lo tanto para hacer 1 m3 de hormigón 1:3:3 se deben mezclar:
309 Kg. de cemento (6 bolsas)
0.67m3 de arena
0.67m3 de piedra partida.

Ejemplo Dos:

Calcular una mezcla para mortero 1/4:1:3:1 significa: 0.25 de cemento,1 de cal en pasta hidratada,3 de arena y 1 de polvo de ladrillos.

Volumen aparente:0.25+1+3+1=5.25 + 9% de agua=5.72 unidades

Volumen real: 0.25 x 0.47 + 1 x 1 + 3 x 0.63 + 1 x 0.53 = 3.54 + 0.47 del agua= 4.012 unidades

Entonces es:

Cemento (0.25 x 1400)/4.012= 87 Kg.

Cal Hidraulica (1 x 600)/4.012=150 Kg.   (Para 1m3 de cal en pasta se usa unos 600Kg.)

Arena (3/4.012)= .75 (no hace falta el peso especifico porque la arena se vende por m3)}

Polvo ladrillo (1/4.012)=0.25 (idem. a la arena)

Entonces para esta mezclas es:
87 kg. de cemento,
150 Kg. de cal,
0.75m3 de arena y
0.25 m3 de polvo de ladrillos.

PESOS ESPECÍFICOS DE LOS MATERIALES DE CONSTRUCCIÓN (Kg./m3)

Arena seca1450
Arena naturalmente humeda1650
Arena muy mojada2000
Cal viva en terrones900-1100
Cal hidráulica viva, en polvo850-1150
Cal en pasta1300
Cemento Portland1200-1400
Cemento Blanco1100
Cemento fraguado2700-3000
Escorias de Coque600
Canto Rodado (Grava)1750
Hormigón armado2400
Hormigón de Cascotes1800
Ladrillos Comunes1350-1600
Ladrillos de Maquina1580
Mampostería de Piedra2250
Mármol2700-2800
Mortero de Cal y Arena fraguado1650
Mortero de Cemento, Cal y Arena fraguado1700-1900
Nieve suelta150
Nieve congelada500
Papel en libros1000
Polvo de ladrillos de demolición1000
Porcelana 2400
Tierra arcillosa seca1600
Tierra Humeda1850
Tiza1000
Yeso en polvo1200

CALCULO ONLINE DE LOS MATERIALES SEGUN EL TIPO DE PARED

 

Proceso de Elaboración del Cemento Portland

Bajar Un Software Para Calcular Dosificaciones de Mezclas y Hormigones

ALGO MAS SOBRE EL HORMIGÓN….

HORMIGÓN: Mezcla de cemento, arena, grava o piedra triturada y agua. El cemento portland, que es el más importante componente del hormigón, puede adquirirse con facilidad, ya que existen numerosas fábricas que lo producen y lo distribuyen ampliamente. Por lo general, los otros componentes se hallan cerca del lugar de construcción.

El hormigón se prepara casi siempre en el mismo lugar de la obra. Después de mezclado, con una sustancia plástica a la que es posible darle con facilidad la forma que se desea. Sin embargo, después de fraguado adquiere una consistencia dura y resistente, por lo que soporta la acción del fuego y del agua, así como las inclemencias del tiempo y las presiones inertes y continuas.

Es por esto que se emplea mucho en la construcción de edificios, carreteras, pistas de aeropuertos, puentes, redes de alcantarillado y otras obras en las que los factores duración y resistencia son primordiales. Se usa también en la fabricación de partes prevaciadas, tales como bloques de construcción, y conductos para agua y desagüe. Se puede decir que el empleo del hormigón no tiene límites. Como quiera que se endurece al contacto con el agua, se utiliza en la construcción de muelles y espigones. Aun se emplea para hacer barcos durante contiendas bélicas prolongadas, cuando por lo general existe gran escasez de acero y mano de obra especializada. Los componentes del hormigón (cemento, arena, cascajo y agua) deben mezclarse en determinadas proporciones.

Durante la operación de mezcla, se produce una reacción química entre el cemento y el agua formando una pasta que al recubrir las partículas de arena y de cascajo hace que éstas se liguen entre sí y constituyan una masa sólida.

Para obtener una buena mezcla se deben seguir ciertas reglas. La más importante es no emplear mucha agua, puesto que la consistencia del hormigón se debe en gran parte a la fuerza adhesiva de la pasta formada por el cemento y el agua. Si se emplea esta última con exceso, la pasta de cemento resulta acuosa y débil. En cambio, si se ponen las cantidades adecuadas, la pasta liga bien el cascajo y la arena, resultando una masa fuerte y compacta.

El hormigón es muy resistente a la compresión, pero carece de elasticidad. En vista de que ciertas construcciones de hormigón (puentes, edificios, etc.) están sometidas tanto a esfuerzos de compresión como de tracción, se refuerza la masa de hormigón con barras o mallas de acero, para obtener un material de alta resistencia a la compresión y a la tracción. Este recibe el nombre de hormigón armado, y se emplea tanto en la construcción de partes simples como en obras de la magnitud de un rascacielos.

UNA CURIOSIDAD DEL TEMA…

«Hace unos dos mil años, los albañiles emplearon materiales, avanzadísimos entonces, en la enorme cúpula de hormigón que coronaba un nuevo templo de la capital del Lacio. Hoy, el techo del Panteón sigue entero. Se está endureciendo, ya que los compuestos de calcio de la estructura reaccionan gradualmente con el dióxido de carbono para formar caliza y otros minerales cuya resistencia supera la del hormigón.»

Basado en estas apreciaciones, el ingeniero estadounidense Roger H. Jones patentó en 1996 un método que permite acortar, desde miles de años hasta minutos, el proceso de endurecimiento, que podría afectar delgadas paredes o gruesas estructuras empleadas para depositar residuos radiactivos. La lentitud de la fragua del hormigón se debe a que el agua tapa los poros del material por donde entraría el dióxido de carbono.

Jones sometió una mezcla de hormigón y cemento Portland a la acción del dióxido de carbono a alta presión y registró lo que ocurría: el gas expulsaba el agua del material y modificaba su composición química. La resistencia del cemento Portland aumentaba en un 84%.

Otras investigaciones permitieron aplicar este método a otros materiales. Las experiencias demuestran que cuando la presión se eleva a 75 atmósferas y la temperatura a 31 °C, el dióxido de carbono tiene la densidad de un líquido, pero mantiene la compresibilidad de un gas. En este estado llamado supercrítico, el dióxido carece de tensión superficial y puede penetrar los poros y grietas de una sustancia sin encontrar resistencia.

Una aplicación posible sería tratar con dióxido de carbono a presión las cenizas producidas en las centrales de carbón, previa mezcla con silicato de sodio, óxido de calcio y agua. En un principio, la pasta obtenida es un material débil y soluble en agua, pero al hacerla reaccionar con el dióxido de carbono supercrítico se hace resistente, estable e insoluble en agua. Su resistencia es comparable al cemento mezclado con fibra de vidrio: se construyó un pequeño muro con una abertura cuadrada de 30 cm de lado que resistió un peso de 240 kilogramos.

Lo ideal sería instalar una planta de procesamiento de las cenizas cerca de una central térmica: de este modo se evitarían los vertederos de cenizas, se dispondría de electricidad barata para alimentar la planta y se podría aprovechar el calor desperdiciado en la chimenea.

El proceso elimina de la atmósfera un gas, que en exceso se considera contaminante ambiental y que además recicla las cenizas. También se ha demostrado que en el momento de tratar el cemento con el dióxido supercrítico pueden agregarse metales o plásticos y, de esta manera, mejorar la flexibilidad, la durabilidad o capacidad de conducción eléctrica.  Fuente: Investigación y Ciencia, N.° 245

Fuente Consultada:
Lo Se Todo Tomo I
Enciclopedia BARSA Tomo 8
QUÍMICA I Polimodal Alegría-Bosack-Dal Fávero-Franco-Jaul-Ross

La Muralla China Lucha contra los mongoles Historia La Defensa

LA MURALLA CHINA: HISTORIA DE SU CONSTRUCCIÓN Y EVOLUCIÓN

Los principios de la construcción de la Muralla China fueron defenderse de los ataques nómadas de los pueblos del norte. Aunque se construyo en varias etapas, la primera etapa fue construida por instrucciones de Qin Shi Huangdi, también Shi Huangdi, o Ts’in She Huang-Ti (259-210 a.C.), primer emperador de China y fundador de la dinastía Chin.  (Ver: Ejercito de Terracota)

Se habla de 400.000 personas laborando en la construcción durante el reinado de Qin Shi Huanti y sus descendientes, no obstante, la Gran Muralla siguió creciendo durante mas de 1500 años, con distintos materiales y características dependiendo de la región, Los gobernantes de la dinastía Han, siguieron conservando y alargando la muralla. Su construcción cesó definitivamente en el siglo XVII durante el predominio de la dinastía Ming.

Al parecer utilizando a esclavos y reclutas como mano de obra. Se llevo a cabo esta gran obra, en los primeros relatos de jesuitas que visitaron el lugar se habla de lo cruel y despiadado del trato a los esclavos, decían que si quedaba un hueco por donde pudiera  pasar un clavo, sus cabezas rodaban por el suelo frente a  todos los demás reclutas para que así estuvieran advertidos.

Tambien existen leyendas de las viudas que tenían que llorar la muerte de sus esposos que principalmente morían por el interminable esfuerzo y por los malos tratos de los vigilantes, por ejemplo la de la viuda  -Chiag Un esperaría diez años el regreso de su esposo, hasta que, en un arranque de valor, fue a buscarlo. Los soldados que montaban la guardia le contestaron, riendo, que su esposo había muerto, y que si quería verlo de nuevo tenia que demoler la muralla ella sola. Entonces se dirigió llorando hacia los dioses y lloro tanto y tanto que las lagrimas socavaron el pie de la muralla y esta se derrumbo, apareciendo entre las piedras el cuerpo de su esposo.

Se dice que la quinta parte de la población china contribuyó en diferentes épocas en la construcción de la Gran Muralla y que muchos de los cuerpos de los obreros que murieron, añaden documentos históricos, sirvieron para amortizar el peso de las piedras. La Gran Muralla, que atraviesa montañas y ríos, sigue siendo una de las grandes maravillas del mundo y muchas de las piedras que se emplearon en su construcción miden más de dos metros y sobrepasan la tonelada de peso.

Los historiadores hacen referencia a grabados en los que se describen a grupos de obreros llevando las piedras en los hombros y a carretas de burros arrastrando pesadas cargas. Según los expertos, con el número de piedras y lozas empleadas en la construcción de la Gran Muralla se podría haber erigido una muralla de cinco metros de alta y un metro de ancho alrededor de la Tierra.

La parte más famosa de la Gran Muralla, que se encuentra cerca de Beijing, en la localidad conocida como Badaling, fue construida durante la dinastía Ming (1368 a 1644 D.C) y es considerado patrimonio de la Humanidad.

El muro tenia una altura de siete u ocho metros, llegando a diez en algunos puntos con una anchura de siete metros  en la base y seis en la cresta, los pisos eran a base de una mezcla de piedra y un mortero compactados con rodillos hechos con troncos de árbol en cuatro o seis capas, se ponían torres a unas distancias regulares según la inclinación del terreno, estas tenían unas terrazas para hacerse señales ópticas de una a otra, los pisos se pavimentaron y tenían muy buena circulación, también evitaron las escaleras  y pusieron rampas, lo que nos dice que se utilizaba como vía de comunicación

Fue utilizada para trasladar personas y armamentos a gran velocidad de un lado a otro, también se transportaron caravanas que iban desde las enormes ciudades chinas hasta el golfo pérsico  y desde quí a los puertos del mediterráneo oriental, de esta manera tenían acceso a los mercados europeos.

El nuevo régimen chino muy atento a los símbolos del pasado considerados como símbolos de la creatividad y del sufrimiento popular, pero absorbido por problemas más importantes, no ha sido considerado entre sus objetivos más importantes la reconstrucción de la muralla.Los trabajos parciales efectuados hasta ahora se han concentrado en tres puntos principalmente: los pasos de shan-hai Kuan y de Chia-Yu Kuan y el fuerte de Ba-Da Ling.

Dicen los chinos que su gran muralla es la única construcción terrestre visible desde la luna. Es mucho afirmar, porque los astronautas que han ido a la luna no lo han confirmado.

Por sus dimensiones la gran muralla  nos dice que es una construcción para defensa por excelencia aunque como barrera dejo que desear ya que cumplió su función solo con bandoleros que venían desde lejos, pero cuando se trataba de ejércitos bien organizados esta fue rápidamente superada.

En un articulo de internet dice que expertos chinos han descubierto recientemente que la Gran Muralla es 300 años más antigua de lo que se pensaba, y que su primera construcción se remonta a más de 2500 años, informaron los investigadores.

Hasta ahora, los expertos declaraban que la Gran Muralla había sido construida durante el reinado del Emperador Qin Shihuang (221 a 207 AC), uno de los más famosos monarcas chinos, pero acaban de encontrar restos de la Gran Muralla en la provincia de Shandong (noreste), donde gobernó la dinastía Qi (770-476 A.C). La parte de la Gran Muralla construida bajo el reino de Qi empieza en un pequeño pueblo del Condado de Changqing, en la provincia de Shandong, y sigue hasta el mar, donde termina cerca de la ciudad de Qingdao, recorriendo un total de 620 kilómetros.

Según los estudios, este tramo de la muralla tenía 12 desfiladeros, nueve puertas, 50 torres y 12 faros, y se tardó 170 años en su construcción, para fortificar el sur del reino de Qi. La fuente agregó que el Estado de Qi era uno de los más poderosos de su época y que mandó construir la primera parte de la Gran Muralla para protegerse de otros siete reinos con los que combatía por la hegemonía de la nación, y que eran Chu, Yan, Han, Zhao, Wei y Qin.

Tambien en otro articulo, decía que existe otro tramo que pertenece a la muralla y que no se había descubierto. El tramo adicional se encuentra en la zona desértica de Lop Nur, en la región autónoma noroccidental china de Xinjiang, hasta ahora conocida por ser el lugar elegido por el Gobierno de Pekín para realizar pruebas nucleares.

El presidente de la Sociedad China de Patrimonio Cultural y máxima autoridad en lo que a la Gran Muralla se refiere, Luo Zhewen, asegura que el tramo pertenece «sin duda alguna» al muro defensivo que atraviesa China de este a oeste, ya que consiste en la muralla de la ciudad y las torres de vigilancia, formando un completo sistema defensivo.

Dicha muralla es idéntica a las secciones del paso Jiayu y del paso Yumen en términos de estilo y funciones arquitectónicas, aunque el tramo recién encontrado fue construido con grava amarilla y ramas de jara. (En Este Sitio Ampliar Este Tema)

ALGO MAS SOBRE EL TEMA

Las murallas chinas de la dinastía Qin se construyeron levantando vallas paralelas hechas con postes y tablas y llenando de tierra es espacio entre ellas. Se echaba una capa de tierra de 8 a 10 centímetros y se apisonaba con mazos antes de añadir la siguiente capa. Durante el período Ming se utilizaron métodos similares, pero aumentando el grosor de las sucesivas capas de tierra a unos 20 centímetros. Está técnica se utilizaba mucho en China para construir los muros de las casas.

Las secciones de piedra se construyeron allanando primero el terreno y colocando una serie de losas de piedra a manera de cimientos. A continuación, se levantaban las paredes exteriores de la muralla, llenando el hueco entre ellas con piedras pequeñas, escombros, cal y tierra. Cuando la muralla alcanzaba la altura suficiente, se añadía una cubierta de ladrillo, inclinada en las pendientes suaves o escalonada en las laderas de más de 45 grados.

Una de las características más notables de la Gran Muralla es la manera en que aprovecha las posibilidades defensivas del terreno, curvándose para seguir los accidentes naturales y dominando las alturas. En los puntos clave se construyeron fortalezas y atalayas para vigilar el territorio. Estos eran los lugares por donde más probable era el ataque enemigo: pasos de montaña, cruces de carreteras o meandros de un río en territorio llano. Según una enciclopedia del período Tang, «las torres deben construirse en lugares cruciales de las altas montañas o en las curvas en terreno llano».

Aunque la muralla tenía una función defensiva y utilitaria, muchos de sus detalles están diseñados con verdadero estilo. Las torres, las puertas y las fortalezas son con frecuencia muy hermosas y presentan una gran variedad de estilos arquitectónicos. A lo largo de la muralla había, además, templos y santuarios, casas de té y torres de reloj.

La muralla tiene una altura de 6 a 9 metros, con una anchura de 7,5 m. en la base y mas estrecha, unos 6 metros en lo alto. No forma una única línea, ya que incorpora una serie de levantadas por sucesivos gobernantes. He aquí la forma aproximada de la muralla.

Grandes Obras de Ingenieria Maravillosas Construcciones Civiles

Grandes Obras de Ingenieria Maravillosas Construcciones Civiles

REFLEXIONES SOBRE LAS GRANDES OBRAS DE INGENIERÍA La edificación de obras civiles y viales como puentes, viaductos o túneles, verdaderas «obras de arte», suponen una lucha continua con los accidentes del terreno. Es cierto que una carretera secundaria, perdida entre los árboles y trazada siguiendo los meandros del río encajado en un valle, no cambia el paisaje, puesto que se amolda a él.

Pero si imaginamos una autopista que atraviesa un bosque molestando e incluso impidiendo la libre circulación de la fauna, vemos cómo el equilibrio entre los animales y el medio ha quedado roto. Igual ocurre con un túnel bajo una gran montaña—como el del Mont Blanc—, que si no altera en nada la belleza de la misma, sí modifica las relaciones del hombre con ella, aboliendo una barrera antaño muy difícil de franquear.

De hecho, lo más importante aquí es la modificación de las relaciones entre el hombre y la naturaleza. Una carretera o una estación bastan para sacar a una ciudad o a una aldea de su aislamiento, permitiendo a sus habitantes contactos o intercambios económicos más frecuentes con el resto de la comarca y del país.

Las presas o embalses, sobre todo si son de grandes dimensiones, modifican singularmente el paisaje. De un valle más o menos encajado o de una depresión natural surge un lago. Campos, bosques, granjas, a veces incluso hasta aldeas enteras desaparecen bajo las aguas. Se rompe el curso natural, la fantasía de un río de montaña. El agua viva es puesta al servicio del hombre, mientras casas que parecían colgadas sobre áridas pendientes se encuentran bruscamente a orillas de un lago. Incluso, en ciertos casos, algún castillo medieval, verdadero nido de águilas dominando el paisaje, se ha convertido de pronto en solitaria construcción sobre una casi isla.

La presencia así como el funcionamiento de una presa influyen sobre la vida económica y social de una región. Su edificación plantea a veces dolorosos problemas humanos. Es un verdadero drama para los habitantes de una aldea perdida en un valle, tener que abandonar sus casas, su iglesia, su cementerio y ver desaparecer bajo las aguas el lugar donde habían nacido, donde habían crecido, donde habían trabajado.

Pero una vez acabada, la presa es creadora de riqueza. Su labor principal, para la que ha sido construida, es la producción de electricidad. Se le añade, pues, automáticamente una central hidráulica. Esta explotación de la «hulla blanca», trae a menudo como consecuencia la creación de fábricas — químicas, electrometalúrgicas — que utilizan la energía eléctrica. Así, los agricultores, a los que la mecanización del campo, la disminución de las necesidades de mano de obra hubieran obligado a expatriarse, encuentran la ocasión de emplearse como obreros en su misma región.

Igualmente, es lógico que si alguna ciudad, por los trabajos de su universidad o de sus institutos, destaca en el dominio de la electricidad o la electrónica, sea debido a su privilegiada situación en una provincia en la que la producción de la «hulla blanca» sea importante.

Las presas desempeñan además otro cometido. Regulan el riego de las tierras. Contribuyen a fertilizar los terrenos río abajo. En África, India o Indonesia permiten a menudo a los campos que riegan, producir una cosecha suplementaria cada año. Finalmente, al formar lagos artificiales, se convierten en puntos de atracción turística, ofreciendo a los amantes la posibilidad de practicar la pesca, la natación, la vela, el fuera borda o el esquí náutico. También en este aspecto son creadoras de riqueza.

La conquista de la energía ha modificado singularmente las condiciones de trabajo. Es un hecho bien conocido que ha liberado al hombre de numerosas tareas serviles y penosas. Allí donde en la antigüedad o la Edad Media eran necesarios años y centenares de esclavos o de siervos, encorvados bajo pesadas cargas, sudorosos y jadeantes como animales, para construir puentes o edificar palacios, los bulldocers, los camiones, las grúas, en resumen las nuevas técnicas, simplifican el manejo de los materiales, aceleran el ritmo de la construcción y no exigen más que la presencia de un reducido número de obreros en la construcción.

Podríamos decir que la máquina libera al hombre y que todo es bueno en el mejor de los mundos. Sin duda. Pero la realidad no es tan simple. Cada nueva etapa en el desarrollo de la técnica ha planteado problemas que no eran sólo de orden científico, sino también humano. En efecto, la aparición de una nueva máquina cambia las condiciones de producción, exigiendo nuevos métodos de trabajo, es decir, una cualificación diferente por parte de los obreros.

En los primeros tiempos de la mecanización, los trabajadores temían el paro obrero. Las razones por las que los marinos destruyeron el primer barco equipado con motor de vapor, por Denis Papin; por las que algunos obreros sembraron de adoquines las carreteras para hacer volcar a la diligencia a vapor, de Stephenson; por las que se produjeron aún más graves incidentes cuando comenzaron a trabajar los primeros telares, están bien claras.

Primero, la máquina ejecuta el trabajo de varios hombres. Si una fábrica adquiere una, ello implica la posibilidad de que pueda despedir a algunos de sus trabajadores, que se exponen a verse reducidos al paro. Segundo, toda máquina exige la presencia de alguien que sepa hacerla funcionar. Salvo en el caso de trabajo en cadena, hacer marchar o controlar el funcionamiento de una máquina supone un aprendizaje. Cuando una máquina sustituye a quince operarios, puede que entre ellos no haya ninguno apto para manejarla.

Por ejemplo, cuando los primeros taxis hicieron su aparición, se entabló una reñida competencia con el simón. Como cada año el número de taxis aumentaba, muchos de los cocheros, sobre todo entre los más jóvenes, aprendieron a conducir. Pero la mayor parte de entre los más viejos siguieron desempeñando el único oficio que conocían, viendo disminuir, en muchos casos, el número de sus clientes. Lo mismo ocurrió con los artesanos de las ciudades: herreros, guarnicioneros, zapateros, cesteros, etc., que, víctimas de la mecanización, han desaparecido o se han visto obligados a renovarse.

El problema de la renovación existe también hoy. Surge cuando una técnica o una nueva forma de industria reemplaza a otra. Imaginemos una cuenca hullera de difícil acceso y bajo rendimiento que, por ser ya poco rentable, se decide abandonar. Los mineros que trabajaban allí se ven reducidos al paro. Tienen que buscar trabajo en otro sitio. A veces lo encuentran en otra mina. Pero el porvenir no está en el carbón y además los modernos procesos de extracción permiten reducir al máximo la mano de obra.

Así, incluso si se construye en su ciudad una nueva fábrica—de productos químicos, electrometalúrgicos o electrónicos—o una central nuclear, no es seguro que puedan emplearse. Estas nuevas ramas de la industria, muy automatizadas, exigen de los obreros una especialización y una cualificación muy dura. Por esto cada vez se habla más de entrar en el ciclo, no sólo los obreros, sino también los cuadros de la industria, a los que es importante mantener informados, regularmente, de los avances de la técnica y de los métodos de trabajo que deberán emplear.

Ya no estamos en aquellos tiempos en los que se aprendía un oficio para luego practicarlo de la misma forma durante toda la vida; en los que el artesano y el campesino trabajaban tal como lo hicieron su padre y su abuelo. Hoy hay que estar siempre dispuesto a adaptarse a nuevos métodos.

HISTORIA SOBRE LOS PRIMEROS RASCACIELOS EN EE.UU.

Si por rascacielos se entiende cualquier construcción de dimensiones muy superiores a lo acostumbrado, hay que precisar que el primer rascacielos americano no fue levantado en Nueva York ni en Chicago, sino en la capital federal de los Estados Unidos: nos referimos al monumento a Washington, realizado entre 1848 y 1884 en el centro de la gran organización monumental situada entre el Capitolio y la Casa Blanca.

El inmenso obelisco blanco fue también el edificio más alto del mundo, aunque sólo fuera por pocos años (hasta la realización de la torre Eiffel), siendo 10 metros más alto que la pirámide de Cheops y más de 11 respecto a la cúspide de la basílica de San Pedro, en el Vaticano.

Si, por el contrario, se entiende por rascacielos una estructura de muchos pisos polifuncional, la primacía (aparte de los ejemplos de Nueva York de los años setenta del siglo pasado) corresponde tradicionalmente al Montauk Block, un tosco edificio de ladrillos, de 10 pisos, construido en Chicago por Burnham y Root hacia 1880. Fue precisamente en Chicago, a fines del pasado siglo, donde la gran concentración de establecimientos comerciales e industriales, en reducidas zonas urbanas, dio lugar a que se modificara por primera vez la relación entre el valor de las áreas y su posible explotación arquitectónica. Esto determinó el estudio de nuevas tipologías

constructivas que permitieran la máxima explotación de las distintas zonas y evocasen, al mismo tiempo, características simbólico-representativas precisas. La reconstrucción de la ciudad, realizada por arquitectos como William Le Barón Jenney, W. W. Boyngton, W. Holabird, M. Roche y, sobre todo, L. H. Sullivan, dio lugar a la definición tecnológica y morfológica del rascacielos, tipo de construcción con estructura de acero, fundamentos de pilotaje arriostrado y vidrieras amplias en hilera.

Los ejemplos de rascacielos de este tipo son muy numerosos y se extienden por todos los Estados Unidos, desde Chicago (donde son interesantes el Tacoma Building, de 1889, y el Monadnock Building, de 1891 —ambos de Holabird y Roche—, así, como el Reliance Building, de 1890-95, de Burnham y Root) a San Luis (Wainwright Building, de 1891, de Sullivan y Adler) y a Nueva York, donde, ya en 1913, el Woolworth Building, rascacielos de estilo neogótico construido por Cass Gilbert, alcanzaba la muy respetable altura
de 241 metros.

Y precisamente en la misma ciudad de Nueva York, a principios de siglo, este tipo de construcción ya se aplicaba en vasta escala, hasta el punto de caracterizar definitivamente a la ciudad entera. La síntesis de la evolución tecnológica y de los aspectos formales e innovadores de la segunda generación de rascacielos encuentra en el Lever Building uno de sus momentos más logrados.

Proyectado por el estudio S.O.M., que empezó a trabajar en el campo de la arquitectura en los años treinta, el Lever Building, sede comercial de la Lever Brothers Company, señaló la etapa principal de la actividad profesional de los arquitectos L. Skidmore, Owings y Merrill. Y no sólo por el papel de preponderancia que el edificio tuvo en aquellos años, en la zona de Manhattan, respecto a otras construcciones de numerosos pisos todavía de ladrillo, sino, sobre todo, como prueba de la madurez profesional adquirida por el S.O.M., estudio que anteriormente ya se había distinguido en otras grandes construcciones de notable interés. En efecto, son anteriores al Le ver Building, el Manhattan House, en Nueva York, el Terrace Plaza Hotel, en Cincinatti, el Brooklyn Veterans Administration Hospital y el ambicioso proyecto para la creación de la ciudad de Oak Ridge, en Tennessee, dentro del ámbito del llamado «Manhattan Project».

Procedentes de la nueva «escuela de Chicago» (Skidmore trabajó como proyectista en la exposición de Chicago en 1933), los tres arquitectos habían aprendido y aprovechado con inteligencia las enseñanzas de los dos grandes protagonistas de la arquitectura moderna: Mies van der Rohe y Walter Gropius; esos dos genios se trasladaron a los Estados Unidos tras el triunfo del nazismo en Alemania e introdujeron en su patria de adopción los dictámenes racionalistas de la escuela de la Bauhaus, fundiéndolos con la capacidad expresiva de la tecnología industrial americana.

El primero, por ejemplo, llegó, en 1939, al Illinois Institute of Technology y pronto pudo difundir a través de sus enseñanzas sus propias teorías arquitectónicas y hacer realidad algunos de sus más osados proyectos, como los 860 Kake Shore Drive Ap-partments, en Chicago, en 1948-1951, o los Commonwealth Promenade Appartments, también en Chicago, en 1953. Sin duda, Skidmore, Owings y Merrill expresan en el Lever Building, más que en otras obras, la reciente y sabia adquisición de las nuevas indicaciones tecnológicas y tipológicas de Mies van der Rohe, el genial precursor que ya treinta años antes había proyectado rascacielos para la ciudad de Berlín (1919 y 1921) y para la organización de la Alexanderplatz (1928), proponiendo desde entonces el tema del curtain wall, el muro-cortina, casi impalpable, transparente, constituido por ventanas cubiertas de vidrieras.

El S.O.M. inició su actividad en 1936, cuando Skidmore y Owings se asociaron formalmente; tres años después, Merrill se unió a ellos como limited partner. En un principio, su actividad se desarrolló tanto en el Mídale West como en el este. Su primer encargo importante fue el ya citado proyecto para la ciudad de Oak Ridge, trabajo que supuso notables esfuerzos desde el punto de vista urbanístico y arquitectónico, consiguiendo éxitos muy notables a pesar de que las limitaciones impuestas por la guerra impidieron la utilización de tecnologías particularmente avanzadas.

Ya en el período de posguerra, el estudio conoció una gran expansión, no sólo en lo que respecta a los seguidores, que se multiplicaron en breve tiempo con la llegada de nuevos colaboradores muy destacados, sino también en términos geográficos. Los tres socios abrieron, efectivamente, despachos descentralizados, a los que se confiaron nuevas realizaciones; aparte de la sede primitiva de Chicago, se abrieron filiales en Nueva York, en Oak Ridge, en San Francisco de California y en Portland, en Oregón.

A pesar de ese proyecto de descentralización, los resultados arquitectónicos de los proyectos de S.O.M. mantuvieron siempre una línea muy personal, constante y homogénea en el tiempo. Lo mismo que otras grandes firmas constructoras mundiales, el S.O.M. confirma aún hoy su capacidad de mantener a un alto nivel cualitativo sus propias creaciones, aportando al mismo tiempo contribuciones originales e innovadoras a la investigación.

Esta contribución, que el historiador de la arquitectura, H. R. Hitchcock, pone de relieve en una monografía dedicada a la actividad del estudio en los años 1950-1960, se ve confirmada por la más reciente realización del S.O.M.: la Torre Fiat, en París. Esta obra, considerada como el mejor edificio construido en Francia desde la muerte de Le Corbusier, aporta una original solución al problema de la fachada, tema que desde siempre ha constituido uno de los puntos neurálgicos de la investigación del S.O.M.

EL LEVER BUILDING

El Lever Building, prueba palpable de esta investigación, fue edificado en 1951-52 en una zona de Manhattan en la que aún existían antiguos edificios comerciales sólidamente construidos en ladrillo. Su aislamiento formal se ve acentuado por la localización de la torre sobre una parte de la parcela disponible.

El edificio se compone de dos bloques contrapuestos, uno de los cuales ocupa toda la parcela, sirviendo de base al segundo, más alto, que cubre tan sólo un cuarto de la misma parcela. Como elemento de enlace entre las dos partes se abre una plazoleta elevada y al descubierto, en parte acondicionada como zona verde y de descanso y que hace las veces de futro entre el intenso tráfico de la calle y los accesos al edificio comercial.

En la base se encuentran oficinas públicas, una sala de exposiciones de maquinaria industrial y una zona destinada a self-service \ cafetería. La torre, por su parte, alberga grandes zonas para oficinas «open space». es decir, desprovistas de tabiques de separación entre un local y otro, además de sectores destinados a oficinas de dirección. La zona de servicios se encuentra acoplada, piso por piso y por una misma parte, formando un bloque vertical muy unitario desde el punto de vista formal.

La ordenación interna no es obra del S.O.M., pero indudablemente ya fue estudiada en la fase de proyecto a fin de que permitiera la creación de nuevas áreas funcionales, diversificadas a nivel estándar y de calidad ambiental. En el exterior, por el contrario, el valor delcurtain wall se alcanza con particular gusto cromático: la armazón de la estructura, de acero pulido, y el vidrio verde de las ventanas otorgan un aspecto de transparencia y de protección muy equilibrados frente a la luz del sol. Completamente cerrado, el revestimiento exterior del Lever Building determinó, en aquellos años, la introducción de algunos elementos que más tarde se convirtieron en típicos del edificio comercial: aire acondicionado, iluminación artificial en los pisos más bajos y luz natural filtrada a través de las superficies de vidrio en los pisos más altos.

No obstante, no cabe duda de que con el Lever Building, el S.O.M. se encontraba aún en los comienzos de su labor de investigación en el campo de la proyección arquitectónica de grandes complejos industriales y comerciales. Más tarde, el estudio ha realizado muchos otros edificios en América y en el extranjero, entre los cuales los más significativos son: el Inland Steel Building, en 1957, el Equitable Building, en 1965, en Chicago; la John Hancock Tower, en 1968, también en Chicago, y la Sears Tower, en 1974, asimismo en Chicago. Hoy día, en el mundo de la arquitectura, el S.O.M. constituye un fenómeno muy personal (no desprovisto de polémicas): caracterizados por una elevada dosis de profesionalidad, sus exponentes pueden afirmar con convicción que no tienen nada que envidiar a la investigación universitaria, a la experimentación hecha «en la mesa de dibujo» pero desprovista de verificaciones concretas.

Si se compara el alto nivel de su cultura arquitectónica con su estructura interna fuertemente burocratizada, el caso del S.O.M. resulta inexplicable en muchos aspectos. Pero, a este respecto, puede ser expresiva la opinión emitida por el arquitecto español, Oriol Boñigas, a propósito de la más reciente realización del equipo estadounidense, la citada Torre Fiat en París: «Quizá su secreto consista en el tipo de diseño elegido en el momento de la creación del estudio, un diseño en el que aportaciones cambiantes y sucesivas confluyen siempre dentro de una óptica estrictamente definida en términos tanto conceptuales como estilísticos. Dentro de este marco, las últimas obras realizadas en Chicago y Nueva York han sido innovadoras y constituyen ya puntos de referencia para el diseño arquitectónico de estos últimos años.»

Fuente Consultada: Maravillas del Mundo Tomo N°6 Edificio Lever Building

MARAVILLAS DE LA INGENIERÍA SUBTERRÁNEA
Europa: Túnel del Támesis, Londres, Inglaterra.
El túnel que conecta Wapping con Rotherhithe marcó un hito en la historia de la ingeniería. Fue el primer túnel subacuático y el primero en construirse con un blindaje de protección, que más adelante se convirtió en el método habitual para excavar túneles. El blindaje tiene la función de proteger el techo y las paredes del túnel hasta haber terminado el revestimiento de ladrillo, y facilitar la excavación manual o mecánica. El mérito de estas innovaciones corresponde a Marc Brunel y a su célebre hijo, Isambard Kingdom Brunel, que a la edad de 20 años era ya ingeniero jefe.

 Túnel del Támesis, Londres, Inglaterra.

Los Brunel iniciaron las obras en marzo de 1825, abriendo un pozo en Rotherhithe, donde instalaron el blindaje del túnel. El progreso fue más lento de lo que se había esperado, debido en parte a dificultades del terreno, por culpa de las cuales el trabajo se desarrollaba en condiciones muy perjudiciales para la salud. Se produjeron, además, dos inundaciones, la segunda de las cuales estuvo a punto de acabar con la vida del joven Brunel, que obligaron a interrumpir las obras por falta de fondos. Un crédito del gobierno permitió reanudarlas al cabo de siete años.

Para entonces, Marc Brunel había perfeccionado el diseño del blindaje y consiguió que el túnel llegara a Wapping en 1843. Pronto se convirtió en una atracción turística, local para exposiciones de arte y mercados, y paso de peatones para cruzar el río. Su elevado coste y reducidos beneficios obligaron a la empresa a vendérselo en 1865 a la compañía ferroviaria East London Railway, que lo adaptó para el paso de trenes de vapor. En la actualidad, los túneles gemelos todavía son recorridos por trenes eléctricos subterráneos.

Metro de Moscú, Rusia, CEI.
Moscú posee el tercer sistema de ferrocarril metropolitano más grande del mundo, con una longitud total de 212 kilómetros. La primera sección, construida por el método de abrir y cubrir, se inauguró en 1935. Las obras se realizaron prácticamente sólo con pico y pala, bajo la dirección del futuro líder soviético Nikita Kruschev. Durante la segunda guerra mundial, los 25 kilómetros de líneas ya terminadas se utilizaron como refugio antiaéreo, lo mismo que el metro de Londres. Las obras de construcción continuaron durante la guerra, y el primer túnel profundo se inauguró en 1943. Posteriormente, se han construido líneas a profundidades de 30 a 48 metros, superiores a las de los túneles más profundos del metro de Londres.

METRO EN RUSIA

El metro de Moscú tiene fama por la opulencia de algunas de sus estaciones y por lo espacioso de éstas; algunas están decoradas con mármol, molduras de escayola, lámparas colgantes y murales. A pesar de ser el sistema con más pasajeros del mundo —unos 2.500 millones al año—, puede que sea el más limpio: es raro ver en él basura o pintadas.


CONSTRUCCIONES ASTRONÓMICAS
Europa: Telescopio William Herschel, La Palma, Islas Canarias, España.

Instalado por encima de las nubes, a más de 2.400 metros de altitud en la isla volcánica de La Palma, este telescopio de espejo único es el tercero más grande del mundo, y el más potente. Su nombre rinde homenaje al famoso astrónomo del siglo XVIII. Se trata de un telescopio de altazimut, controlado mediante miniordenadores y atendido y sostenido por 10.000 toneladas de equipo. Su construcción duró doce años y terminó en 1987.

TELESCOPIO EN CANARIAS, HERSCHEL


El espejo, de 17 toneladas y 4,5 metros de diámetro, está hecho de cristal cerámico especial, no dilatable, pulido con una precisión de una diezmilésima de milímetro y revestido de una película de aluminio que pesa medio gramo. El telescopio es tan sensible que podría detectar la llama de una vela a 160.000 kilómetros de distancia, y se utiliza para captar fotones —partículas de luz—, desviándolos hacia una multitud de aparatos detectores, que proporcionan a los astrónomos información sobre objetos espaciales increíblemente lejanos.

El más importante de estos instrumentos es el espectrógrafo, que descompone la luz en sus diversos colores; por la desviación de la franja de color hacia uno u otro extremo del espectro, los astrónomos pueden saber si una estrella se está acercando a la Tierra o alejándose de ella.

Principales Obras Civiles Argentinas Puentes Argentinos Represas

DESTACADAS OBRAS CIVILES EN ARGENTINA

Principales Obras Civiles Argentinas Puentes Argentinos RepresasPrincipales Obras Civiles Argentinas Puentes Argentinos RepresasPrincipales Obras Civiles Argentinas Puentes Argentinos Represas
«Tren a las Nubes»Represa «Yaciretá»Represa «Salto Grande»
Principales Obras Civiles Argentinas Puentes Argentinos RepresasPrincipales Obras Civiles Argentinas Puentes Argentinos RepresasPrincipales Obras Civiles Argentinas Puentes Argentinos Represas
Chocón-Cerros ColoradosPuente: Zarate-B. LargoCentral Atucha I
Principales Obras Civiles Argentinas Puentes Argentinos RepresasPrincipales Obras Civiles Argentinas Puentes Argentinos RepresasPersonalidades
Argentinas
Túnel SubfluvialPuente:Chaco-Corientes Científicos Argentinos

LA OTRA CARA DE LA MISMA ARGENTINA: Una de las grandes contradicciones nacionales es que en la Argentina, al mismo tiempo que se hicieron muchas obras, y aun hay muchas para hacer, hay también demasiadas obras que comenzaron a construirse y se interrumpieron. También hubo otras que debimos adaptarnos al estado en que fueron abandonadas, y finalmente otras que se reconstruyeron luego de varios años de su abandono.

LAS AUTOPISTAS A NINGUNA PARTE
La construcción de autopistas en la Argentina, llena varios capítulos de la historia de lo inconcluso. A fines de los años cuarenta el ingeniero Olimpo Lauro Laura publicó varios trabajos en la revista del Centro Argentino de ingenieros en los que proponía la construcción de una serie de autopistas en la ciudad de Buenos Aires. Si bien entonces no se hizo nada, la idea fue rescatada por su hijo Guillermo en el libro La ciudad arterial, publicado en 1970. Entretanto, durante los años cuarenta, se encaró la construcción del Acceso Sudeste a la Capital, que partía del Puente Nicolás Avellaneda de la Boca, inaugurado poco antes.

El primer paso fue construir varios puentes aislados en el Dock Sud, Sarandí y Villa Dominico que deberían haber sido unidos por un terraplén que nunca se hizo. Como consecuencia durante décadas debajo de estos puentes, que fueron utilizados como símbolo en la novela de Jorge Asís La calle de los caballos muertos, se juntó basura y vivieron homeless. Finalmente el acceso se construyó, con otra traza, y la mayoría de estas obras fueron dinamitadas.

Independientemente de esta realidad, la idea de que había que construir autopistas estaba encarnada en la sociedad y la política, al punto que durante muchos años existió un impuesto específico, el «Fondo Nacional de Autopistas», que gravaba los automotores, pero que no sirvió para su destino original, habiendo sido desviados los dineros hacia otros usos.

Guillermo Laura, que volvió al ruedo como secretario de Obras Públicas del intendente Osvaldo Cacciatore, desempolvó el proyecto familiar, y casi sin modificaciones comenzó a ponerlo en práctica, sin reparar en que algunos detalles — sobre todo los accesos y lo que tiene relación con el impacto ecológico— eran obsoletos. De todo lo proyectado sólo se completó el tramo que va desde la avenida Madero hasta la avenida General Paz, quedando muchos trabajos a medio hacer o incompletos contribuyendo al sufrido paisaje del Buenos Aires inconcluso.

La denominada autopista 9 de Julio se licitó sin traza, con la esperanza de poder ocupar terrenos públicos para su desarrollo, lo que incluía mover las vías del ferrocarril Belgrano y achicar el Aeroparque. Se pudo completar el sector Riachuelo – Constitución, y muchos años después un tramito que hoy se llama Autopista Illia.

El resto de la obra sigue en veremos. En la medida en que esta obra se licitó y no se pudo terminar por incumplimiento del Estado en liberar el terreno, sería interesantísimo conocer lo que se gastó en ella por este motivo. También hay un tramo de viaducto que corta la avenida Fernández de la Cruz a la altura del Parque de la ciudad que estuvo abandonado durante muchos años y que ahora se está completando.

Otro capítulo de las autopistas metropolitanas es la que debería haber corrido desde el encuentro de la General Paz con la Panamericana hacia el centro de la ciudad. Se expropiaron unas veinte hectáreas hasta la esquina de Donado y Quesada, se demolió parte de las construcciones de la traza, pero no se construyó nada. Algunos edificios luego fueron intrusados, generando los clásicos conflictos sociales en un barrio que nunca se imaginó ese destino, y recientemente la ciudad habilitó en ese espacio una avenida ancha a nivel, que esquiva prolijamente los edificios intrusados remanentes, y que en el fondo no es ni chicha ni limonada.

Otra referencia a las autopistas inconclusas tiene que ver con el proyecto de hacer una aeroisla en el río de la Plata, que con diversas variantes, se remonta a los años treinta. Jamás se comenzó ningún trabajo, aunque hay varios proyectos, todos incompletos. Lo curioso es que a principios de los años setenta, cuando se construyó el puente que enlaza la avenida Lugones con la avenida General Paz, en el límite de la ciudad, se tuvo en cuenta que existía la previsión de hacer una aeroisla, y éste se dimensionó para empalmar con una futura vía que llegaría hasta allí.

Treinta años después estas salidas están siendo utilizadas para empalmar con otro proyecto vial distinto del original. Fuera de la ciudad de Buenos Aires, es llamativo el remate de la ruta 2, convertida recientemente en una multitrocha que une Florencio Várela con Carnet, y fue financiada por la provincia de Buenos Aires. El último tramo, el acceso a la ciudad de Mar del Plata, que debería haber sido materializado por ésta nunca se hizo, y hoy tenemos casi cuatrocientos kilómetros de ruta de cuatro carriles que terminan en un camino vecinal que incluye hasta lomos de burro.

Fuente Consultada: Todo es Historia N°392 Marzo 2000 – Nota: La Argentina Inconclusa