Cuidar, No Tirar!…

El Mercurio Efectos de la contaminacion en el ser humano

El Mercurio Efectos de la Contaminacion

Elemento químico, símbolo Hg, número atómico 80 y peso atómico 200.59. es un líquido blanco plateado a temperatura ambiente (punto de fusión -38.4 ºC o -37.46º F); ebulle a 357 ºC (675.05 ºF) a presión atmosférica. Es un metal noble, soluble únicamente en soluciones oxidantes. El mercurio sólido es tan suave como el plomo. El metal y sus compuestos son muy tóxicos. El mercurio forma soluciones llamadas amalgamas con algunos metales (por ejemplo, oro, plata, platino, uranio, cobre, plomo, sodio y potasio).

El Mercurio Efectos de la contaminacion¿Qué tienen en común los termómetros, barómetros, ciertos pesticidas y desinfectantes y las amalgamas dentales? Todos estos elementos, y muchos otros, contienen mercurio en mayor o menor proporción. Se trata de un metal pesado que existe de tres maneras: mercurio elemental, sales inorgánicas (mercuriosas o mercúricas) ymercurio orgánico (metil, fenil, alquil mercurio), y que tiene múltiples aplicaciones:

• el mercurio elemental, en termómetros, barómetros, baterías e instrumentos eléctricos; aquí se encuentra atrapado y no genera mayores problemas para la salud.

• las sales mercúricas inhiben el crecimiento bacteriano y fúngico, y se encuentran en pesticidas, desinfectantes, antisépticos, pigmentos y explosivos;

• los compuestos orgánicos, en diuréticos, antisépticos, insecticidas, pesticidas, y en el procesado de madera, plástico y papel. Pero este elemento es considerado un residuo peligroso, calificación que no es caprichosa ni apresurada, ya que varias de sus características lo convierten en un peligroso contaminante ambiental. Veamos:

• es un elemento no esencial que en elevadas concentraciones llega a ser tóxico;

• puede ser metilazo biológicamente (se transforma en metil mercurio);

• se comporta como móvil (lo que le permite coexistir en distintas formas en la litosfera, hidrosfera, biosfera y atmósfera);

• es bioquímicamente activo;

• se bioacumula (pasa de un eslabón a otro de la cadena alimentaria y, en cada paso, se concentra aún más);

• es persistente;

• en los últimos cien años, ha aumentado su concentración en el ambiente. Además de ser una sustancia tóxica para el ser humano, es también ecotóxica, considerándose como tal “toda sustancia o desecho que, si se libera, tiene o puede tener efectos adversos inmediatos o retardados en el medio ambiente debido a la bioacumulación o a los efectos tóxicos en los sistemas bióticos”.

Los efectos tóxicos del mercurio en el ser huma no se manifiestan a través de síntomas que incluyen: cambios de carácter, ansiedad, depresión, irritabilidad, pérdida de memoria y síntomas maníaco-depresivos. El mercurio se concentra en la sangre y en el cerebro, provocando daños muchas veces irreversibles. También afecta los riñones y los sistemas respiratorio, digestivo y circulatorio. Una de las principales fuentes de exposición es metil mercurio en dietas basadas en pescado.

Podemos decir que: el Mercurio tiene un número de efectos sobre los humanos, que pueden ser todos simplificados en las siguientes principalmente:

• Daño al sistema nervioso
• Daño a las funciones del cerebro
• Daño al ADN y cromosomas
• Reacciones alérgicas, irritación de la piel, cansancio, y dolor de cabeza
• Efectos negativos en la reproducción, daño en el esperma, defectos de nacimientos y abortos El daño a las funciones del cerebro pueden causar la degradación de la habilidad para aprender, cambios en la personalidad, temblores, cambios en la visión, sordera, incoordinación de músculos y pérdida de la memoria. Daño en el cromosoma y es conocido que causa mongolismo.

En la  bahía de Minamata, Japón, los residuos de mercurio vertidos en el agua se metilaron y acumularon en el fitoplancton, moluscos, crustáceos y peces, aumentando su concentración a lo largo de la cadena trófica. Este fenómeno se conoce como biomagnificación. Los contaminantes ambientales interactúan y se transfieren a través de los distintos compartimientos, agua, aire y suelo, siendo sus receptores las plantas, los animales y el hombre por caminos a veces insospechados. De ahí la importancia de entender y profundizar todos los aspectos posibles relacionados con su dinámica.

Fuente: “El mercurio como contaminante ambiental”, por Lidia Giuffré (FAUBA) y Myrna Carl (CEMIC). Gerencia Ambiental, año 5, NY 45, julio de 1998. Los pescados pueden ser fuente de contaminación con mercurio. La exposición aguda, tras la ingesta de pescados contaminados, produce neuropatías, deficiencia mental, estados de coma y muerte en un período de entre 26 días a 4 años después de la intoxicación.

Otra Fuente Consultada:  http://www.lenntech.es

Evitar Envases de Plasticos Consejos Como ayudar al Planeta Tierra

Evitar Uso de Envases de Plásticos

EVITAR EL USO DE ENVASES DE PLÁSTICO O DESCARTABLE: Los estadounidenses tiran por año tal cantidad de vasos, cucharita, tenedores y cuchillos de plástico o de papel, que, puestos en círculo, darían 300 vueltas a la Tierra. Usted toma el último sorbo de café y hace un tiro con efecto al cesto de la basura. Ya es hora de ponerse a trabajar. ¿La escena le resulta conocida? Probablemente sí: en los Estados Unidos, un oficinista usa 500 vasos descartables por año.

 LOS DESCARTABLES
• Todos esos vasos de plástico no desaparecen por arte de magia.
La mayoría de los vasos de café están hechos con espuma de poliestireno, un material que nunca se descompone, lo tire donde lo tire.

• Los vasos de papel no se rompen fácilmente, tampoco. De hecho, en el relleno sanitario —donde termina todo el material descartable— casi nada se rompe. Todo queda tal cual es.

• Estos dos tipos de materiales descartables se fabrican con recursos naturales y producen contaminación. Por ejemplo: la espuma de poliestireno se hace con un derivado del petróleo, que es carcinógeno, y se llama benceno. Los vasos de papel se blanquean, y este proceso agrega dioxinas tóxicas en nuestras vías fluviales.

• La industria del plástico “vende” los vasos de espuma de poliestireno como si fueran “reciclables”. Técnicamente, esto es cierto. Pero, prácticamente hablando, no es verdad. Hay muy pocos centros de reciclaje en los Estados Unidos y los vasos no se. reciclan para producir nuevos vasos, por lo que el reciclaje no reduce la contaminación ni el consumo de recursos naturales.

COSAS SIMPLES DE HACER
• Déle a cada empleado un jarro de cerámica; puede ser con el logotipo de su compañía o con un mensaje en pro del medio ambiente.
• 0 disponga jarros resistentes, no vasos de plástico, al lado de la cafetera o en el comedor.
• No compre cucharitas de plástico: tenga cucharas de metal siempre a mano.
• Si tiene un lugar para lavar los platos, compre platos de plástico durable para los empleados.
• Haga un trato con la cantina o el bar de su empresa para que ofrezca un descuento a los empleados que lleven su propio jarro de café.
• También hable con los dueños de los negocios cercanos a su empresa para que hagan descuentos a los empleados que llevan sus propios jarros. Si venden comidas, trate de que les dejen llevar sus propios platos o fuentes de plástico, en vez de usar los descartables del restaurante.

¿SABÍA QUE…?
• En 1990, Schnuck Markerts de St. Lóuis dejó de repartir vasos de espuma de poliestireno gratuitamente. Sus 500 empleados recibieron un jarro blanco de cerámica para tomar café, con el logotipo de la compañía. Ahora, los empleados que quieren vasos de plástico deben pagarlos. Por supuesto, no todo el mundo usa el jarro, pero, de acuerdo con Bar Vogel, a cargo del servicio de comidas, aun así, la compañía ahorra 2.000 vasos de plástico por mes.

VENTAJAS
Para su empresa:
• Comprados al por mayor, los jarros de cerámica cuestan unos u$s 2,50. Los vasos de espuma de poliestireno cuestan unos u$s 3,35 por año por empleado, siempre y cuando cada persona use sólo uno por año.
Para la Tierra:
• Si 10 millones de personas usaran su propio jarro de cerámica en la oficina todos los días, podríamos eliminar 5.000 millones de vasos de plástico.
•Puestos en hilera, esto representa un ahorro anual de cincuenta metros de relleno sanitario por persona; es decir, un total de 500.000 kilómetros de basura por año.