Los Escorpiones

Los Trilobites Origen y Características Era Geológica Habitó

Los Trilobites:Origen y Características – Era Geológica

TRILOBITES: Estos animales extinguidos fueron los organismos dominantes en los mares cámbricos, hace unos 500 millones de años. De las especies primitivas surgieron, por evolución, muchas otras, que alcanzaron su apogeo durante el período ordovicense.

En los tiempos silúricos todavía eran importantes, pero sólo unas pocas especies sobrevivieron. Los últimos trilobites vivieron durante él período pérmico, hace unos 220 millones de años, y luego desaparecieron para siempre.

Los trilobites forman una clase definida de los animales que tienen las patas articuladas (los artrópodos). El nombre de la clase es el mismo, trilobites, y se refiere a la forma que  presenta   su   cuerpo,   dividido   en   tres lóbulos por dos hendiduras longitudinales. Como los demás artrópodos, los trilobites poseen un esqueleto externo (exoesqueleto).

Los fósiles son de gran ayuda para los investigadores a la hora de identificar las distintas clases de criaturas que han poblado la Tierra. Charles Doolittle Walcott nació cerca de Nueva York en 1850. Durante su niñez, el colegio le resultaba aburrido, y no porque no tuviera interés, más bien al contrario. Tenía tanta curiosidad que lo único que quería era salir y explorar el mundo, y le gustaba especialmente buscar minerales, rocas, huevos de pájaro y fósiles. Hacia 1909 Walcott se había convertido en un reputado coleccionista de fósiles. Un día, un hecho fortuito cambió su vida para siempre.

walcott charles

Cuenta Chistopher Loyd en su libro «Todo sobre nuestro mundo«, que mientras Walcott recorría las Rocosas del Canadá, su muía tropezó y perdió una herradura, la cual fue a dar contra una brillante roca de esquisto negro.

Los esquistosconstituyen un grupo de rocas caracterizados por la preponderancia de minerales
laminares que favorecen su fragmentación en capas delgadas.

Normalmente el esquisto es tan oscuro que no es posible apreciar marca alguna en su superficie, pero la luz solar incidió en ese momento de tal modo sobre la roca que hizo visibles una serie de líneas. Cuando Walcott se detuvo y cogió aquella roca, dio con toda una hilera de fósiles planos de color gris.

Se trataba de un conjunto de criaturas del período Cámbrico en perfecto estado de conservación. Al parecer, la ladera de la montaña se había derrumbado hacía unos 505 millones de años y había asfixiado bajo su peso a todas aquellas criaturas al enterrarlas en una especie de cápsula del tiempo.

El descubrimiento de Walcott constituye uno de los hallazgos de fósiles más ricos jamás realizado. Se conoce como el Esquisto de Burgess, llamado así en honor a la montaña del mismo nombre situada en las proximidades del lugar del hallazgo.

Walcott volvió allí en multitud de ocasiones, y escribió un buen número de libros sobre aquellos fósiles. Llegó a recuperar más de 60.000 ejemplares, entre los cuales identificó hasta 140 especies diferentes, lo que nos da una idea aproximada de cómo sería la vida en los océanos del período cámbrico, plagados de extrañas criaturas.

Una de las formas más comunes de vida animal en aquel período y uno de los fósiles más numerosos bajo el esquisto de Burgess, son los trilobites. Los restos fosilizados de estos artrópodos, que por su aspecto recuerdan a piojos gigantes, se han en encontrado a lo largo y ancho del mundo. Tenían un caparazón grueso y muy duro, lo que es ideal para la fosilización. Estos trilobites fueron posiblemente las rrimeras criaturas que tuvieron la facultad de ver.

trilobites

El cuerpo  de los trilobifes es una especie de concha dura que se fosilizacon facilidad.Esto nos aporta una información detallada acerca de estas criaturas ya   extinguidas, pero que, al fin y al cabo, son parientes lejanos de los artrópodos actuales.

Sus ojos, como los de las moscas actuales, estaban divididos en cientos de celdillas, lo que les proporcionaba una visión en forma de mosaico del mundo submarino. Con el fin de generar una imagen reabra de cómo evolucionó la vida en la Tierra, es muy  importante saber en qué momento apareció y se extinnguió cada especie, de tal modo que podamos colocar cada una de ellas en una secuencia cronológica.

se puede observar que, además de las tres divisiones longitudinales, el cuerpo tenía otras tres en otra direeción.En eL extremo delantero está la cabeza en forma de escudo, semicircular o triangular. La parte central de dicho escudo tiene una protuberancia, que se conoce con el nombre de glabela, y continúa con él eje del resto del cuerpo.

A lo largo de la glabela hay, normalmente, un cierto número de ranuras o surcos, que indican una cabeza de origen segmentado. Los surcos eran, por lo general, prominentes en los primeros trilobites, pero fueron desapareciendo de modo gradual, a medida que evolucionaron los animales. Algunas de las especies más avanzadas no tienen surcos. Las partes externas del escudo se llaman mejillas y es donde, en muchas especies, van situados los ojos.

Cada mejilla (si hay ojos en ella) está atravesada por una ranura fina, a la que se llama sutura facial. El escudo, con frecuencia, tiene un borde ancho y liso, que se curva debajo de la cabeza. Los ángulos posteriores del escudo se prolongan, normalmente, formando espinas.

Detrás de la cabeza está el tórax, compuesto por cierto número de segmentos. En general, las especies más primitivas tenían más segmentos torácicos que las posteriores, aunque el Agnostus y otras especies parecidas son excepciones notables. Las partes centrales de los segmentos forman el eje, mientras que las partes laterales se llaman pleuras. En los animales vivos, los segmentos eran independientes unos de otros, lo cual les permitía enrollarse, en ciertos casos, lo mismo que las cochinillas de humedad.

La tercera división del cuerpo es la cola o pigidio, que en algunas de las especies primitivas no existe, pero que en varias del período ordovicense (por ejemplo, Asaphus) era muy larga. El pigidio está constituido por segmentos, de modo parecido al tórax, pero los de la cola están soldados entre sí y no son móviles; sin embargo, están divididos también en eje y pleuras, aunque el eje puede no llegar hasta el final.

La mayoría de los fósiles de trilobites no dan ninguna indicación acerca de la existencia de extremidades, pero los geólogos han obtenido, de algunas rocas, trilobites que muestran la parte inferior y sus extremidades. Seccionando cuidadosamente trilobites enroscados se ha conseguido observar la estructura de los miembros inferiores. Todos los segmentos, excepto el último, tenían un par de patas.

El primer par de extremidades o apéndices eran largos filamentos o antenas. Los otros presentaban todos una bifurcación, con una parte orlada con cerdas y que, sin duda, utilizaban para moverse. Las bases de las extremidades de la cabeza estaban dentadas y, probablemente, actuaban como mandíbulas. La forma aplastada de los trilobites y la posición superior de los ojos en la cabeza sugieren una vida pasada esencialmente en el fondo del mar, aunque, sin duda, podrían nadar con sus muchas patas.

Fuente Consultada:
Enciclopedia de la Ciencia y Tecnología TECNIRAMA N° 86 – Los Trilobites –