Figuras Curiosas de la Historia

Historia del Cid Campeador Biografía de Rodrigo Díaz de Vivar

Historia del Cid Campeador
Biografía de Rodrigo Díaz de Vivar

Rodrigo Díaz de Vivar fue el guerrero castellano medieval que pasó a ser conocido por la historiografía, la literatura y la leyenda como El Cid, o también como El Cid Campeador. Gran caballero castellano. Símbolo de la hidalguía, de la valentía heroica y caballeresca. Dotado de un profundo sentimiento cristiano-español. Protagonista de la mejor poesía épica castellana con vigencia inclusive hasta fines del período romántico.

Inspirador de incontables poemas, obras dramáticas, historias, ensayos, crónicas…  Sirvió a los reyes cristianos Sancho II y Alfonso VI, pero también al rey taifa musulmán de Zaragoza. Impidió la expansión almorávide hacia Aragón y Cataluña conquistando y dominando Valencia. El Cantar de mío Cid, del que es su protagonista, escrito probablemente hacia 1207, es el paradigma de la épica castellana medieval.

Durante siglos se creyó que el Cid Campeador, Rodrigo Díaz de Vivar, fue un personaje «inventado» por poetas juglares para protagonizar gestas admirables en la historia de Castilla. ¿Por qué tal creencia? Seguramente porque el primer testimonio que se tuvo del Cid fue el llamado Cantar o Poema de Mío Cid, escrito hacia el año 1140 y conservado en copia realizada —1307 — por un tal Per Abat, en códice encontrado y publicado — 1779— por don Tomás Antonio Sánchez. ¿Cómo pensar que el héroe casi fabuloso de un poema pudiera tener vivencias de la máxima realidad?. Pues indiscutiblemente las tuvo.

Vivió y fue un gran caballero y guerrero castellano, según fueron atestiguando importantes documentos : la Gesta Roderici Campidocti, conservada en la Real Academia de la Historia; las Crónicas del «Tudense» y del arzobispo don Rodrigo; los Anales Compostelanos, y, sobre todo, como paradoja sensacional, los testimonios de los cronistas árabes de la época, todos ellos ordenados por don José Antonio Conde en su Historia de los árabes en España.

Por supuesto, tanto Ben Bassam como Bel Alcama, igual Ben Alcardabús que Al Maccarí, si bien testimoniaron, indubitables, la existencia del Cid, no le atribuyeron las grandes virtudes del guerrero castellano, sino las crueldades y piraterías «de todos los perros cristianos». Admitida ya, irrefutablemente la existencia histórica de Rodrigo Díaz de Vivar, a quien precisamente los cronistas árabes dieron el nombre de sayyid o sidi, señor de las batallas, es necesario sólo, para referirse a su existencia real, separar de ésta lo que fue fabulario añadido por la tradición, por las obras poéticas, es decir, como quien quita de una fruta la cáscara incomible….

rodrigo díaz vivar

Estatua ecuestre del Cid, obra de Juan Cristóbal Burgos. —Estatua ecuestre de indiscutible rango artístico. El escultor ha conseguido una figuración del Cid en neta consonancia con los Cantares de Gesta, con las Crónicas, hasta con los relatos legendarios. Rodrigo  Díaz de Vivar fue guerrero atlante, indomable, audaz, cuyas hazañas se convirtieron en sonoros versos poéticos. Quizás intentando servir más al simbolismo épico que a la realidad cotidiana, al gran escultor contemporáneo y granadino Juan Cristóbal… “se le fue la mano” alargando las barbas y el bigotazo, ensombreciendo el ceño muy cejudo, descomunalizando el espadón.

ESTA ES LA HISTORIA… Movidos por el fanatismo religioso y la avidez del botín, no satisfechos con la conquista de Siria, Palestina, Egipto y el norte de África, los árabes invadieron España, en el año 711, destruyeron el reino de los visigodos y se establecieron en la península. Eran grandes cultores de las artes, la agricultura no tenía secretos para ellos, fueron tenaces colonizadores y supieron mantener unidas todas las poblaciones ibéricas, sobre todo las meridionales.

Cuando la dinastía de los Abasidas sucedió a la de los Ommíadas (u Omeyas), la capital de la metrópoli fue trasladada de Damasco a Bagdad, y los árabes de España, cuyo poder se debía al último Ommíada, fundaron el califato de Córdoba. Se consideraron emancipados del poder central y fundaron califatos   independientes.

Esa división y las discordias surgidas entre los califas fueron aprovechadas por la nobleza española, que inició la reconquista del territorio sometido al dominio de los árabes.

A fines del siglo XI, los reinos de Aragón, León, Castilla y Navarra, estaban en poder de los españoles. Sin embargo, la situación política no estaba muy definida. Del lado árabe, los califas socavaban sus propias conquistas con discordias internas. En cuanto a los españoles, la ambición de algunos señores, ávidos de poder y de riquezas, había alcanzado tal extremo que no titubeaban en aliarse con el enemigo común.

El pueblo ibérico, pese a su anhelo de libertad y al deseo de ser gobernado por soberanos españoles y católicos, no estaba preparado para reaccionar en todo momento contra el extranjero. La reconquista de la península se llevó a cabo mucho más tarde, a fines del siglo XV, por obra de Fernando e Isabel, reyes de Aragón y Castilla.

El triunfo definitivo fue preparado y consolidado por hombres que, en la confusa situación política de entonces, no desistieron de la idea de ganar aquellas tierras para la fe católica y sus soberanos, sin pensar en ventajas personales.

España pasaba por uno de los momentos más difíciles de la reconquista, cuando el Cid, ejemplar y valeroso hidalgo, acometió la empresa de consolidar la incierta situación, y fortalecer, en el soberano y en el pueblo, la voluntad de una patria libre y unida bajo la misma fe religiosa y el mismo cetro.

Es justo, pues, que sus hazañas fueran transmitidas a la posteridad y cantadas por los poetas, quienes hicieron del héroe el símbolo de la cruzada española contra los infieles.

Muchos siglos pasaron. A las escasas noticias históricas de su vida, consignadas en las crónicas latinas de sus contemporáneos, la leyenda ha añadido, con seguridad, buen número de episodios.

Rodrigo Díaz nació tal vez en Vivar, en el año 1043. Pertenecía a familia hidalga y estuvo, en su primera juventud, al servicio de Fernando I, rey de Castilla y Aragón (1033-1065). En esa época parece haber tenido lugar su duelo con el padre de Jimena Gormaz, con quien casó poco después. Tales son, al menos, los hechos que se relatan en la obra de un autor anónimo: Las mocedades del Cid.

En ese cantar se narra que el Cid había matado, en duelo, al conde Gómez Gormaz, que pertenecía al círculo del rey Fernando I; que luego, Jimena, la hija del conde, casó con el matador de su padre, pero que el Cid decidió no reunirse con su joven esposa hasta tanto no hubiera vencido en cinco empresas guerreras.

El episodio, real o imaginario, inspiró al dramaturgo español, Guillen de Castro (1567-1630), una magnífica obra de teatro, que llevó el mismo título del cantar. En ella se inspiró Corneille, uno de los más grandes escritores franceses, para su drama El Cid.

Rodrigo gozó siempre de la plena confianza del rey Fernando. Este dispuso, antes de morir, que su reino fuera dividido entre sus tres hijos y que el Cid estuviera al servicio del mayor, Sancho, rey de Castilla. El deber del vasallo era la fidelidad al soberano y la obediencia absoluta a sus órdenes. No podemos, pues, juzgar culpable la conducta de Rodrigo Díaz, que ayudó a su señor en la lucha contra los suyos. Don Sancho, olvidando la postrera voluntad de su padre, arrebató Galicia y León a sus hermanos y asedió la ciudad de Zamora, que correspondía a su hermana Urraca.

Exilado por Alfonso VI, a raíz de intrigas cortesanas, el Cid se preparó para combatir a los moros. Se despide de su esposa y de sus hijas en el Monasterio de Cárdena. En 1094 el Cid conquistó Valencia y se mostró generoso con los vencidos. Del rey moro le ofrece obediencia y sumisión.

Probablemente, estando en la corte de Sancho, Rodrigo recibió el apodo de Campeador (guerrero) por haber vencido en duelo a un caballero navarro.

En aquellos tiempos, el título de Campeador, prueba de valor guerrero, era más ambicionado que cualquier otra distinción motivada por la sabiduría o la ciencia. Mas llegó para Sancho el momento de la expiación y, al pie de las murallas de Zamora, recibió muerte de mano del traidor Bellido Dolfos.

El Campeador, cumpliendo con el deseo de Sancho,arrepentido en su último momento, se puso a las órdenes del segundo hijo  de Fernando I, Alfonso, quien, en el año 1072, reinó sobre León y Castilla con el nombre de Alfonso VI.

Según refiere la tradición, Rodrigo exigió, antes de prestar juramento de fidelidad a su nuevo señor, que éste declarara no haber tenido parte alguna en la muerte de Sancho. El episodio aparece relatado en las crónicas con acentos dramáticos. Después del solemne juramento de Alfonso en la Catedral de Burgos, Rodrigo exclamó: “Si juráis en falso, Dios permita que seáis asesinado por un traidor que sea uno de vuestros vasallos, así como Bellidos Dolfos era vasallo de don Sancho, mi señor.”

En la corte de Alfonso VI, Rodrigo Díaz no gozó del afecto y de la estima que merecía. El monarca prestaba con facilidad oídos a las calumnias de los envidiosos. En 1081 se lo acusó de haber guardado para sí parte de los tributos que el califa de Granada debía a su soberano. Condenado al destierro, salió de Castilla en compañía de algunos parientes y amigos fieles, y llevó una vida errante, más allá de las fronteras. Aquí comienza el período más heroico de la vida del Campeador que bien mereció el nombre de “héroe de la reconquista”.

Sin rencor hacia su soberano, y reconociéndolo siempre como tal, el Cid, a la cabeza de sus modestas fuerzas, luchó sin cuartel contra los árabes, más conocidos con el nombre de “moros”, que habían invadido el sur de la península ibérica.

Con fuerzas numerosas y aguerridas, mandados por miembros de la belicosa dinastía de los Almorávides, los musulmanes pusieron en serio peligro al reino de Alfonso VI quien, sin la ayuda del Campeador, difícilmente hubiera podido hacerles frente.

Rodrigo no abandona a su soberano, se transforma en el defensor del reino, derrota a los moros, y recibe la honda veneración de las poblaciones españolas liberadas y hasta el respeto de los propios enemigos.

La causa de Castilla se hermanaba y confundía con la del cristianismo ibérico. Amigos y adversarios empezaron a llamarlo Cid (del árabe sidi = señor), y su fama quedó consolidada cuando, en el año 1094, conquistó Valencia y todo el territorio adyacente. Esa resonante victoria le valió la benevolencia del rey Alfonso VI quien, al tomar posesión de la ciudad, le demostró su agradecimiento disponiendo que sus dos hijos, el infante Ramiro de Navarra y Raimundo, conde de Barcelona, se casaran con Cristina y María, hijas del Campeador, a quienes en el poema se dan los nombres de Doña Elvira y Doña Sol.

Más tarde, Rodrigo y sus guerreros notan que los infantes dan muestras de cobardía ante el enemigo. Los dos jóvenes, por su parte, sienten el desprecio de que son objeto y deciden un día regresar a sus tierras. Con la mezquina intención de ofender al Cid, abandonan en el bosque a sus esposas después de haberlas golpeado. El padre, ultrajado, pide justicia al rey, y los infantes deben comparecer ante las Cortes de Toledo para dar cuenta de su deleznable y cobarde actitud.

El héroe falleció en Valencia, en el año 1099. Según la tradición, sus restos descansan en el Monasterio de San Pedro, en Cárdena.

Las crónicas españolas e islámicas que narran los últimos años de la vida del Campeador, lo presentan como un guerrero leal y generoso, convencido de la nobleza de su empresa y siempre magnánimo con los vencidos.

Un poeta español, con lenguaje sencillo y tosco, nos ha dado el retrato más humano y auténtico del Cid Campeador. El cantar de mio Cid, de autor anónimo, es un poema de 3.735 versos. Sólo se conserva un manuscrito del siglo XIV, y lleva el nombre del copista, Per Abat. El poema se divide en tres partes: el exilio del Cid, la conquista de Valencia, y, finalmente, las bodas de las hijas del Campeador y la ofensa inferida por sus esposos.

En ese relato resalta, sencillo y claro, el carácter de Rodrigo Díaz de Bivar: valor, piedad religiosa, amor a la familia y fidelidad a su soberano. Esas cualidades morales, además de su aporte efectivo a la reconquista española, hacen del Cid Campeador un héroe digno de sobrevivir en el recuerdo de todos los hombres.

Para concluir, citaremos un hermoso pasaje de Las mocedades de mio Cid, de Guillen de Castro; el relato del desafío, que termina Rodrigo diciendo:

“Y mi espada mal regida
te dirá en mi brazo diestro
Que el corazón es maestro
De esta ciencia no aprendida. 

Fuente Consultada:
LO SE TODO Tomo V Editorial Larousse – Historia: El Cid Campeador –
Enciclopedia Electrónica ENCARTA Microsoft
Historia Universal de la Civilización  – Editorial Ramón Sopena Tomo II del Renacimiento a la Era Atómica

Missi Dominici Inspectores Reales del Rey Carlomagno

CONTROL ADMINISTRATIVO DEL IMPERIO CAROLINGIO

Carlomagno también generalizó, para asegurar mejor la cohesión de las diferentes partes del Imperio, una institución que existía ya bajo los merovingios: la de los comisarios o missi dominici. Carlomagno hizo de ellos un medio regular y permanente de inspección. Los «enviados reales» cumplían al pie de la letra la misión que se les encomendaba. En general, son dos: un conde y un obispo. Este papel de agente de la autoridad pública que correspondía por derecho al obispo, es muy característico de la época.

Carlomagno, rey de los francos desde 768 hasta 814,  fue uno de los más grandes líderes militares de la edad media. Conquistó gran parte de Europa central y occidental. Como rey, dio un nuevo impulso a la vida cultural y política, que había entrado en decadencia cuatro siglos antes tras el declive del Imperio romano.

missi dominici de carlomagno

Los dos tienen un poder de jurisdicción muy extenso, tanto sobre los agentes locales como sobre los particulares, en el ámbito fijado por el emperador en el momento de su nombramiento (entre 6 y 10 condados, a partir del siglo IX). A finales del reinado de Carlomagno, éstos tienen que girar una visita obligatoriamente cuatro veces al año por su jurisdicción o missaticum. Si, después de la muerte de Carlomagno, esta institución decae rápidamente, es debido a la insuficiencia numérica de personas seguras a las cuales pudiera ser confiado tal puesto, así como a la falta de tiempo y a la frecuente ignorancia del derecho.

En última instancia, todo descansa en la personalidad del soberano. Su sola presencia en un lugar puede imponer sus decisiones a los condes y a los grandes, y hacer reinar el orden y la justicia en una época en la que sólo es le-galmente válida la orden transmitida oralmente. He aquí por qué Carlomagno lleva una vida de perpetua andanza, de un extremo al otro de su vasto imperio. A partir del año 808, cuando su enfermedad le fija en Aquisgrán, su capital, las capitulares señalan sin cesar los abusos. Alrededor del emperador, los cuadros administrativos son tan insuficientes como los locales.

El Imperio carolingio no tuvo jamás el armazón sólido de un verdadero estado, a causa de una economía rudimentaria, de una estructura social anárquica. Reina la confusión entre los empleos domésticos y las funciones públicas, tanto en el palacio carolingio como en el merovingio, que siguen siempre al emperador en todos sus desplazamientos. El gran capellán, principal consejero eclesiástico del soberano, dirige la capilla, conjunto de sacerdotes y de clérigos encargados del servicio religioso del rey y de su séquito, y de la redacción de ciertas actas reales.

Cuatro dignatarios laicos son una herencia merovingia: el senescal, que ocupa el primer puesto en la servidumbre real, encargándose del abastecimiento; el copero, de las bebidas; el condestable, del servicio de las cuadras; el camarlengo, de los departamentos privados del rey y de su tesoro personal, conjunto de regalos preciosos y de dinero acuñado. Estos grandes oficiales palatinos son los consejeros del rey; pueden ser enviados en misión diplomática o recibir cargos militares con mando. Entre ellos, un solo oficial tiene un papel permanente mucho más importante, el conde palatino, creación carolingia. Es el presidente normal del tribunal palatino y, por delegación del soberano, puede hacer justicia sin apelación.

Fuente Consultada:
HISTORAMA La Gran Aventura del Hombre Edit. CODEX Tomo III Carlomagno

Mercaderes y Ferias en la Edad Media Rutas Comerciales

INICIO DEL COMERCIO EN LA EDAD MEDIA: MERCADERES ,FERIAS y RUTAS

En las ciudades, los que tenían mayor influencia eran los mercaderes. Ellos fueron quienes favorecieron el desarrollo urbano e industrial.

Al crecer los negocios, se establecieron en las ciudades, abrieron sucursales, agencias, organizaron los trans portes terrestres y marítimos, y llegaron a intervenir en la fabricación de los productos.

En efecto, transportaban o compraban materias primas (lana, por ejemplo) y las repartían después entre diversos artesanos para que las hilaran; seguidamente, llevaban los hilos a los tejedores y, por último, vendían o transportaban lejos los productos terminados, cambiándolos por mercancías extranjeras que les aseguraban un flete de retorno.

A decir verdad, sólo los mercaderes disponían de los enormes capitales y de la organización comercial necesarias para llevar a cabo todas las operaciones y todos los transportes.

Desde muy pronto, los mercaderes tuvieron que agruparse en corporaciones llamadas Guildas o Hansas en el norte.

Habían conseguido además posiciones privilegiadas al frente de los municipios burgueses: así, en París, el preboste de los mercaderes. Pero los riesgos eran grandes: había que organizar caravanas, colocarse —pagando un censo—bajo la protección del señor de los territorios que se atravesaban, y esto no impedía que las bandas de salteadores desvalijaran las caravanas.

Por ello, preferían recorrer sólo parte del camino, hasta los lugares de reunión donde se podía encontrar las mercancías llegadas de otras regiones.

El Comercio en una Ciudad Medieval

LAS FERIAS: Las ferias eran los puntos de reunión de los mercaderes que seguían las rutas terrestres. Las de Champaña se contaban entre las más célebres. Eran el lugar de cita de los mercaderes procedentes de Flandes y de Italia, las dos zonas industriales más desarrolladas del Occidente medieval.

Las mercancías de la zona mediterránea, monopolizadas por las ciudades italianas, y las del mar del Norte y del Báltico, llegaban por igual a estas ferias. Troyes, Lagny, Provins y Bar sur Aube debían su superioridad no sólo a la ventaja de su posición geográfica, sino también a la inteligente política de los condes de Champaña, que se habían atraído, mediante eficaces garantías, a los traficantes y mercaderes de todas las regiones.

Así, seis veces al año, entre la primavera y el invierno, una inmensa aglomeración de tiendas de campaña y otros habitáculos surgía en las pequeñas aldeas de Champaña.

Un servicio de policía encargado de los mercados, y tribunales rápidos y eficaces para arbitrar conflictos entre los mercaderes, eran puestos en funcionamiento por el conde.

Todas las grandes ciudades comerciales, todas las grandes casas enviaban cónsules o representantes encargados de defender sus intereses o de efectuar ciertas compras, asegurar los transportes y hacer pagos, de acuerdo con las instrucciones de la casa central.

Las ferias se desarrollaban con un ritmo preciso: durante los ocho primeros días, llamados de «entrada», los mercaderes podían instalarse, desempaquetar sus mercaderías, hacer visitas, fijar los precios. Después llegaba el período de las ventas.

Cada artículo era tratado por turno: venían primero los paños, después los cueros—a los que se daba el nombre de «cordobanes»—, y luego los productos que se vendían al peso, especialmente las especias y las materias aromáticas y colorantes.

Tras un tiempo determinado, acababan las transacciones propiamente dichas y comenzaba la fase final o «salida», en la que se hacían las cuentas y se efectuaban las liquidaciones.

Estas operaciones de pago al fin de la feria permitían hacer negocios más importantes, pues cada uno podía comprar y vender por más dinero del que tenía en circulación.

Era, en definitiva, un sistema de intercambios, cuyo desarrollo permitía paliar la insuficiencia de metales preciosos. Así, no era raro ver vender más de 50.000 piezas de paño de origen flamenco, en el curso de una sola sesión en una feria de Provins.

Sin embargo, a partir del siglo XIII, las ferias de Champaña comenzaron a declinar. Los progresos de la navegación permitieron, en efecto, relaciones marítimas directas entre Italia y Flandes.

Brujas, sobre todo, y Londres sirvieron de intermediarios y de lugares de almacenaje para el comercio entre las ciudades mediterráneas y nórdicas.

Ver: Apertura de los Mares Para El Comercio

FLORECIMIENTO DE LAS CIUDADES: En el siglo XII en el seno del mundo rural y de la sociedad feudal se habían introoducido elementos nuevos: las ciudades.

Indudablemente, siempre hubo aglomeraciones urbanas en Occidente, pero los restos de las ciudades romanas no contenían tras sus murallas más que un puñado de habitantes.

El fenómeno urbano no alcanzó una real amplitud hasta el siglo XII.

A la revolución económica y social que esto produjo, se añadió otra, la cultural. Hasta entonces, el cultivo del espíritu había sido patrimonio de los religiosos. El hombre cuyo oficio se reduce a escribir y a enseñar, el intelectual, no apareció hasta el siglo XII, en las  ciudades.

Junto con las especias, la seda de Bizancio, de Bagdad, de Córdoba, los mercaderes llevaban manuscritos, y con ellos penetró en Europa la cultura greco-árabe. El musulmán era, ante todo, un intermediario.

Las obras de Aristóteles, Euclides, Tolomeo e Hipócrates habían llegado a Oriente con los cristianos heréticos y los judíos perseguidos por Bizancio.

La voluntad de los reyes y de los prelados organizó un vasto movimiento de traducción, que puso a los pensadores cristianos en contacto con las obras maestras de los filósofos antiguos, de los musulmanes y de los judíos que habían meditado durante mucho tiempo sobre los problemas planteados por Platón y Aristóteles.

Así, para la evolución del pensamiento occidental iban a tener mucha importancia los escritos del musulmán Averroes, autor de la más clara exposición del aristotelismo, y los del judío de Córdoba, Maimónides, astrónomo y teólogo que se esforzaba por conciliar las filosofías judaica y aristotélica.

Al mismo tiempo, en Sicilia, los reyes normandos, y sobre todo el emperador Federico II, en su corte trilingüe—griego, latín y árabe—, presidían las investigaciones intelectuales de una sociedad que, por su eclecticismo, prefiguraba la de la Italia del Renacimiento.

RUTAS COMERCIALES DE LOS MERCADERES

Los caminos
El mercader encuentra muchos obstáculos a lo largo de los caminos de tierra y de agua por donde transporta sus mercancías.

Ante todo, obstáculos naturales. En tierra, hay que atravesar las montañas por caminos que, si bien no tan malos como se ha dicho a veces y más elásticos que los caminos empedrados y pavimentados de la Edad Antigua, son, sin embargo, muy rudimentarios.

Si pensamos que las grandes rutas del comercio norte-sur han de cruzar los Pirineos y sobre todo los Alpes —más permeables al tráfico, pero de dificultades multiplicadas por el volumen mucho más considerable de mercancías— nos damos cuenta en seguida de los esfuerzos y riesgos que representaba, por ejemplo, el transporte de un cargamento desde Flandes a Italia.

Y no debe olvidarse que, si bien en ciertos tramos se utiliza lo que pueda subsistir de las vías romanas, y en algunos itinerarios se encuentran carreteras de verdad, la mayoría de las veces los caminos medievales a través de campos y colinas no son otra cosa que “el lugar por donde se pasa”.

A eso hay que añadir las insuficiencias del transporte. Sin duda los progresos realizados en los medios de acarreo a partir del siglo X fueron una de las condiciones técnicas favorables, si no imprescindibles, para el desarrollo del comercio; pero, en los caminos sin pavimentar, los resultados de estos adelantos fueron muy limitados.

Por eso, junto con los pesados carros de cuatro ruedas y las carretas más ligeras de dos ruedas, los animales de carga —muías y caballos— con sus albardas y sus sacos fueron los agentes usuales de transporte.

Agreguemos a eso la inseguridad, los bandidos, los señores feudales o las ciudades ávidas de allegar recursos por medio del simple robo o por la confiscación más o menos legalizada de los cargamentos de los mercaderes.

Agreguemos muy especialmente, quizás —por ser más frecuentes y más regulares— los impuestos y derechos, peajes de todas clases que los innumerables señores feudales, las ciudades o las comunidades cobraban por pasar un puente, un vado o por el simple tránsito a través de sus tierras, en tiempos de extremo parcelamiento territorial y político.

Cuando todavía estos tributos se recaudaban como pago de un efectivo mantenimiento del camino, el gasto podía parecer legitimo a los mercaderes; y a partir del siglo xin, los señores feudales, los monasterios y, sobre todo, los habitantes de los burgos construyen puentes que facilitan y aumentan un tráfico del cual sacan beneficios directos e indirectos apreciables.

Pero a veces se construye “a expensas de los usuarios”, de los propios mercaderes, como fue el caso del puente colgante —el primero en su género— del Gotardo, el cual, en 1237, abrió el camino más corto entre Alemania e Italia.

Esos gastos sólo se atenuarán Irada fines de la Edad Media, con una política de trabajos públicos por parte de los príncipes y de los reyes, en el marco de la organización de los estados centralizados y mediante rescate sistemático de los peajes.

Por lo tanto, a las fatigas y a los riesgos inciertos ha de añadir el mercader estos gastos ineludibles, lo que hace que el transporte terrestre resulte muy oneroso.

Para los productos raros y caros: esclavos, paños de lujo y sobre todo “especias menudas” (expresión que cubre toda una serie de mercaderías de precio elevado y de poco volumen, empleadas en perfumería, farmacia, tintorería y cocina), el costo del transporte no representaba más del 20 al 25 % del precio inicial.

Pero para lo que A. Sapori ha llamado las “mercancías pobres”, pesadas y voluminosas y de un valor menor (granos, vinos, sal), esos gastos ascendían hasta un 100 y un 150 °/o, o más todavía, de su valor original.

Las vías fluviales
Por eso el mercader medieval prefería las rutas navegables. Donde la navegabilidad de los ríos lo permite, se practica en gran escala el transporte de la madera por flotación y de las demás mercancías mediante barcas chatas.

A ese respecto, hay tres redes fluviales que por la importancia de su tráfico deben destacarse.

1) La de Italia del norte, que con el Po y sus afluentes constituía la mayor vía de navegación interior del mundo mediterráneo, comparable —guardando las proporciones— a la red actual de los grandes lagos norteamericanos.

2) El Ródano, prolongado por el Mosela y el Mosa, que fue hasta el siglo Xiv el gran eje del comercio norte-sur.

3) El enrejado que forman los ríos flamencos, completado a partir del siglo XII por toda una red artificial de canales o vaarten, y de pantanos-esclusas o overdraghes, y que fueron para la revolución comercial del siglo xni lo que la red de canales ingleses fue para la revolución industrial del siglo XVIII.

Debemos añadir la vía Rin-Danubio, de importancia creciente a fines de la Edad Media, ligada al desarrollo económico de la Alemania central y meridional. Durante mucho tiempo fueron los mercaderes, más que los príncipes, los que desempeñaron el papel preponderante en todo este trabajo de dotación.

Las vías marítimas
Pero, de modo muy especial, es el transporte marítimo el medio por excelencia del comercio internacional medieval, el que hará la riqueza de esos grandes mercatores que son quienes nos interesan en particular. También en ese terreno los obstáculos siguen siendo grandes.

En primer lugar, tenemos el riesgo de naufragio y la piratería. Esta última actuó siempre en gran escala. Primero fue obra de marinos particulares, verdaderos empresarios de piratería, que la practicaban alternándola con el comercio.

Estos marinos, para el desarrollo de su actividad establecían verdaderos contratos que aseguraban su parte de beneficio a los honorables comerciantes que financiaban sus empresas.

Obra también de las ciudades y los Estados, en virtud del derecho de guerra o de un derecho de precio ampliamente interpretado; y si bien este jus naufragi pronto fue abolido en el Mediterráneo (aunque los reyes angevinos de Nápoles lo restablecieran a fines del siglo XIII con gran escándalo de los italianos), siguió existiendo durante mucho más tiempo en el dominio nórdico, practicado especialmente por ingleses y bretones a lo largo de una tradición ininterrumpida que conduciría a la guerra de corso de los tiempos modernos. Solamente las grandes ciudades marítimas —sobre todo Venecia— pueden organizar convoyes regulares escoltados por naves de guerra.

Otro obstáculo es la poca capacidad de las naves. Desde luego, la revolución comercial y el crecimiento del tráfico hacen que aumente el tonelaje de las naves mercantes.

Pero los pesados koggen hanseáticos adaptados al transporte de mercancías voluminosas y pesadísimas y las grandes galeras de comercio italianas —especialmente venecianas—, aunque alcanzan el millar de toneladas a fines de la Edad Media, no representan en conjunto más que un escaso tonelaje.

La mayoría de las naves tenía menor capacidad: los koggen hanseáticos que transportaban la lana inglesa y el vino francés o alemán por el Mar del Norte y el Báltico, las carracas genovesas o españolas cargadas de especias y las naves rápidas venecianas que iban a buscar el algodón a los puertos de Siria y de Chipre, raramente superaban las 500 toneladas.

Otro inconveniente es la escasa velocidad de esa navegación. A partir del siglo XIII, la difusión de inventos como el timón de codaste, la vela latina y la brújula, y los progresos de la cartografía —y aquí, junto a los aportes orientales y extremo orientales, hay que hacer especial mención de los marinos y sabios vascos, catalanes y genoveses— permiten disminuir o eliminar las trabas que, para la rapidez de las comunicaciones marítimas, significaron en la Edad Media el anclaje nocturno, el paro en invierno durante la época de vientos y el cabotaje a lo largo de las costas.

Todavía a mediados del siglo XV el ciclo completo de una operación de un mercader veneciano —llegada a Venecia de especias de Alejandría, reexpedición hacia Londres de esas especias, regreso de Londres con flete de estaño, reexpedición de ese estaño hacia Alejandría y nuevo cargamento de especias para Venecia— dura dos años enteros.

El mercader precisa paciencia y capitales. Por lo demás, el costo del transporte por mar es infinitamente más bajo que el transporte por tierra: el 2 % del valor de la mercancía para la lana o la seda, el 15 % para los granos y el 33 % para el alumbre.

Fuente Consultada:
Enciclopedia de Historia Universal HISTORAMA Tomo IV La Gran Aventura del Hombre

Curiosidades de inventos de cientificos genios matematicos Mujeres

bullet-historia1La Supersticiones Mas Populares
Cual Es Su Origen?
bullet-historia1 Datos Curiosos Para Compartir Con Amigos
Lista con algunos conceptos científicos curiosos
bullet-historia1 Amores Trágicos
Romeo y Julieta – Marco Antonio y Cleopatra y otros
bullet-historia1 Lugares Misteriosos
La ciudad oculta del China-El Kremlin-Machu Pichu
bullet-historia1 Días Especiales del año
Dia de los enamorados-Inocente-Acción de Gracia
bullet-historia1 Que Sucios Éramos
La Higiene Personal en la Historia
bullet-historia1 Muros Históricos
Porque son famosos estos muros?
bullet-historia1 Curiosidades Increíbles
De animales-seres humanos-ciencia
bullet-historia1 Disputas Matemáticas
Disputas por la resolución de ecuaciones de tercer grado
bullet-historia1 La Estatua de la Libertad
De quien fue la idea?
bullet-historia1 Por Que Se Dice…?
El porque de algunas expresiones populares
bullet-historia1 Anécdotas de Vida
Fábulas para no olvidar
bullet-historia1 Citas y Aforismos
Así piensa la gente
bullet-historia1 El Rey de la Elegancia
George Brummell
bullet-historia1 Test:Cuanto Sabes de la Vida?
Te va interesar
bullet-historia1 El Poder Curativo de la Risa
Sonreir es bueno…
bullet-historia1 El Primer Envenenador Argentino
Historia de un hombre
bullet-historia1 Historia del Pibe Cabeza
bullet-historia1 El Marqués de Sade
bullet-historia1 La Batalla de Mbororé
Agradezcamoles a los guaranies
bullet-historia1 El Canal de Panamá
Historia de su construcción
bullet-historia1 Grandes Tragedias del Siglo XX
El Titanic-Hindenburg-Tenerife-Seveso-Chernobyl
bullet-historia1 Henry Ford
Pasión por la Mecánica
bullet-historia1 Alfred Nobel
El Inventor de la Nitroglicerina
bullet-historia1 La Evolución de la Historia Escrita
Desde el lápiz hasta la PC
bullet-historia1 Historia de Santos
La vida de algunos santos populares
bullet-historia1 La Vuelta al Mundo de a Pie
Como lo lo logró?
bullet-historia1 Enigmas de la Humanidad
Descripción de algunos fenómenos que aun no tienen explicación
bullet-historia1 Porque Ha Dejado de Volar El Concorde?
La Caída de un grande de la historia de la aviación comercial
bullet-historia1 Como nació Harry Potter?
Una apasionante historia de aventura para todos
bullet-historia1 La Divina Proporción o Proporción de Oro
Que tiene de Divina?
bullet-historia1 Hechos Destacados del Siglo XX
Breve resumen de los hechos más notables
bullet-historia1 Cuánto sabes del Triángulo de las Bermudas?
Un misterio develado?
bullet-historia1 Las Siete Maravillas del Mundo
Las Grandes Obras del Mundo Antiguo
bullet-historia1 El Vuelo de un Héroe:John Glenn
El primer americano en el espacio
bullet-historia1 Conceptos Para Entender el Código Da Vinci
El priorato de Sion, los gnosticos, y otros
bullet-historia1 Recordar La Historia Mediante Las Expresiones
Una forma distinta de recordar la historia
bullet-historia1El Problema Matemático Más Difìcil de la Historia
El Teorema de Fermat
bullet-historia1 Historia del Ajedrez
Un juego apasionante
bullet-historia1Grandes Matemáticos Con Ideas Física Geniales
Pascal-Torricelli-Huygens-Los Bernoulli-Newton
bullet-historia1 Algunos Datos Curiosos Sobre Las Guerras
Datos comparativos
bullet-historia1 Que fue una Ordalía o Juicio de Dios?
Como perdonaba Dios a los pecadores en la Edad Media?
bullet-historia1 La Alimentación de los Marineros Antiguos
Grandes Aventuras Marinas – La vida en los barcos
bullet-historia1 La Evolución de la Comunicación Escrita
Manual – Mecánica – Virtual
bullet-historia1 Diccionario de Términos Infrecuentes
bullet-historia1 Alan Turing y La Máquina Enigma
La lucha por descifrar claves secreta en la Segunda Guerra Mundial
bullet-historia1 La Biblioteca de Jorge Luis Borges
Los Libros Preferidos de Borges- Vamos a armarla entre todos
bullet-historia1 La “Belle Epoque”, Los Años Locos, La Sociedad de Consumo
Dos etapas felices de la historia
bullet-historia1 Los Órganos de los Cinco Sentidos
Vista-Oído-Olfato-Tacto-Gusto
bullet-historia1 Fenómenos Inexplicables Para La Ciencia
Cadáveres Incorruptos, Círculos en el Trigo, Curaciones Milagrosas
bullet-historia1 Curiosidades de la Historia
Personajes, Leyendas, Mitos y Verdades de la Historia
bullet-historia1 Algunas Curiosidades Interesantes
bullet-historia1 Las Primeras Cincuenta Veces
bullet-historia1 Datos Curiosos del Planeta Tierra
bullet-historia1 Hitos Históricos
Lista de los Sucesos Históricos Más Notables
bullet-historia1 Cifras Astronómicas del Universo
Los números en las medidas del espacio
bullet-historia1 La Vida de la Abejas y Hormigas
Un orden para imitar
bullet-historia1 Diez Fechas Para Recordar
bullet-historia1 Diez Esenciales Documentos Históricos
bullet-historia1 1905-2005 Centenario de la Teoría de la Relatividad
A 100 años de esta revolucionaria teoría física
bullet-historia1 Cohete Saturno V en la Misión Apolo XI
Así salimos del poder gravitatorio terrestre
bullet-historia1 Las Poderosas Bombas V1 y V2 de Alemania
bullet-historia1 La Línea Maginot Francesa
Su Verdadera Historia
bullet-historia1 La Vida en el Mar en el Siglo XVI
bullet-historia1 Mujeres Asombrosas del Milenio
Cual fue su legado?
bullet-historia1 La Biblioteca de Alejandría
El mayor centro cultural en la historia
bullet-historia1 Enfermedades en la Antigüedad
Escarlatina. Paludismo y Viruela en Atenas y Roma
bullet-historia1 Japón Bombardea Con Globos A California (EE.UU.)
Un Plan Bélico Muy Ingenioso
bullet-historia1 El Zeppelin: Historias de Dirigibles
bullet-historia1 La Alquimia en la Edad Media
Los Primeros Pasos Hacia La Química Práctica
bullet-historia1 Airbus A380: Avión Comercial Más Grande del Mundo
Ya Hizo Sus Primeros Vuelos Experimentales
bullet-historia1 Artefactos Explosivos en la Segunda Guerra Mundial
bullet-historia1 Evolución Tecnológicas de las Armas de Guerra
Breve Descripción de la Evolución Tecnológica
bullet-historia1La Sífilis en la Historia
Iván el Terrible-Enrique VIII-Pedro de Mendoza
bullet-historia1 A que llamamos Burguesía?
Un Concepto Amplio Para Analizar
bullet-historia1 Que es la Commonwealth?
Porque nació y su evolución
bullet-historia1El Coliseo Romano
Descripción de su origen y construcción
bullet-historia1 El Ferrocarril
El Transporte de la Sociedad Industrial
bullet-historia1 El Cuerpo Humano: La Sangre
Su Composición
bullet-historia1 La Torre de Eiffel
Que motivó su construcción y algunas de sus características constructivas
bullet-historia1 Las Fibras Ópticas
El Futuro de las Transmisiones de Ondas
bullet-historia1Las Fibras Sintéticas
Nuevos Materiales Con Excelentes Propiedades
bullet-historia1Breve Historia del Papel
Su Evolución en la Historia
bullet-historia1 La Materia y los Cuatro Elementos Fundamentales
Tierra-Aire-Fuego y Agua
bullet-historia1 La Medicina Hipocrática y los Cuatro Humores
Billis Amarilla-Negra-Sangre y Flema
bullet-historia1 La Producción Científica o Taylorismo
El Capitalismo y las Nuevas Técnica de Producción
bullet-historia1 La Lengua y el Lenguaje
Origen de las lenguas y su evolución
bullet-historia1 El Rayo Láser
Funcionamiento y Aplicaciones Actuales
bullet-historia1 El Marketing
Conoce los secretos de la venta masiva
bullet-historia1 La Luminiscencia
Un Fenómeno Interesante
bullet-historia1 Las Misiones en el Mundo
La Difusión de la Religión ene l Mundo
bullet-historia1 Los Mitos
Porque nacieron, que intentaban explicar?
bullet-historia1 Los Monasterios
La Iglesia en la Edad Media
bullet-historia1 La Curiosa Vida de un Santo Llamado Simeón
El Hombre Que Vivió 30 años Arriba de una Columna
bullet-historia1La Opera
El Género Musical del Siglo XVIII
bullet-historia1Dr. Julio Palmaz
Científico Argentino Inventor de la Angioplastía Con Stent
bullet-historia1Los Astronautas en el las Estaciones Espaciales
La vida de estos humanos en el espacio
bullet-historia1 Algunos Inventos Importantes De Uso Diario
Explicación y planos de inventos fantásticos
bullet-historia1 Medidas de Longitud, Peso y Volumen
Breve Historia de las Unidades Antiguas
bullet-historia1Dos Destacadas Hazañas Aéreas
Cubrir grandes extensiones sin escalas
bullet-historia1Los Dinosaurios
Aquellos Terribles Lagartos del Mesozoico
bullet-historia1Victorias Pírricas
Cuando Ganar Nos Cuesta Perder Todo
bullet-historia1 Organizaciones Mundiales: ONU-OTAN-Las ONG
Con que Finalidad se crearon?
bullet-historia1 El Control Bucal
Un chequeo que le puede salvar la vida
bullet-historia1 Buscando Vida Extraterrestre
La
Inquieta Curiosidad Humana Por La Vida Lejos de la Tierra
bullet-historia1 El Krill
Una Abundante Fuente de Proteínas Para Nuestra Alimentación
bullet-historia1 Concepto del Tiempo
El Tiempo Analizado Según Diferentes Culturas
bullet-historia1 La basura Espacial y basura Electrónica
Miles de Toneladas de Desechos Tecnológicos Por Espacio y Tierra
bullet-historia1 Biografía del Sol
Descripción del la Vida de la Estrella
Que No Dio La Vida
bullet-historia1 Historias del Siglo XX
Cenit y Ocaso de una Epoca
bullet-historia1 El Telescopio Espacial Hubble
Los Logros de Este Maravilloso “Ojo Espacial”
bullet-historia1 La Regla de Bode
Una Fórmula que no debería funcionar
bullet-historia1 Newton y La Fuerza de Gravedad
Cuan grave es esta fuerza?
bullet-historia1Cinco Países del Mundo
El más extenso, el más rico, el más poblado, el más..
bullet-historia1 Idiomas Oficiales del Mundo
Lista de Todos Los Idiomas
Utilizados En Cada País
bullet-historia1China e India, Costumbres y Religiones
El budismo, el hinduismo
y el confusionismo
bullet-historia1 Guerra del Opio en China
La Primera Guerra Por Droga
bullet-historia1 Siglo XXI: Lo que se viene
Ciencia y Tecnología Unidas Para El Bienestar
de la Humanidad
bullet-historia1 Kalashnikov
El arma mas popular del siglo XX
bullet-historia1 Nuevos Condones Express
Prácticos Preservativos Para La Lucha Contra el HIV
bullet-historia1 El Índice de Masa Corporal
Advierten que no es una buen parámetro para la salud
bullet-historia1 Origen del Comercio
Desde el trueque hasta la moneda metálica
bullet-historia1 Humanos Al Limite
Cuando el hombre exige su capacidad, esfuerzo y agilidad al máximo
bullet-historia1 Sonidos Maravillosos
Música de la Tierra-El Stradivarius-Gaitas Escocesas
bullet-historia1 Adolf Hitler, Corría Sangre Judía Por sus Venas?
Quien era el padre de este triste dictador?
bullet-historia1 Querès Trabajar en Google?
Como Google contrata gente capacitada y creativa para su empresa?
bullet-historia1La Ciudad de Pompeya Sepultada En Cenizas
La Erupción Inesperada del Volcán Vesubio
en el Año 79
bullet-historia1 La Conquista del Canal de la Mancha
Los Primeros Nadadores Que Cruzaron el Canal
bullet-historia1La Expedición al Valle de los Reyes
Horward Carter Encuentra La Tumba Real de Tutankamon
bullet-historia1 El Asalto a Akaba
Lawrence de Arabia lucha contra los turcos
bullet-historia1 La Verdad Incómoda
Los Cuestionamiento al Film de Al Gore
bullet-historia1 Las Especies y la Eugenesia
La Reproducción de los Mejores
bullet-historia1 Desastres Naturales y Tragedias Mundiales
El Hombre Frente a la Naturaleza Cuidemos el Planeta
bullet-historia1 Globalización, territorio, nación y estado
Es lo mismo nación que estado?
bullet-historia1 El Flogisto
Teoría del Calor: La Sustancia Que Nunca Existió
bullet-historia1La Viruela y La Vacuna
Como se encontró una defensa contra esta cruel enfermedad
bullet-historia1 Dos Símbolos de Nuestra Era Tecnológica
Historia de la Construcción De La Torre de Eiffel y el Atomium
bullet-historia1 La Medicina a Principios del Siglo XX
Los Avances Mas Importantes de la Medicina
bullet-historia1 Los Grandes Inventos en los Inicios del Siglo XX
Automóviles-Comunicaciones-Medicina-Agroquimicos
bullet-historia1 La Bolsa de Valores
Funcionamiento del Mercado Bursátil
bullet-historia1 Diamante Cullinan
El Diamante Mas Grande Del Mundo
bullet-historia1Las Imágenes del Monte Rushmore
Como las esculpieron?
bullet-historia1La Isla de Pascua
Como fueron colocados los monolitos?
bullet-historia1 Las Grandes Teorías Científicas de la Historia
Las Teorías que Han Explicado la Naturaleza
Con Mas Claridad
bullet-historia1 Taxis en el Mundo
Diversos tipos de transporte urbano en otros países
bullet-historia1 Asesinos Seriales Famosos
Descripción de
Hechos Crueles y Sádicos Históricos
bullet-historia1Las Mentiras de los Gobiernos
Una Sutileza:Desinformar Para Gobernar…
bullet-historia1 Bellas Historias de Vida Para Ser Contadas
Historias de Sacrificio, Valentía y Dolor, por Amor al Prójimo
bullet-historia1 Origen y Evolución de la Industria Automotriz
Nacimiento de Ford, Fiat, Morris y Volkswagen
bullet-historia1 Tony Melendez: Un Ejemplo de Vida
Los Efectos de la Talidomida
bullet-historia1 Magnicidios Que Conmovieron Al Mundo
Gandhi-Nicolas II-Isaac Rabin-Lennon….
bullet-historia1UNESCO
Sitios Patrimonios de la Humanidad
bullet-historia1Origen de Algunas Comidas Comunes
Curiosidades sobre los nombres y orígenes
bullet-historia1 Historias Secretas de la Segunda Guerra Mundial
Narraciones de Anécdotas de la Segunda Guerra
bullet-historia1 El Hombre En Ambientes Adversos
Vivir en el Espacio, Fondo del Mar, Desiertos y Polos
bullet-historia1 Historia del Origen de Algunas Marcas Clásicas
Ford, IBM, Playboy, TIME, y otras clásicos
bullet-historia1Grandes Errores de la Humanidad
Comentarios sobre notables equivocaciones
bullet-historia1La Historia del Oro y el Hombre
La Influencia del Oro en la Vida del Hombre
bullet-historia1 Circos en Argentina
Circo de Moscú-Sarrasani-Orfei
bullet-historia1 Casos de Canibalismo y Antropofagia
Diferencias conceptual
bullet-historia1Los Archivos Secretos del Vaticano
Los Documentos Históricos Ocultos
bullet-historia1 Los Boy Scouts en el Mundo
Historia de los Orígenes del Movimiento
bullet-historia1 Los Inventos Chinos
Que no inventaron los chinos?
bullet-historia1El Embarazo
Etapas del Desarrollo de un Bebe
bullet-historia1Documentos Históricos
Cartas Escritas Por Grandes Personajes de la Historia
bullet-historia1 Harenes, Eunucos y Sultanes
Breve Descripción de la Vida de los Sultanes
bullet-historia1Conceptos de Internet
Para Principiantes Conceptos Básicos
bullet-historia1 Inventos Accidentales
Descripción de los Inventos Nacidos de la Casualidad
bullet-historia1 La Batalla del Río de la Plata
El Hundimiento del Graf Spee en Aguas del Río de la Plata
bullet-historia1 El “Eurotúnel
Como nació está increíble obra del la ingeniería moderna
bullet-historia1 El Mundo de los Porque?…
Descripción de algunas cuestiones curiosas
bullet-historia1 Primeros Auxilios
Técnicas Básica Para Actuar en Caso de Emergencias
bullet-historia1 Todo a lo Grande!
Grandes Ideas, Errores, Enigmas, Mujeres, Tragedias, Obras e Inventos
bullet-historia1 Las Enfermedades Mas Habituales
Breve Descripción de Las Patologías Mas Comunes
bullet-historia1 Historia y Evolución de los Barcos
Historia desde la Balsa Hasta la Fragata
bullet-historia1 Remedios eran los de antes…
Descripción de aquellos increíbles medicamentos de nuestros abuelos
bullet-historia1 La Catacumbas Romanas
Origen de estos cementerios cristianos
bullet-historia1 El Sexto Sentido Animal
Señales en el Camino de la Humanidad
bullet-historia1 Costumbres de Vida de los Amihs
Historia de estos grupos de inmigrantes que rechazan la modernidad
bullet-historia1 10 Datos Curiosos Sobre el Planeta
bullet-historia1******
bullet-historia1 Preguntas Curiosas
Breve Descripción de Las Inquietudes Más Comunes
bullet-historia1 Preguntas Raras, Pero Fáciles
Respuestas a las Preguntas Más Extrañas
bullet-historia1 Los 10 Mas Interesantes
Las Mejores Curiosidades Sobre Diversos Temas
bullet-historia1 Misceláneas Curiosas
Más y mas curiosidades para salvar tus dudas e inquietudes
bullet-historia1 10 Razones Para Reírse Más
bullet-historia1 Historia de los Aviones Boeing
Evolución de los Grandes Aviones de Línea Comerciales
bullet-historia1 Los Siete Pecados Capitales
bullet-historia1 La Cultura Machista
Diferencia entre el Hombre y el Macho
bullet-historia1 Locura Consumista
Empleado de Walt Mark Muerto por una Avalancha de Consumidores
bullet-historia1 Historia de la Bicicleta
Historia del Nacimiento de la Bicicleta
bullet-historia1 ¿Que es el Carpooling?
Nueva Tendencia de viajar hasta el trabajo

Fin del Imperio de Carlomagno El Tratado de Verdun Objetivos

EL TRATADO DE VERDÚN: FIN DEL IMPERIO DE CARLOMAGNO:

Lamentablemente, el maravilloso momento del “Renacimiento Carolingio” vivido en Europa s6lo duró lo que la vida de Carlomagno.

Al morir el gran emperador en el año 814 en su capital, Aquisgrán (Aix-la-Chapelle), le sucedió su hijo Ludovico Pío, príncipe bueno, pero excesivamente débil: con él comenzaron todas las calamidades. La extrema condescendencia del nuevo emperador le llevó a dividir en vida el Imperio entre sus hijos. Pero los príncipes desconformes, destronaron a su padre, desataron la guerra civil y el más espantoso desorden.

Para colmo, aprovechando la discordia reinante, los condes, marqueses y demás señores, comenzaron a discutir sus derechos con los monarcas, a negarles la sumisión y atribuirse mayores poderes hasta hacerse prácticamente independientes. Así dio comienzo la nueva caracteristica de la Europa posterior a Carlomagno: señores todopoderosos, y reyes absolutamente débiles.

Entre tanto,, y tras la muerte de LUDOVICO Pío, sus hijos se pusieron finalmente de acuerdo y en el año 843 firmaron un importantísimo pacto: el TRATADO DE VERDÚN..

Con este memorable acuerdo, el Imperio Carolingio quedó definitivamente dividido: Carlos, llamado “el Calvo”, se reservó Francia; Luis, la Germania, y Lotario, Italia y la corona Imperial, además de un corredor de tierras entre sus dos hermanos.

De esta manera, se liquidaba el Imperio que Carlomagno con tanto esfuerzo había formado, pero nacían dos nuevos Estados —FRANCIA y ALEMANIA— que con pocas variantes conservarían sus límites hasta nuestros días.

EL FINAL CAROLINGIO: Con el Tratado de Verdún comenzó, aunque con poca suerte, la historia de Francia y de Alemania: en ambos, se sucedieron en el trono varios reyes totalmente incapaces.

El primer rey de FRANCIA fue, como se ha visto, CARLOS EL CALVO, y tanto él como sus sucesores, CARLOS EL GORDO, CARLOS EL SIMPLE y LUIS EL INÚTIL fueron modelos de debilidad y apocamiento, frente alas pretensiones de la nobleza. Finalmente, a la muerte de este último monarca en 987, los señores eligieron rey al Conde de París, HugoCapeto. Así concluyó la rama carolingia francesa.

En ALEMANIA ocurrió lo mismo. Luis EL GERMÁNICO, su primer rey, y sus sucesores, ARNULFO y LUIS EL Niño, nada supieron hacer ante la creciente independencia de los señores. Estos, en 910 dieron la cotona a uno de entre ellos, Conrado de Franconia.

Así, el Imperio Carolingio se desmoronó como un castillo de naipes, a causa de la debilidad de sus reyes, y además, por las terribles calamidades que por ese entonces cayeron sobre Europa. En efectos dos feroces pueblos aniquilaron en poco tiempo, con sus tremendos asaltos , el  orden que el genio de CARLOMAGNO había creado. Entonces, Europa comenzó a vivir el periodo mas negro de su historia.

Arte y Cultura Medieval:Monasterios Universidades Catedrales

Arte y Cultura Medieval:Monasterios Universidades Catedrales

La creación de un nuevo orden

LA EDAD MEDIA, es decir, los siglos entre la caída del Imperio romano y el surgimiento de la Europa moderna, fue un período crítico en el nacimiento de la cultura occidental. Herederos de Grecia y Roma, los estados formativos de la Europa medieval evolucionaron hasta crear una nueva síntesis, en la cual las costumbres y tradiciones de Europa del norte jugaron un papel tan importante como las del Mediterráneo.

El impacto de los pueblos germanos sobre el Imperio romano tendría gran resonancia en los siglos venideros. Una vez terminadas las invasiones y finalizado el proceso de reacomodación espacial y político, comenzó la instauración de reinos más o menos estables en lo que antes había sido el Imperio romano occidental.

El apogeo se alcanzó con la formación del reino franco, que a través de sus gobernantes, sobre todo Carlomagno, llegó a conformar uno de los imperios más importantes de Europa occidental durante la Edad Media.

Este imperio, sustentado por principios cristianos, irradió su compromiso con la fe de Roma más allá de sus fronteras.

Pero, al igual que su antecesor, el Imperio romano, debió enfrentar crisis internas y externas que fueron apagando su esplendor.

La parte occidental del Imperio romano no fue la única en reconstruir una nueva forma de vida; el Imperio romano oriental, que resistió mejor los embates del exterior, logró fundar, a través de su aproximación con el Cercano Oriente, otra de las grandes creaciones políticas de este período: el Imperio bizantino.

A comienzos de la Edad Media, en el siglo V d.C., el Mediterráneo era el centro de la Europa civilizada. Hacia el año 1300 d.C., luego de las depredaciones de los godos, vándalos y vikingos, había emergido una Europa transformada, cuyo nuevo y poderoso núcleo de civilización se situaba en Europa del noroeste en torno a las grandes ciudades de París, Bruselas y la región del Rhin.

Esta nueva civilización importante de la Europa medieval fue la precursora inmediata del Renacimiento y el mundo moderno.

Cuando los bárbaros invadieron Europa occidental y meridional en los siglos V y VI d.C. no venían a destruir el mundo romano, aunque muchos en esa época deben haberlo creído así.

Más bien vinieron a tomar el poder para asegurar el control de sus grandes riquezas y acceder al lujoso estilo de vida que veían al otro lado de la frontera romana. En cierto sentido, Roma había sido demasiado exitosa.

Para aumentar su propio prestigio y reputación, había prodigado regalos a los reyes y caudillos nativos de Europa central y septentrional; la trampa fue que la admiración pronto dio paso a la envidia.

Durante casi toda su historia, el Imperio romano debió soportar sobre sus fronteras la presión de las hordas invasoras cuyo único fin era el saqueo.

Las defensas fronterizas y un ejército profesional permanente habían logrado, por muchísimos años, mantener una relativa seguridad y estabilidad. No obstante, en el siglo V la situación cambió radicalmente.

En el 376, 405 y 455 d.C. se produjeron invasiones a gran escala de pueblos que los romanos ya no fueron capaces de dispersar y controlar.

La irrupción de los hunos asiáticos abrió la brecha más seria, pues su llegada empujó y precipitó a pueblos ya establecidos, como los godos y los vándalos, sobre la frontera del imperio.

Éste se esforzó por absorber a muchos de ellos, y es así como el ejército romano llegó a tener un gran número de soldados germanos. Finalmente, se perdió el control, el Imperio occidental se derrumbó y en su lugar se crearon varios reinos “bárbaros’ ostrogodos, visigodos, francos y otros.

Así, la caída del gran imperio fue tanto el comienzo de una nueva historia como el final de una vieja, dado que de los llamados reinos “bárbaros’ iban a emerger las naciones-estados de la Europa moderna.

Supremacía germánica
LOS PUEBLOS que conquistaron y transformaron el Imperio romano occidental eran fundamentalmente de origen germánico.

Los dos grupos principales, los ostrogodos y los visigodos, se habían asentado alrededor de los valles de los grandes ríos rusos y a lo largo de las costas del mar Negro cuando fueron atacados por los temibles hunos asiáticos hacia el 370 d.C.

Los ostrogodos, derrotados, presionaron a sus vean. visigodos, forzándolos a cruzar el Danubio y buscar refugio en la provincia romana de Moesía.

Sin embargo, los visigodos no se quedaron en paz mucho tiempo y sus anfitriones romanos pronto tuvieron motivos para lamentar el asilo que les habían brindado.

Se peleó una batalla decisiva Adrianópolis en el 378 d.C., en la que doblaron las campanas que anunciaban la muerte del imperio las legiones, que habían sido el soporte de los ejércitos romanos por tanto tiempo, fueron aniquiladas por el ataque de la caballería visigoda a pasar muchos siglos antes de que un ejército formado principalmente por soldados de infantería dominara de nuevo los conflictos bélicos en Europa.

Con el ejército romano destruido y el emperador Valente muerto, los visigodos podrían haber conquistado fácilmente el Imperio oriental y no ha existido una Bizancio que sirviera como contra las incursiones posteriores de árabes y turcos.

En lugar de ello, pasaron a Italia, sacudiendo al mundo civilizado con el saqueo de Roma ‘Ciudad Eterna’, en el 410 d.C. La ciudad que había permanecido intacta por lo menos durante siglos, iba a ser saqueada en dos ocasiones más durante los siguientes 50 años, y de un modo más salvaje por los vándalos en el 455.

Mortalmente debilitada por el asalto visigodo, la periferia del imperio pronto se rindió ante otros invasores. Mientras los visigodos continuaban su emigración hacia Francia y España, los ostrogodos se instalaban en Italia.

Lo peor quedaba por venir. En los últimos días del 406 d.C., los vándalos, al encontrar el Rhin congelado y la frontera desguarnecida de tropas, cruzaron hacia Galia y comenzaron una campaña intensiva de saqueo, pasando a través de España a África del norte, en el 429 d.C.

Allí establecieron un reino en torno ala gran ciudad romana de Cartago. Con ello estaban emulando a los visigodos, que habían fundado el reino de Toulouse (Tolosa) una década antes.

Mientras tanto, en Italia, la corte del emperador romano occidental continuaba teniendo cierto grado de control, aunque cada vez más sujeto al dominio de los generales germanos.

Tal vez el último gran beneficio político legado por los romanos a Occidente fue su actuación sobresaliente en la derrota de los hunos en los campos Cataláunicos, cerca de Troyes, en el 451 d.C.

Lejos de ser el saqueador sin principios descrito por la leyenda popular, Atila el huno fue el gobernante de un imperio nómada organizado, con gobernadores regionales que esgrimían arcos de oro como símbolos de autoridad.

Sin embargo, la ayuda de los godos, alanos, burgundios y francos inclinó la balanza decisivamente en favor de los romanos, y los hunos fueron derrotados y repelidos. La victoria puede haber salvado a Europa, pero no salvó al Imperio occidental.

Apenas 30 años después el último emperador romano de Occidente fue suplantado por el comandante germano de su ejército, Odoacro, y en el 493 d.C. éste fue reemplazado por Teodorico, rey del reino ostrogodo.

Europa transformada
HACIA FINALES del siglo V d.C. las conquistas bárbaras habían comenzado a estabilizarse en forma de reinos y emergió un nuevo mapa político de Europa.

Aun así, la fuerza de la cultura romana resistió el cambio de gobernantes.

El orden social romano había sido decapitado, los recién llegados habían tomado las posiciones principales; no obstante, los germanos siempre fueron una minoría. El poder estaba en sus manos, pero eran los habitantes locales los que aseguraban el normal desenvolvimiento de estos reinos.

Gobernantes sabios como Teodorico el ostrogodo se esforzaron por reconciliar a godos y romanos en una Italia próspera y unificada y patrocinaron a los artistas y arquitectos romanos.

Su palacio y su tumba en Rávena son ejemplos notables de la sobrevivencia de las tradiciones arquitectónicas romanas.

Incluso los más anti-romanos, los vándalos, conservaron mucho de la cultura romana adaptándola simplemente a sus propios fines: los príncipes vándalos vivían en lujosas villas equipando los edificios con baños y pisos de mosaicos, en forma muy similar a los antiguos aristócratas romanos.

En Europa continental, las ciudades siguieron prosperando, aunque con menos riqueza y población que antes.

La urbanización era un concepto básicamente desconocido para los nuevos líderes germanos, y la administración cívica recaía principalmente en los obispos, puesto que, si bien los súbditos romanos fueron despojados en gran parte del poder secular, la autoridad religiosa continuó en manos de los pueblos locales.

El Cristianismo seguía siendo la religión mayoritaria de gobernantes y gobernados por igual, proporcionando un poderoso vínculo con el pasado.

Y a pesar de la supremacía de los soberanos de habla germánica, fueron las lenguas romances, basadas en el latín -el idioma de los pueblos romanos-, las que triunfaron en la mayoría de las ex provincias del Imperio occidental, a excepción de Britania.

El fin del dominio romano en Europa continental estuvo marcado, en consecuencia, no por una súbita crisis, sino por un cambio gradual, siendo sólo la culminación de procesos internos que venían desarrollándose por varias centurias. La economía siguió un patrón similar de cambio y transformación.

El Imperio romano había estado en decadencia económica desde por lo menos el siglo III y los intentos de reformas y renovación en el siglo IV habían tenido pocos efectos duraderos. Las ciudades del Imperio occidental languidecieron lentamente, la economía basada en el dinero se contrajo y el comercio y la industria decayeron.

Estos procesos fueron acelerados, más que iniciados, por la ruptura política causada por la ascensión germánica al poder.

Los trabajos en vidrio de la zona del Rhin continuaron floreciendo durante los siglos V y VI, y sus artículos de lujo se exportaban a Britania, Galia, Alemania del norte y Escandinavia.

El comercio vinícola también continuó realizándose por las rutas tradicionales durante algún tiempo después del desmembramiento político del imperio. Los mercaderes galos todavía suministraban vino a los monasterios de Irlanda en el siglo VI, y casi en la misma época los gobernantes locales en Cornwall importaban aceite de oliva desde Tunicia.

Sin embargo, aunque los lazos nunca se interrumpieron del todo, la decadencia económica y la fragmentación política disminuyeron gradualmente la frecuencia del intercambio, y estimularon en cada región de Europa occidental el desarrollo interno.

De todas las provincias del Imperio occidental, en ninguna otra parte este proceso fue más pronunciado que en Britania.

Fuente Consultada: Atlas de la Historia Universal