Datos Demográfico del Mundo

Isobaras Mapas de Climas de Argentina Isotermas Isohietas Conceptos

Isobaras – Mapas de Climas de Argentina
Isotermas Isohietas

Para visualizar las variaciones climáticas de un lugar, se utilizan las temperaturas medias, las precipitaciones medias y las presiones atmosféricas medias diarias registradas a través de años, las cuales se vuelcan en gráficos. Los siguientes gráficos pueden realizarse sobre distintos lugares del país a partir de los diferentes datos conseguidos.

Al reunir la información completa de todos los gráficos, se obtienen los mapas de isotermas, isobaras e isohietas. Los datos combinados de estos mapas y el estudio de los factores geográficos, la distribución de la u etacíón, etc., permiten definir el mapa de climas de nuestro país.

isobara mapa de argentina

Mapa de isobaras: Mapa de isobaras. Una isobara es una línea que puntos de igual presión atmosférica. Estas líeas nunca se tocan o se cruzan ya que en un mismo punto no puede tener dos valores diferentes. De la observación del mapa se concluye que los de los centros anticiclónicos se encuentran sobre océanos: anticiclones de Pacifico Sur y del Atlántico.

Entre los dos centros anticiclónicos se extiende una zona dde presiones algo superior a la normal, que representa un “puente” entre ambos y que separa dos áreas de baja presión, al norte y al sur. El área de baja presión del norte es un

https://historiaybiografias.com/archivos_varios5/estrella1_bullet.png

isobara mapa de argentina

Mapa de isotermas: Una isoterma es una línea que une puntos de igual tem­peratura media anual. Las isotermas se trazan a inter­valos regulares, por ejem­plo, cada 10 grados. Al analizar el mapa, se observa que en las llanuras del cen­tro y de noreste del país, la temperatura media anual desciende con el aumento de latitud.

En cambio, en el oeste y al sur del rio Colorado, la presencia de mon­tañas y mesetas desvía las isotermas, que toman un rumbo paralelo a los cordo­nes montañosos. En nues­tro territorio se distinguen, según este parámetro, cli­mas subtropicales, templa­dos y fríos. Analizando las temperaturas medias anuales, en las climas subtropicales, éstas se encuen­tran por encima de los 18 C, en los templadas, oscilan entre 18 y 12 grados centígrados y en los frios son inferiores a los 12 ºC.

https://historiaybiografias.com/archivos_varios5/estrella1_bullet.png

isohietas argentina

Mapa de isohietas: Mapa de isohietas. Una isohieta es una línea que une puntos de igual precipitación media. A partir del mapa se observa cómo las precipitaciones van decreciendo de este a oeste, desde la Mesopotamia a la zona cordillerana (régimen pluviométrico atlántico). Pero en las laderas occidentales de la cordillera, las precipitaciones van aumentando (régimen pluviométrico pacifico).

Según los volúmenes de precipitaciones, hablamos de climas húmedos, cuando éstas superan los 800 mm. anuales -como corresponde a un tercio de nuestro país, en donde se hallan as principales zonas agricola-ganaderas y de climas secos, cuando son inferiores a los 400 mm. anuales, formando una diagonal árida ubicada en la zona de transición de los regímeres pluviométricos.

https://historiaybiografias.com/archivos_varios5/estrella1_bullet.png

Para visualizar las variaciones climáticas de un lugar, se utilizan las temperaturas medias, las precipitaciones medias y las presiones atmosféricas medias diarias registradas a través de años, las cuales se vuelcan en gráficos. Estos gráficos pueden realizarse sobre distintos lugares del país a partir de los diferentes datos conseguidos.

Al reunir la información completa de todos los gráficos, se obtienen los mapas de isotermas, isobaras e isohietas. Los datos combinados de estos mapas y el estudio de los factores geográficos, la distribución de la vegetacíón, etc., permiten definir el mapa de climas de nuestro país.

Mapa de climas. Los combinados de los anteriores y el estudios de los factores geográficos, la distribución de la vegetación, etcétera, permite definir el mapa de clima nuestro país.

mapa de climas de argentina

Referencias del Mapa:

1. Clima subtropical serrano. Por la influencia de la altura, las temperaturas medias oscilan entre 12 y 18 ºC; las precipitaciones son superiores a 600 mm (y como consecuencia deL relieve, en algunos puntos superan los 1.400 mm anuales), pero concentradas en verano según la exposición a los vientos del este.

2. Clima subtropical con estación seca. Las temperaturas medias anuales son superiores a los 20 0C, pero con amplitudes térmicas diarias y anuales crecientes hacia el oeste; el volumen total de precipitaciones está com­prendido entre 600 y 1.000 mm anuales y hacia el oeste; se encuentran concentradas en el verano.

3. Clima subtropical sin estación seca. Las temperaturas medias anuales son superiores a los 20 0C; las lluvias superan los 1.000 mm. anuales y se producen durante todo el año; predominan vientos del noreste y norte.

4. Clima árido de alta montaña. Las temperaturas medias anuales son in­feriores a los 12 oc, con amplitUdes térmicas diarias y anuales marcadas; las precipitaciones nivales y puntuales varían según la forma, la altura y la orientación del relieve.

5. Clima seco serrano. Las temperaturas medias anuales oscilan entre 14 y 18 0C; las amplitudes térmicas anuales y diarias son marcadas; las precipi­taciones son insuficientes (menos de 600 mm anuales), torrenciales y con­centradas en verano.

6. Clima frío húmedo. Si bien las temperaturas también están muy influi­das por la altura, las medias anuales se ubican alrededor de los 6 y 8 0C. Las precipitaciones son siempre superiores a los 600 mm (pueden llegar a los 1.500 mm) y dependen de la topografia y la latitud, generalmente en forma de nieve y concentradas en invierno.

7. Clima árido estepario. Con características parecidas al clima seco serra­no, aunque con temperaturas medias entre 2 y 3 grados menores. Las pre­cipitaciones son inferiores a los 200 mm anuales.

8. Clima árido frío. Presenta temperaturas inferiores a los 12 0C, con gran­des amplitudes térmicas; las precipitaciones son escasas, inferiores a los 300 mm anuales, y concentradas en invierno.

9. Clima templado. Las temperaturas medias anuales son inferiores a los 20 0C, y la amplitud térmica anual crece hacia el oeste; las precipitaciones van desde los 1.000 mm anuales en su extremo nordeste a los 500 mm en el suoeste, donde la estación seca es más marcada.

https://historiaybiografias.com/archivos_varios5/estrella1_bullet.png

Ver Una Animación Para PC

¿ESTÁ CAMBIANDO EL CLIMA DE LA TIERRA? Los climatólogos, o investigadores del clima, sostienen, con pocas reservas, que, a lo largo de los últimos cien años, la temperatura media global ha aumentado en aproximadamente medio grado Celsius.

Este calentamiento se atribuye, al menos en parte, a actividades humanas como la combustión del carbón, del petróleo y del gas natural en las centrales térmicas de producción de electricidad, así como la de los combustibles de los automóviles y otros medios de transporte. Y se espera que, a causa del constante aumento de la población y del avance de la Tecnología, un nuevo incremento de 1 a 3,54 °C tenga lugar hacia el año 2100.

Pero, por otra parte, el calentamiento también estaría asociado a una mayor actividad tectónica del planeta, con un aumento inusitado de erupciones volcánicas en distintos lugares. E incluso se infiere una relación con las tormentas solares y la intensidad y el tamaño de las erupciones en el Sol.

Un archivo detallado de los fenómenos meteorológicos del último siglo ha permitido a los climatólogos comprender la magnitud del cambio climático. Y estos datos son analizados mediante complejas ecuaciones matemáticas a la vez que se realizan simulaciones del sistema climático con la ayuda de las computadoras.

En especial, están centrando su atención en el aumento de las temperaturas mínimas, que revisten gran interés por su incidencia en la agricultura.

En este sentido, los climatólogos llegaron a la conclusión de que las temperaturas mínimas crecen más de prisa que las máximas, hecho probablemente relacionado con los cambios de la cobertura de las nubes (éstas tienden a mantener los días más frescos, al reflejar la luz solar, y las noches más cálidas, al bloquear la pérdida de calor del suelo) y con el enfriamiento debido a la evaporación (el incremento de la humedad en el suelo inhibe el ascenso de temperatura durante el día porque parte de la energía solar se invierte en la evaporación de dicha humedad).

El cambio climático también afecta la distribución de las lluvias y otras precipitaciones: en algunas regiones aumentarían, para disminuir en otras, con la consiguiente alteración de la distribución global y la aparición de sequías e inundaciones.

La relación entre la temperatura y los temporales es más complicada. En un mundo más cálido, la diferencia de temperatura entre los trópicos y los polos cubriría un menor intervalo, con lo que se debilitarían los temporales.

Por otra parte, en la alta atmósfera se invertiría la diferencia, lo que influiría de manera opuesta. La actividad humana -a través de, por ejemplo, la emisión de aerosoles- también contribuiría a estos cambios inciertos.

Si bien la precipitación media en forma de nieve tenderá a disminuir por el calentamiento, es esperable una mayor frecuencia de aguaceros copiosos, que pueden provocar inundaciones, erosionar los suelos y causar mortandad humana.

Finalmente, conforme el clima se vaya haciendo más cálido, se prevén cambios en la actividad de los ciclones tropicales (huracanes del Atlántico y tifones del Pacífico).

El problema es que el desplazamiento de los ciclones a zonas extratropicales determinará una mayor superficie expuesta.
El incremento de los gases de invernadero provocaría cambios en la distribución de las precipitaciones.

Fuentes: «Clima caótico», Investigación y Ciencia, N.° 232, enero de 1996. «El clima que viene», Investigación y Ciencia, N.° 250

PARA SABER MAS…
ALGUNOS CONCEPTOS IMPORTANTES

Tiempo atmosférico: El ser humano, las plantas y los animales terrestres viven inmersos en ese gran océano gaseoso constituido por la atmósfera. Las condiciones físicas del aire son cambiantes y se modifican fácilmente.

Los factores más importantes que forman y modifican el tiempo atmosférico son: la temperatura, la presión y la humedad. Sus combinaciones pueden formar a su vez nuevos factores, determinando el estado del tiempo, que se encuentra en permanente evolución.

El tiempo, condición de la atmósfera en un momento dado, cuando se lo considera en sus características constantes y persistentes, nos proporciona el clima de una zona o región. Su causa determinante, y por ende del clima, es la acción solar, la radiación luminosa y calorífica del astro mayor.

Temperatura: Es el primero y más decisivo de los factores del tiempo. Los rayos solares en la atmósfera calientan el aire, el cual se dilata, disminuye en densidad y tiende a elevarse, pasando el aire frío a ocupar las zonas más bajas.

Determinar la temperatura constituye un dato importantísimo para la meteorología. Los aparatos que se utilizan para tal fin son los termómetros (escalas de Celsius, Reamur, Farenheit, etc.). La temperatura se toma a distintas horas del día, a niveles diferentes de altura, máximas y mínimas, etc.

Éstas siguen anualmente un ritmo más o menos uniforme, denominado régimen técnico. Existen temperaturas máximas y mínimas, y entre éstas, temperaturas medias constantes. La máxima se registró en Azizia (desierto de Libia), donde en 1922 el termómetro llegó a 57°; la más baja, en la estación soviética «Vostok» (Antártida) y fue de -87,4°C.

Entre estas máximas y mínimas se sitúan casi todas las temperaturas de la Tierra. La diferencia entre las medias extremas se llama amplitud absoluta. La denominada amplitud media anual es la diferencia entre la media del mes más cálido y la del mes más frío.

Las temperaturas medias anuales son las que mejor reflejan las condiciones de un clima, pues señalan si es frío, caluroso o templado.

Las isotermas: En la medición de las temperaturas, más que los datos aislados, interesan las medias diarias, mensuales y anuales. Si trazamos sobre un mapa una línea que únalos puntos que tienen igual temperatura media mensual, obtendremos unas líneas apenas sinuosas denominadas isotermas.

El ascenso y descenso de las líneas en los océanos se explica por las distintas corrientes marinas, cálidas y frías, que originan, respectivamente, un aumento y una disminución de la temperatura.

Las isotermas de invierno indican que los fríos más intensos se registran en las regiones polares, y de manera especial en los continentes del hemisferio septentrional.

El geógrafo Kúppen, al observar las variaciones de temperatura en todo el planeta, estableció una clasificación que divide varias regiones o zonas térmicas en una zona ecuatorial, dos zonas subtropicales, dos templadas, dos frías y dos polares.

Presión atmosférica: Muchísimos kilómetros cúbicos de aire gravitan sobre la superficie de la Tierra. Si esa tremenda cantidad de peso no nos aplasta se debe a que la presión se ejerce en todas direcciones y la contrarresta la presión interna de los líquidos de nuestro organismo.

Torricelli probó en 1644 la existencia de la presión atmosférica y midió su valor. El fundamento del barómetro de mercurio establece que cualquier variación en la presión de la atmósfera se registra por un ascenso (aumento de presión del aire) o un descenso (disminución) de la columna barométrica.

En la actualidad se emplean barómetros metálicos, barógrafos o barómetros registradores que señalan sobre papel una curva donde pueden observarse los cambios de presión. También están los altímetros, que, en vez de registrar la presión, establecen la altura. La unidad de presión atmosférica usada en meteorología se denomina milibar. Un bares la presión que ejerce un millón de dinas sobre un cm2 de superficie. La presión norma! del aire es de 760 mm.

Las isóbaras son líneas que los especialistas trazan sobre el mapa y unen puntos de igual presión. Así se obtienen curvas irregulares, elípticas y concéntricas que señalan áreas de baja y alta presión. Se supone que las oscilaciones diurnas de presión son producidas por el calentamiento general de la atmósfera, aunque no faltan quienes las relacionan con una marea de origen solar. Lo más lógico es atribuí rías a la evolución diurna del calor del Sol (por la noche la presión aumenta, con un máximo hacia las 10 de la mañana).

El aire recalentado tiende a ascender (zona de baja presión), mientras que el aire frío, al pesar más, origina una región de alta presión. A lo largo de la zona ecuatorial suele mantenerse un área de bajas presiones. Al N y S de los trópicos las zonas son de alta presión. Hacia Los polos se observan áreas de presiones muy bajas.

De todos modos, la distribución de presiones varía mucho, debido a la irregularidad de la corteza terrestre, el relieve, los cursos de agua, etc.

Si el globo terrestre fuese perfectamente esférico y sin mares ni relieves, las bajas presiones se ubicarían en el ecuador; las altas, más allá de los trópicos y nuevamente las bajas en los polos. Por suerte no ocurre así, y esta variedad es la que origina los constantes cambios climáticos y atmosféricos.

La humedad: El agua es uno de los componentes más importantes de la atmósfera., en especial en las capas inferiores de ésta.

El agua, cualquiera sea su estado (gaseoso, líquido o sólido) forma parte de la atmósfera y proviene de la permanente evaporación que se produce en la Tierra, por la humedad que ésta contiene en los océanos, ríos y lagos. Aunque su estado natural es el del vapor, suele presentarse en forma de niebla, nubes, nieve, lluvias, etcétera.

La importancia del vapor acuoso en la vida humana es inmensa (grado de humedad, pluviosidad, nieves, etc.). Por la acción del calor solar las aguas de ríos, mares y lagos se evaporan y van a formar parte de la atmósfera.

A esa enorme zona expuesta a la evaporación hay que agregarle las áreas regadas por las lluvias, ja transpiración de los animales y plantas, y la propia respiración, que despide, asimismo, abundantes cantidades de vapor acuoso. Éste se reparte de manera poco uniforme a lo largo y a lo ancho de la Tierra. Varía de uno a otro punto, en un mismo sitio en días, y aun en horas consecutivas.

Se dice que el aire está saturado cuando la capacidad de absorción de vapor acuoso por la atmosfera es limitada y la evaporación termina. Este punto de saturación no es fijo: se acrecienta con la temperatura y disminuye con la presión.

Se denomina humedad absoluta de la atmósfera la cantidad total de vapor de agua que contiene, en un momento dado, determinada parte de la atmósfera. Los máximos se registran en las «zonas del ecuador y decrecen hacia los polos. Son más elevados en verano que en invierno y también durante el día, en que se evapora mayor cantidad de agua que durante la noche.

El vapor acuoso se halla principalmente en la capa inferior de la troposfera (al nivel del mar y en la superficie de las aguas). Su presencia no siempre indica la existencia de nubes o humedad.

Como al aumentar la temperatura también aumenta la capacidad de absorción del aire respecto del vapor acuoso, además de conocer la humedad absoluta hay que saber la proporción de dicho va por con tenida en la atmósfera, comparada con la que tendría en caso de estar saturada (estado higrométrico o humedad relativa). Este concepto tiene gran importancia en Meteorología.

Sintetizando, la humedad relativa es la relación existente entre la cantidad de vapor acuoso que contiene la atmósfera (humedad absoluta) y la que tendría sí estuviese saturada -(capacidad máxima de absorción en dicho momento).

La temperatura a la cual una masa de aire contiene el 100 % de humedad relativa se denomina punto de rocío. En horas de la noche, y al bajar la temperatura, el vapor acuoso que hay en la atmósfera se condensa y origina las gotitas que forman el rocío. Si la condensación tiene lugar por debajo de cero grado, las pequeñas gotas se hielan y se transforman en escarcha.

El hidrógeno: Para determinar el estado higrométrico del aire se utilizan instrumentos llamados higrómetros y psicómetros. Los de mayor precisión están constituidos por dos termómetros iguales y contiguos. Uno llamado seco (termómetro común) y el otro húmedo, cuyo depósito protegido por una tela porosa, prolongado hacia la parte inferior, está sumergido en un vaso con agua.

Luego se leen los dos termómetros, se consultan unas tablas de doble entrada, y en los cruces de ambas líneas de las temperaturas se leen los valores correspondientes al estado higrométrico que se busca. Hay otros instrumentos basados en la contracción o dilatación que experimentan algunos cuerpos (cabellos) como resultado de la sequedad o humedad del ambiente.

La niebla: Se denomina así el vapor acuoso que, contenido en la atmósfera, tiende a condensarse a nivel del suelo y origina unas nubes relativamente espesas que se desplazan por los desniveles del terreno.

Este vapor, al encontrar zonas frías, se condensa y da lugar a esos humos o gases, de color blanco. En los centros urbanos, calzadas y aceras aparecen mojadas, y las partículas de humo que surgen de casas y fábricas se unen al polvo levantado por el tránsito, formando núcleos de condensación que atraen fuertemente el vapor acuoso y lo retienen. Esto explica que los centros urbanos industriales tengan nieblas o brumas más densas que los centros rurales.

Las famosas nieblas londinenses tienen sus gotitas recubiertas de una película de aceite que impide su evaporación.

Las brumas de Bilbao responden a parecido origen.

El origen de las nieblas de Terranova es diferente, ya que éstas provienen del choque de masas de aire frío con otras de aire caliente. El fenómeno afecta de manera importantísima la navegación aérea.

La lucha contra él es tenaz y prosigue mediante el uso de ultrasonidos, el empleo en aeródromos de lámparas de criptón de gran potencia, nieve carbónica, etc. De todos modos, estos procedimientos son todavía ensayos y en muchos de los casos su alto costo económico los hace prohibitivos para su aplicación.

Otros Temas Relacionados:

Mapa Uso del Suelo En El Mundo

Mapa Problemas Ambientales En El Mundo

Mapa de la Población En El Mundo

Mapa Volcanes Activos En El Mundo

Flora y Fauna de Argentina

Hidrografía de Argentina

Orografía de Argentina

Folklore Argentino

 

Climas del Mundo Mapa Distribución Zonas Climáticas Frio Calido

TIPOS DE CLIMAS DEL MUNDO
LAS ZONAS CLIMÁTICAS – MAPA

La palabra clima es de origen griego y, en su sentido etimológico, significa «inclinación». Pero no obedece a una mera casualidad que se haya divulgado su uso con su significado actual; la distinta inclinación con que las radiaciones solares llegan a las zonas terrestres de diferente latitud, o a una misma zona pero en diferentes estaciones, es la causa principal de la temperatura media que caracteriza a la zona considerada; y la temperatura es el elemento predominante del clima.

Los factores que influyen en las condiciones atmosféricas son múltiples, por lo que también el clima resulta influido no sólo por la temperatura, sino por el porcentaje de humedad, por las características del suelo, por la presencia y calidad de la vegetación, por la altitud y por la posición geográfica y topográfica de cada lugar. Se entiende por clima el conjunto de condiciones meteorológicas más frecuentes en una región determinada.

GRANDES ZONAS CLIMÁTICAS DE LA TIERRA:
1-TENIENDO EN CUENTA SOLO LA TEMPERATURA:

Se ha dicho que uno de los factores determinantes del clima es la temperatura. Esta depende de la intensidad de la radiación solar, que varía de acuerdo con la latitud y con la época del año, y también de la composición de las capas atmosféricas que dicha radiación ha de atravesar para llegar hasta nosotros. Por término medio, se ha calculado que sólo un 43%  de la radiación conjunta que rodea a la Tierra, llega al suelo; la restante, o sea el 57%, experimenta diversas vicisitudes, pues es reflejada, refractada y absorbida por las capas que atraviesa; pero de la parte que llega al suelo, un porcentaje notable resulta igualmente reflejado, por lo que la atmósfera está continuamente surcada por radiaciones de todas clases y en todas direcciones. Esto es de gran importancia para nuestro planeta, porque impide un paso demasiado brusco del día a la noche.

climas del mundo: cálido, templado y frio polar

Observa el mapa de arriba: Como la intensidad de la radiación solar incidente varía en continuidad desde el ecuador, donde es máxima, hasta los polos, donde es mínima, la superficie terrestre puede dividirse (en el sentido de la latitud) en cinco grandes zonas, delimitada cada una de ellas por dos paralelos, o sea una zona cálida, situada a caballo del ecuador; dos zonas templadas, boreal (al norte del ecuador) y austral (al sur del ecuador) , que ocupan fajas intermedias entre el ecuador y los polos; dos zonas glaciales, ártica (polo norte) y antártica (polo sur), con su centro respectivo en los Polos Norte y Sur. A los fines de simplificar podemos decir que el clima terrestre tiene tres tipos de zonas donde el clima es diferente: zona cálida, zona templada y zona fría.

2-CLIMA CONSIDERANDO LA PRECIPITACIONES:

 

mapa de climas del mundo

EL CLIMA: El tiempo atmosférico, como el viento, las precipitaciones, tormentas, etc. y sus factores determinantes, los cuales, considerados a lo largo de los años en una zona geográfica, señalarán una media o general que se llama clima.

Este clima está influido, como ya dijimos, por factores atmosféricos y por los que surgen de la geografía física de la región. La proximidad del mar, la latitud, la continentalidad, etc., desempeñan importante papel en la determinación del clima de un lugar. La conjunción de varios de ellos origina gran número de variaciones de tipo climatológico. Sin profundizar con exceso, se puede establecer que hay una serie de regiones terrestres que presentan condiciones climáticas semejantes.

La correlación de dos factores determinantes, temperatura y lluvias, conduce a considerar tres tipos climas cálidos, templados y fríos; que a su vez se dividen en lluviosos, secos y desérticos; monzónicos, marítimos y continentales; de montaña y de llanura, también suelen llamarse: Ecuatorial, Tropical, Mediterráneo, Oceánico, Continental, Polar y Alta Montaña.

He aquí una descripción de los más característicos.

CLIMAS CÁLIDOS: Presentan una elevada temperatura constante con una amplitud térmica anual inferior a los 10 ºC, precipitaciones muy abundantes y humedad excesiva. Las frecuentes y abundantes precipitaciones y el excesivo calor originan espesos bosques y frondosa vegetación. Los aguaceros se suceden casi sin intermitencias y el cielo es muy nuboso debido a la fuerte radiación recibida por el suelo. Los ríos son de gran caudal (Amazonas); la fauna y la flora, exuberantes. El hombre se adapta con dificultad a estas condiciones climáticas.

Ecuatorial y subecuatorial. Temperatura promedio de 25 ºC durante todo el año. Lluvias excesivas y de convección durante todo el año en forma regular y humedad siempre elevada.

Tropical. A medida que nos alejamos del ecuador hacia los trópicos de Cáncer y de Capricornio, las temperaturas siguen manteniéndose altas, aunque la amplitud térmica es menos marcada y las lluvias menos abundantes, preferentemente en verano.

Subtropicales. Transición de climas cálidos a templados, con veranos no muy calurosos e inviernos tibios.

Subtropical sin estación seca. Las lluvias se reparten todo el año. Subtropical con estación seca. Las lluvias están restringidas al invierno, y se distingue una estación seca definida (el verano).

CLIMAS TEMPLADOS Reúnen las condiciones de temperatura y humedad más favorables para el hombre, y se dan cuatro estaciones. Los veranos son cálidos y los inviernos fríos, pero soportables. Algunos autores consideran también el mediterráneo y el chino como sistemas templados especiales.

Aun cuando distintos entre sí, reúnen ciertas condiciones comunes que permiten agruparlos. Se caracterizan por la notable variación de sus temperaturas durante todo el año; alternan una época fria (invierno) con otra calurosa (verano), separadas por dos dé transición (primavera y otoño). Las lluvias varían de una zona a otra.

La complejidad de las condiciones atmosféricas y la irregular distribución de tierras y mares dan origen a diversas modalidades climáticas: un tipo mediterráneo (lluvias invernales, temperaturas benignas); otro oceánico (abundantes lluvias, escasa variación térmica) y un tipocontinental (pocas lluvias, importantes oscilaciones termométricas). Entre uno y otro tipo existen zonas intermedias e interfieren innumerables variaciones.

Oceánico. Se caracteriza por la influencia moderadora del océano, que determina escasa amplitud térmica y lluvias abundantes durante todo el año. De transición. Reúne características intermedias entre el oceánico y el continental.

Continental. Inviernos largos y rigurosos y veranos con altas temperaturas. Amplitudes térmicas muy marcadas por la lejanía del mar o por un relieve que impide su influencia moderadora. Lluvias en verano y nevadas frecuentes en invierno.

CLIMAS FRÍOS Inviernos largos y rigurosos, con precipitaciones níveas, y veranos cortos y templados. Tienen ¡guales características que los climas templados y son propios de las altas latitudes donde el invierno alcanza mayor duración (seis meses o más). Los vientos dominantes provienen del O. y humedecen las costas de ese sector. Hay una variedad oceánica (más benigna y húmeda) y otra continental (extremando las condiciones que se dan en ei clima templado), en donde los inviernos son rigurosos y la oscilación anual muy acentuada (Moscú). En líneas generales, esta zona se extiende desde los 50° hasta el Círculo Polar.

Los ríos se hielan durante meses. La nieve no abunda, ya que las precipitaciones decrecen en invierno y los registros máximos se producen en el estío. La sequedad invernal permite el asentamiento de grupos humanos en Canadá y Siberia, zona ésta llamada «taiga», con grandes bosques de coniferas y variada fauna.

Nival ó polar. Temperaturas muy bajas todo el año. En la estación cálida, son inferiores a 5 ºC. Los veranos son cortos y derriten sólo la capa superficial de nieve (el suelo a profundidad permanece helado: permafrost).

Continental. Amplitud térmica anual superior a los 20 ºC que puede llegar a más de 40 ºC a causa de la lejanía del mar y su influencia moderadora. Inviernos largos y muy fríos, con intensas nevadas.

Oceánico. Inviernos relativamente moderados por la influencia del mar y de las corrientes marinas cálidas. Precipitaciones abundantes, como lluvias y nevadas. De alta montaña. De características similares al frío polar, con nieves permanentes y glaciares.

CLIMAS DESÉRTICOS La ausencia casi total de precipitaciones es el rasgo distintivo. Cambios bruscos de temperatura diaria: durante el día son muy altas y por la noche en extremo bajas. Cálido. Temperaturas altas durante todo el año. Frío. Temperaturas bajas durante todo el año.

Si nos apartamos de la zona de lluvias el clima intertropical se transforma en desértico. Su extensión abarca más del 40% de la superficie de África, Asia y Australia, y aun de América. Por la extrema aridez de los desiertos su escasa vegetación se adapta a las condiciones de sequía. Las plantas son, en su mayoría, xerófilas.

Los grandes desiertos del planeta son, entre otros, el del Sahara, el de la península arábiga, el de Kalahari, el central australiano, los de Libia y Gobi, el de Atacama en Chile, y el de Colorado, en California (EE.UU.).

Aunque hay desiertos fríos y cálidos, la característica común que los une es su aridez y sequedad. Las lluvias escasean pero suelen precipitarse en forma de aguaceros. Cuando lo hacen, las aguas no llegan a empapar el suelo y se evaporan.

La irregularidad de las precipitaciones pluviales hace improductivas las tierras. Los Guad (del árabe uad: río) saharianos son ríos o torrentes que no llegan al mar, pues mueren en mitad del desierto; el Nilo constituye una excepción. Dado que la falta de agua condiciona la vida en los desiertos, la gente adopta un tipo de vida nómada, salvo en los oasis, donde se asientan algunas tribus. El viento, que es el principal agente de erosión, acumula arena en algunas zonas y deja, en otras, las piedras que resisten a su empuje.

CLIMA EN LAS REGIONES POLARES Y EL CLIMA DE MONTAÑA:

Regiones polares: Están constituidas al S. por la Antártida y al N. por un mar helado, con islas y penínsulas marginales. Enfrío reina en todas las épocas del año y hay pocas estaciones meteorológicas. El verano dura de dos a tres meses, pero el Sol no desaparece jamás en el horizonte y sus rayos inciden de manera oblicua en las regiones. Es el denominado «Sol de Medianoche».

El suelo permanece helado hasta 50 y 100 metros de profundidad y el calor del verano solamente derrite las capas más superficiales del hielo. Son ios parajes más inhóspitos del globo y la vida en ellos es sumamente difícil, tanto para los seres humanos como para los animales. Algunos grupos que consiguieron vencer estas dificultades (esquimales) viven de la caza y de la pesca.

Clima de montaña: Las montañas diversifican las temperaturas que los monzones han unificado climáticamente. Merced a ellas algunas zonas del ecuador tienen en la altura un clima templado, o ciertas regiones desérticas, en las tierras altas, un clima mediterráneo.

Las montañas crean condiciones distintivas en el clima de una región. En las.grandes cordilleras se puede hallar escalonada toda una inmensa variedad de climas, que de otra manera habría que buscar a lo largo de muchos kilómetros. A cada altitud corresponde un determinado tipo de fauna, vegetación y cultivos.

Todo ascenso implica una disminución de la presión atmosférica. Esta disminución barométrica condiciona algunas de las peculiaridades de los climas de montaña. La menor densidad del aire es igual a una menor capacidad de absorción del calor del Sol, y las temperaturas decrecen por lo común con la altitud. Estas condiciones presentan resultados generales distintos, ya se trate de climas de montañas ecuatoriales o de montañas de regiones frías.

Muchos grupos humanos (incas, aztecas, etc.) eligieron las montañas de las bajas latitudes para su asentamiento. En la zona templada, las regiones elevadas no son centro de culturas importantes ni de asentamiento de población. En las tierras altas, cubiertas de nieve, la oscilación diurna, con los bruscos ascensos de temperatura y la rapidez con que se funde el hielo, da origen a las denominadas «nieves penitentes», formas caprichosas que adquiere la nieve. Como en toda zona ecuatorial, abundan las precipitaciones pluviales. Las lluvias caen siempre con mayor asiduidad en la vertiente expuesta a los vientos; la altura supone, además, un aumento de aquéllas.

De acuerdo con su orientación, hay montañas que muestran señalada diferencia entre la ladera que recibe el Sol («solana») y la contraria («umbría»). El contraste se aprecia en los cultivos y en la población, que prefiere asentarse en las solanas.

La disminución de humedad con la altitud y su condensación antes de alcanzar la cumbre suele dar lugar en las vertientes opuestas a la aparición de un viento seco y cálido («fohen», «chinook», etc.).

Profesora de Geografía: Claudia Nagel
Fuente Consultada: MUNDORAMA Geografía General Editorial Quevedo SRL

Mapa Uso del Suelo
En El Mundo
Mapa Problemas Ambientales
En El Mundo
Mapa de la Población
En El Mundo
Mapa Volcanes Activos
En El Mundo

Mapa Ciudad Autonoma de Buenos Aires Barrios Plano de Calles

Mapa ciudad autónoma de Buenos Aires

La capital del Estado Argentino: la Ciudad Autónoma de Buenos Aires

Buenos Aires es la capital de la República desde 1880, cuando se dictó la ley para su federalización. Contaba en aquel momento con apenas 313-800 habitantes. Desde entonces, el volumen de población fue creciendo, favorecido por la recepción de inmigrantes europeos.

El período de mayor ambo fue el comprendido entre la mitad del siglo pasado y la primera década del presente. Los años que siguieron continuaron aportando población extranjera a la ciudad, pero con intensidad decreciente. Los casi tres millones de habitantes alcanzados en 1947 parecen definir el nivel de saturación de la estmctura poblacional de la ciudad. Desde entonces, no sólo se ha registrado un escaso incremento, sino que inclusive han llegado a presentarse períodos de franca disminución (1947-1960 y 1970-1980).

Esta pequeña ciudad de apenas 200 km² de superficie se destaca por la gran especialización de sus funciones. Las actividades de tipo terciario ocupan a la mayor parte de su población, aunque existe además un gran volumen de trabajadores que se desplazan diariamente desde los partidos bonaerenses adyacentes.

En 1997 tuvo lugar un acontecimiento histórico para la Capital Federal. Por primera vez se efectuó la elección directa del «Jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires», en reemplazo de la anterior figura de intendente, que dio como ganador al radical Fernando de la Rúa. Simultáneamente, los porteños eligieron a los miembros de la Asamblea Estatuyeme que a partir de agosto de ese mismo año se reunió para diseñar las normas de funcionamiento de la nueva Ciudad Autónoma de Buenos Aires. De esta manera, quedó establecida la primera constitución de la ciudad.

Desde la década del treinta, la ciudad forma paite de una unidad funcional de mayores dimensiones denominada «Gran Buenos Aires», que comprende además 19 partidos circundantes pertenecientes a la provincia de Buenos Aires. Constituye uno de los aglomerados más importantes del mundo por su tamaño poblacional (10.934.727 habitantes, 1991). su extensión (3.880 km²) y su dinamismo social, cultural y económico.

mapa ciudad metropolitana de buenos aires

Mapa Politico de Argentina Provincias y Capitales Republica Argentina

Mapa Político de Argentina
Provincias y Capitales de la República Argentina

La República Argentina, situada en el extremo sur del continente, es el cuarto país americano en extensión, después de Canadá, Estados Unidos y Brasil. Limita al N. con Bolivia y Paraguay; al E. con Brasil, Uruguay y el Atlántico; al S. con el Atlántico y con Chile y al O. con Chile.

Su territorio presenta una configuración más o menos triangular, cuyo vértice llega hasta cerca del Círculo Polar Ártico. De norte a sur, entre Jujuy y Tierra del Fuego, alcanza su mayor desarrollo, con 3.694 km; su anchura máxima, en la latitud de Corrientes, es de 1.423 km. Las fronteras argentinas con los países vecinos se estiman en 9.37Ó km, y el litoral marítimo alcanza los 5.117 km.

Por sus características físicas el territorio argentino puede dividirse en seis regiones muy diferenciadas:

1) la tropical del N., de extensos bosques y llanuras aptas para cultivos propios de las zonas cálidas;
2) la montañosa del O. y NO., de cumbres imponentes, elevadas mesetas y profundos valles;
3) la fluvial del E., con notables ríos, suelos fértiles, algunas colinas y elevación serrana hacia el NE.;
4) la llanura del centro o pampeana, la más rica extensión agrícola-ganadera del país;
5) la Patagonia, arenosa, de clima frío, seco y ventoso, que concentra la cría del ganado lanar, y
6) los lagos del sur, zona muy fría, de ventisqueros y en parte boscosa.

MAPA POLÍTICO Y RUTAS

mapa politico de la republica argentina

Puede Acceder a Este Mapa Mas Grande

La división política de la REPUBLICA ARGENTINA
El espacio geográfico argentino se divide políticamente en 23 provincias y un distrito federal, la ciudad de Buenos Aires, que es la capital de la nación. Tanto las provincias corno la ciudad de Buenos Aires son autónomas, dictan su propia constitución y sus leyes, tienen un gobierno propio y representantes en el Congreso y el Senado de la Nación.

Las provincias se dividen, a la vez, en unidades políticas menores, llamadas departamentos. Por razones históricas, en la provincia de Buenos Aires, se denominan partidos. La provincia más joven es Tierra del Fuego, que dejó de ser territorio nacional en 1990 y abarca también las islas del Atlántico Sur y la Antártida Argentina.

En las últimas décadas se asiste a un proceso de descentralización del territorio, es decir que algunas funciones básicas, antes prestadas por el Estado nacional, como el servicio educativo, fueron transferidos a cada jurisdicción provincial, a partir del supuesto de que, desde el poder local, se está más cerca de los problemas y necesidades de la gente y se pueden respetar los particularismos de la idiosincrasia de cada comunidad. La relación entre la Nación y las provincias debe ser equilibrada y favorecer el diálogo entre sus respectivos representantes, de modo de facilitar la concreción de políticas de desarrollo.

También debe serlo entre las provincias. Lamentablemente, en ocasiones, la falta de manejo integrado de los recursos naturales compartidos, generó conflictos entre los pobladores de dos jurisdicciones colindantes. Es el caso de la guerra del agua , que se produjo en 1996 entre las provincias de Santiago del Estero y Santa Fe, porque en la primera regulaban el agua del río Salado para el riego durante una sequía excepcional, impidiendo el abastecimiento de los pobladores santafesinos. También, por el exceso de agua, se produjeron incidentes en el paralelo 28 que limita Chaco y Santa Fe, cuando durante las devastadoras inundaciones, los pobladores chaqueños, derribaron terraplenes y drenaron el agua hacia Santa Fe.

La Antártida y las islas del Atlántico Sur
La Argentina es un país reclamante ce soberanía en la Antártida. Sus reclamos se fundamentan en argumentos sólidos: su proximidad geográfica (junto con Chile son los países más cercanos al continente)  la continuidad geológica de sus estructuras físicas; la herencia histórica derivada de los tratados acordados en tiempos de la dominación española; la ocupación, presencia y actividad científica permanente (ininterrumpida desde 1904); la exploración, realizada en múltiples expediciones que alcanzaron incluso el Polo Sur; el salvamento de expediciones extranjeras cuyos buques quedaron atrapados por los hielos de los mares antárticos.

mapa antartidaSin embargo, la comunidad internacional no reconoce soberana alguna en la Antártida. Esto se debe a que este tiene un régimen internacional establecido por el Sistema Antártico, del cual la Argentina es miembro original desde 1961.

En un comienzo, doce países firmaron en Washington (Estados Unidos) un Tratado, por el cual siete (entre ellos la Argentina) reclaman soberanía sobre un sector del espacio político antártico.

Otros países no reclaman sector ni reconocen la soberanía de nadie, como los Estados Unidos y Rusia. La situación es más compleja porque el territorio reclamado por la Argentina se superpone con los reclamos de Chile y Gran Bretaña.

Por otro lado, la comunidad internacional presiona para que la Antártida sea declarada patrimonio de la humanidad, es decir que sea internacionalizada.

Este criterio va tomando fuerza creciente. Mientras tanto, el Protocolo firmado en Madrid en 1992, prolonga por cincuenta anos el congelamiento de las pretensiones de soberanía, y las prohibiciones ce desarrollar actividades militares y explotar los recursos naturales, evitando así el deterioro de este frágil ambiente. En la actualidad se intenta fortalecer la cooperación científica entre los numerosos países que tienen presencia en la Antártida.

La Argentina continúa sin resolver también la cuestión de la soberanía sobre las islas Malvinas y otras islas del Atlántico Sur. Heredadas de la corona española y ocupada; por la nueva nación, fueron usurpadas por los ingleses en 1833. Desde entonces nuestro país reclamó por distintos medios sus derechos sobre los archipiélagos australes.

La frontera es el área dinámica que se extiende a ambos lados de un límite, con un intenso movimiento de las poblaciones que la habitan. Es frecuente que los pueblos que viven en la frontera compartan expectativas comunes, paisajes, costumbres, lenguas y tradiciones similares, y una fuerte actividad comercial que los relaciona.

En las fronteras, las aduanas controlan la entrada y salida de las personas y mercaderías que cruzan de un país a otro. No obstante, es frecuente el contrabando, producido particularmente por las diferencias económicas existentes entre los países vecinos. Estas se manifiestan por ejemplo en el tipo de cambio, relacionado con el valor de la moneca de cada país.

En las fronteras boliviana y paraguaya, se desarrolla el llamado contrabando hormiga con largas filas de personas pasan productos en grandes bultos sobre sus cabezas, para revenderlos en donde la diferencia de precios lo justifica.

Las personas que viven en la zona de frontera reciben muchas emisoras de radio y canales de televisión de los países vecinos. La influencia cultural que esto provoca se manifiesta en las lenguas en contacto. En la frontera con el Brasil se habla el «portuñol», una mezcla de castellano (español) y portugués, con muchos términos tomados del guaraní.

Si bien a cada lado de la frontera late el corazón por la bandera del propio país, esto se comprueba, por ejemplo, cuando los países vecinos juegan las eliminatorias del mundial de fútbol), la frontera es un punto de encuentro y sus habitantes tienen problemas e intereses comunes, estén a uno u otro lado del límite. Con la consolidación  del  Mercosur,   se  construyeron  numerosos  puentes  que fortalecen los intercambios fronterizos, entre ellos el que une la ciudad de Posadas con la de Encarnación en Paraguay. (Fuente Consultada: SOCIEDAD EN RED 3° ciclo EGB 9 Editorial A-Z)

Mapa Area Metropolitana de Buenos Aires Principales Accesos a Bs.As.

Mapa Area Metropolitana de Buenos Aires

El 8 de julio de 2000 se planteó en los medios de comunicación la posibilidad de dividir al partido bonaerense de La Matanza. Este partido equivale a la segunda ciudad del país en población, con más de un millón de habitantes. Busquen en los archivos periodísticos información sobre ese tema. Conversen en grupo sobre los datos obtenidos y establezcan una posición sobre las ventajas y desventajas de esa decisión.

mapa area metropolitana

El Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA)
El Área Metropolitana de Buenos Aires constituye un espacio urbano continuo que abarca distintas jurisdicciones: la Capital Federa, (ciudad autónoma de Buenos Aires) y diversos partidos de la provincia de Buenos Aires, que forman por extensión el Gran Buenos Aires. La Capital Federal, con tres millones de habitantes, refleja en los últimos tres censos un marcado estancamiento en su crecimiento poblacional.

Esto se relaciona con que distintos sectores de su población se relocalizan en el Gran Buenos Aires: los de más altos ingresos emigran a los barrios privados cerrados, dotados de mayor seguridad y espacios verdes; los de menores ingresos, no pueden sostener e_ precio de los alquileres urbanos y se reasientan en aquellas áreas de la periferia urbana, donde el valor de la tierra es menor.

En el Gran Buenos Aires se reconocen tres anillos o coronas urbanas. El primera corresponde a los partidos más próximos a la Avenida General Paz v al Riachuelo, límite entre jurisdicciones. Están muy urbanizados, pero su crecimiento poblacional se mantiene estancado en las últimas décadas. En el segundo anillo existen mayores problemas de infraestructura y se incrementan los asentamientos precarios.

El tercer anillo abarca municipios ubicados a unos 50 km del centro porteño En ellos el crecimiento urbano es constante y ocupa áreas del medie rural. En construcción de modernas autopistas que mejoraron el acceso a la Capital Federal, favoreció el crecimiento explosivo de los barrios privados, como en Pilar y Escobar. En este anillo, la segregación espacia, expresa una fuerte polarización social, a ambos lados de una vía férrea contrastan los countries y las villas de emergencia.

En la «mancha urbana», área de edificación continua, se reconocen zonas más pobladas v de ocupación más intensa. Corresponden a los ejes de circulación, en particular la red ferroviaria. Así la «mancha» adquiere forma de crecimiento tentacular, distinguiéndose entre los distintos ejes, espacios con ocupación más discontinua.