El Petróleo en Argentina

Usos de los Recursos Naturales y el Cuidado del Ambiente Historia

 Historia del Usos de los Recursos Naturales y el Cuidado del Ambiente

Las sociedades aprovechan los elementos naturales, como agua, minerales, animales y plantas, para satisfacer sus necesidades, por ejemplo para producir bienes de uso personal como calzados, muebles, automóviles, cerámicos, utensillos, etc. Así, los seres humanos van modificando y transformando la naturaleza para obtener alimentos, vivienda, vestimenta, etc.

En el campo, con la cría de ganado y el cultivo de plantas, y en las ciudades, con la construcción de edificios, caminos, etc. El ambiente es el resultado de la relación entre los elementos de la naturaleza y las transformaciones realizadas por las personas. Por ejemplo, una montaña es un elemento natural, pero si las sociedades construyen allí casas, caminos y puentes, se la considera un ambiente de montaña.

USO Y CONSERVACIÓN DE LOS RECURSOS NATURALES: La especie humana, aparecida hace aproximadamente 40.000 años atrás, ha sobrevivido principalmente como cazadora-recolectora nómada durante la mayor parte de ese tiempo.

Dos cambios culturales de gran importancia, la Revolución Agrícola (10.000 a 12.000 años atrás) y la Revolución Industrial (a fines del siglo XVIII) trajeron beneficios como el aumento de la tecnología, el suministro de alimentos, la obtención de mucha mayor energía, el aumento de la esperanza de vida, etc. Pero también tuvieron consecuencias negativas: se produjo un brusco aumento de la población y un crecimiento exponencial del uso de los recursos, de la contaminación y de la degradación del ambiente.

Nuestros primeros antecesores cazadores-recolectores (sociedades paleolíticas) lograron sobrevivir porque tenían un adecuado conocimiento del ambiente donde vivían, y entendían su íntima dependencia respecto ele la naturaleza.

Ellos aprendieron eficazmente a encontrar agua, a saber cuándo maduran los frutos y a conocer los movimientos de sus presas. Al mismo tiempo descubrieron una gran variedad de animales y plantas que les proveían alimento y a las que usaban como medicamentos. Estos hombres sólo empleaban, por un lado, la energía solar, y por el otro, su propia fuerza muscular.

En consecuencia, era escaso el impacto que causaban en el medio natural. Eran grupos humanos pequeños que poseían un comportamiento nómada y dependían de su propia fuerza física.

La Revolución Agrícola se produjo por un cambio gradual de los pequeños grupos nómadas cuando se establecieron en comunidades agrícolas, donde aprendieron a criar animales salvajes y a cultivar plantas silvestres para sobrevivir. Para preparar esos cultivos desmontaban pequeños sectores de bosque, derribando árboles y malezas, para luego quemar esa vegetación talada y utilizar las cenizas como abono.

Dichos cultivos eran de subsistencia, esto es, producían sólo lo necesario para comer ellos y sus familias. El trabajo era manual y usaban precarias herramientas de labranza, por lo cual hubo escaso impacto sobre el medio natural.

Más adelante, con la aparición del arado de metal tirado por animales domesticados, junto con el aumento de las parcelas cultivadas donde se abrían los suelos fértiles, la degradación se incrementó.

urbanizacion primitiva

La Revolución Urbana introdujo fuertes cambios culturales que aparejaron problemas ambientales, cuyas consecuencias se mantienen vigentes en la actualidad. La urbanización se originó en un grupo de agricultores con capacidad de producir alimento suficiente para mantener a sus familias, más un excedente que podía comercializar con otras personas. Estos grupos crecieron hasta convertirse en pueblos y ciudades, donde se centralizaron el comercio, los gobiernos y la religión, y el agua se transformó en un recurso económicamente valioso.

primeros asentamiento humanos

Empezó en esta etapa una verdadera contienda contra la naturaleza, donde la supervivencia de animales y plantas silvestres dejó de ser importante pues competían con el ganado y los cultivos; fueron eliminados o desalojados, ya no eran considerados recursos vitales para el hombre. Como consecuencia sobrevinieron guerras, sobrepoblación, contaminación y degradación ambiental.

La Revolución Industrial comenzó en Inglaterra a mediados del siglo XVIII y se extendió a los Estados Unidos en el siglo siguiente; la leña fue reemplazada por el carbón como combustible sustituto. El consumo promedio de energía por persona aumentó considerablemente y, por lo tanto, el poder de alterar y utilizar la Tierra para satisfacer las necesidades del crecimiento económico. El uso del carbón llevó a la invención de la máquina de vapor.

carbon y la maquina a vapor

Más adelante, el carbón fue reemplazado por el petróleo y el gas. Con el avance de la Revolución Industrial surgió la sociedad industrial avanzada, que se caracterizó por la intensa producción y el gran consumo de bienes motivados por la publicidad masiva para crear falsas necesidades o necesidades artificiales, alentando de esta manera lo que llamamos la «sociedad de consumo».

maquina a vapor

Se produjo también un cambio en la utilización de materiales sintéticos en lugar de los naturales, con el correspondiente perjuicio al ambiente ya que los primeros se degradan muy lentamente y muchos son tóxicos para el hombre, los animales y las plantas. Conjuntamente con los beneficios que acompañaron a estas sociedades se intensificaron muchos problemas ambientales y aparecieron otros nuevos.

torre de petroleo

El uso desmesurado de combustibles fósiles fue el que generó un crecimiento económico vertiginoso, con la consecuente aparición de problemas ambientales graves. La industria de exploración y explotación de la «energía fósil» es la responsable de gran parte de la contaminación del aire y el agua del mundo.

Conquistar la naturaleza puede aparecer como una idea asociada al progreso, pero exacerbada por el proceso de industrialización. Es imprescindible revertir el uso irracional y abusivo de los recursos.

SINTESIS: Volviendo al inicio, decíamos que  las sociedades utilizan los recursos naturales para producir alimentos, ropa, calzados muebles, etc. La mayoría de las veces, las industrias no tienen: en cuenta los daños que generan en los ambientes al obtener los recursos naturales para fabricar sus productos.

El desarrollo sustentable consiste en una serie de acciones que tienen como objetivo lograr un equilibrio entre el desarro llo económico y el cuidado del ambiente. La idea principal en satisfacer las necesidades de las sociedades sin afectar los re cursos naturales y preservarlos para las generaciones futuras Para ello, es necesario que la sociedad y las industrias respeten los tiempos de la naturaleza.

Esto significa que al utilizar los recursos naturales se les debe conceder el tiempo necesario que se reproduzcan y se formen nuevamente. Si ese tiempo no se respeta, es posible que se agoten. Por ejemplo, realizar acti vidades de pesca solo en los períodos determinados para que los peces puedan reproducirse y no estén en peligro de extición. Lo mismo sucede con las plantas y otros animales.

Al mismo tiempo, las sociedades deben prac ticar un consumo responsable, que significa elegir productos teniendo en cuenta como has sido elaborados y cómo afectan al ambiente. Consiste en consumir y elegir lo indispensable y no comprar productos innecesarios, que tengan componentes contaminantes.

Realizar un consumo responsable requiere de un cambio en los hábitos, no muy diferente de los que ya se tienen. Por ejemplo, las bolsas de plástico se pueden reemplazar por una úni ca bolsa de tela y siempre llevar la misma para hacer las compras. De esta manera, se disminuye no solo la producción de plásticos, también los residuos de este material.

Ver: Basura Electrónica

Fuente Consultada: Espacio y Sociedades del Mundo Política, Economía, y Ambiente – Daguerre y Sassone – Edit. Kapeluz Biblioteca Polimodal

Historia del Transporte de Gases y Líquidos En Tuberías

EL TRANSPORTE DE AGUA, GAS, PETROLEO Y FLUIDOS
OLEODUCTOS Y GASEODUCTOS

Cuando pensamos en el transporte, invariablemente pensamos en vehículos. Pero, en realidad, vastas cantidades de materiales ahora se trasladan de un lugar a otro sin ayuda de vehículos, a través de tuberías.

Solamente en Inglaterra, cientos de millones de litros de agua recorren diariamente el trayecto entre los depósitos de agua y los hogares o fábricas a través de cañerías; millones de toneladas de aguas servidas y de albañal son transportadas a través de cañerías; y también cada pueblo tiene su propia gigantesca red de tuberías para conducir el gas para calefacción o iluminación.

HISTORIA: En el neolítico, entre el 9000 y el 4000 a. de C, cuando las concentraciones de población todavía eran pequeñas, los manantiales y los pozos proporcionaban toda el agua que una comunidad necesitaba.

Sin embargo, después de ese período, en el Oriente Medio empezaron a formarse poblados más grandes y hubo que llevar agua hasta ellos desde los manantiales y las represas, que a menudo estaban a gran distancia.

Por lo general, el agua llegaba a su destino mediante canales o conductos hechos de piedra y provistos de cubiertas que impedían la evaporación y la suciedad.

Se tienen noticias de muchas de estas conducciones pertenecientes a ciudades del Oriente Medio que pueden fecharse del 4000 a. de O en adelante.

Este sistema de suministro de agua alcanzó su máximo desarrollo durante el imperio romano, y todavía hoy continúan en magnífico estado muchos acueductos construidos entonces.

Las cuencas hidrográficas fueron las primeras en sugerir al hombre la posibilidad de transportar ciertos productos a través de canales. Desde luego, la primera aplicación fue el acueducto, utilizado para abastecer de agua a los centros urbanos.

Como se dijo, los romanos realizaron verdaderas obras de ingeniería en la materia. Y para superar los problemas ocasionados por las depresiones profundas del terreno construyeron puentes, por encima de los cuales corría el agua a nivel.

Actualmente la técnica ha logrado muchos adelantos y los acueductos no se hacen de piedra como antaño, sino de madera (como la de Fresno, California), de acero (como el de Rocquaneourt, en Francia) y de manpostería (como los ingleses de Glasgow y Liverpool).

acueducto romano

Los acueductos tenías muchas desventajas. Si bien era útil para conducir caudales relativamente grandes hasta amplios depósitos, donde se acumulaba el agua, no era práctico para distribuir esta última a las casas particulares. Otra desventaja del acueducto era que el agua fluía gracias a un desnivel constante y suave entre el lugar de origen y el de consumo; pero no era posible construir un sistema de sifones que, enlazados con el acueducto, permitiese franquear colinas. Finalmente, había que eliminar el agua de los albañales, y, como las cubiertas de los conductos se salían de sitio con frecuencia, no propordonaban un buen sistema de alcantarillado.

El alumbrado con gas, de tipo muy primitivo, data desde más de dos mil años, cuando en ciertas partes de China se juntaba gas natural en cueros de animales, luego se pinchaban los cueros y se encendía el gas que escapaba.

Mucho más tarde, en el siglo XVII, mucha gente, en varias partes de Europa, aprendió a producir gas inflamable calentando carbón en un recipiente cerrado: Juan Tardin, francés, lo hizo ya en 1618; Tomás Shirley, en 1659, y Dean Clayton hacia 1690. Pero todos éstos, y muchos otros, no hicieron más que encender el gas en el punto donde se producía.

En 1792 Guillermo Murdock, un empleado de Boulton, y Watt, el primer fabricante de la máquina de vapor, logró iluminar su casa y oficinas en Redruth (Cornualles) llevando gas de carbón a través de tuberías a cada habitación.

A los diez años había instalado una planta de iluminación con gas para la fábrica de Boulton y Watt, en Birmingham, y en 1802 el público vio el exterior de los talleres iluminados por luz de gas en honor de la paz de Amiens.

La nueva planta de iluminación de Murdock pronto demostró su valor. El costo de la iluminación de la fábrica con velas había sido de 2.000 libras esterlinas por año.

El costo de iluminarla más brillantemente con gas era de sólo 600 libras esterlinas por año.

Las primeras tuberías conocidas se han hallado en antiguas ciudades del Oriente Medio y en Punjab (India). Las tuberías eran de loza hecha de barro, compuestas de trozos, relativamente cortos, que a menudo disponían de unas bridas en los extremos para facilitar la unión de las distintas secciones, cuyo adhesivo consistía en un tipo de betún.

Ya en esos tiempos primitivos parece que las tuberías respondían a tamaños estandarizados, y suministraban agua no sólo a los baños, sino también a las fuentes y a las cisternas particulares. Tuberías de barro parecidas se utilizaron más de mil años después en Cnossos, Creta, pero allí las secciones eran ligeramente cónicas, de modo que la extremidad estrecha de una se encajaba en la extremidad más ancha de la siguiente, y además se colocaba un par de abrazaderas a cada extremo de la tubería para sujetar las secciones con cuerdas.

Las primeras tuberías de metal conocidas proceden de Egipto y pueden fecharse hacia el 2000 a. de C.

Hoy, después que el gas se produce y purifica en las usinas, se almacena a alta presión en gigantescos gasómetros. Esta alta presión inicial lo impulsa a través de grandes tuberías principales, y en varios puntos a lo largo de la red de tuberías menores se instalan reguladores para asegurar una presión constante.

Una clase de gas, completamente diferente, es también conducido a través de tuberías para suministrar energía para muchos fines industriales. Es aire común comprimido es transportado en cañerías para ser utilizado en las herramientas en un pozo de mina.

Este aire comprimido se conduce a través de tuberías y suministra energía para los taladros, maquinaria de perforar, y aun pequeños vehículos, ubicados profundamente en la mina.

Muchas de las tuberías se hacen de goma, de modo que las máquinas conectadas a ellas están libres para moverse. El aire comprimido reduce grandemente el riesgo de explosiones en las minas, ya que no hay peligro de chispas.

También se suelen usar tuberías para que circule agua caliente, que torna confortables los diversos sitios de una usina moderna. En una usina de esta clase, el carbón se quema para convertir el agua en vapor, y este vapor, a alta presión, hace girar las turbinas de los generadores.

Al hacer girar las turbinas, va entregando su presión, su temperatura baja y se condensa en forma de agua caliente. Algo de ésta puede llevarse de vuelta a las calderas para su recalentamiento; el resto puede usarse para calentar los edificios de la usina, ahorrando combustible de esta manera.

oleoducto de fluido

Las cañerías también sirven como medio de transporte en muchos sistemas familiares de calefacción. Muy a menudo la caldera está detrás de la chimenea de una habitación de la planta baja.

Cuando el agua se calienta dentro de ella y se hace más liviana, sube por una cañería que va al tanque de agua caliente, cerca de la parte alta de la casa. El agua fría, para reemplazarla, baja por otra cañería.

Otras canalizaciones de agua, muy comunes en los países nórdicos, se utilizan como medio para transportar madera desde los bosques donde se la corta hasta las plantas de los aserradepedición está a mayor altura que el de recepción.

En caso contrario, se hace indispensable un sistema de bombeo. Cuando el relieve geográfico de la zona recorrida resulta infranqueable, deben instalarse mecanismos accesorios para superar los accidentes.

La ventaja de los oleoductos consiste en que no se necesitan ni recipientes ni bodegas para trasladar el producto y que no se gasta más combustible que el que requieren las bombas (instaladas una cada 50 kilómetros en terrenos llanos) para moverlo.

Además se puede mantener un flujo permanente; es decir que la producción está en continuo movimiento.

Estas canalizaciones están compuestas por tubos cerrados de acero, de sección circular de 30 centímetros de diámetro.

Los mayores pueden tener hasta el doble. Un cálculo estimativo permite establecer que el oleoducto resulta diez veces más barato que el ferrocarril, el que, a su vez, es el segundo transporte terrestre en cuanto a la baratura de sus fletes.

La primera nación en tener un oleoducto fue Estados Unidos, en 1865. Actualmente sólo ella presiones sobre los tubos.

Esto ocasiona averías que deben ser constantemente reparadas. Un descuido en este sentido puede provocar incendios y explosiones catastróficas, a causa del carácter inflamable del gas transportado.

El sistema más evolucionado -que superó largamente al oleoducto y el gasoducto- es el poliducto que puede trasladar, simultáneamente, hasta treinta productos distintos.

Para evitar mezclas que luego sería difícil separar, se recurre a una propiedad de las substancias, la densidad. Como la densidad de cada uno de los productos es diferente, se los ordena de acuerdo con una escala ascendente de aquélla y, de esta forma, unos van empujando a otros.

Por esta causa el uso de poliductos está restringido a aquellos materiales que pueden ser transportados juntos sin combinarse recíprocamente.

La capacidad promedio de bombeo de un poliducto está en el orden de los 6.000 metros cúbicos por día. Las substancias comúnmente transportadas son: metano, propano, butano, nafta, queroseno, gasóleo o gas-oil, fuel-oil y diesel oil.

USO PLURAL
No sólo los combustibles y el agua se movilizan por el económico medio de las tuberías. En la ciudad estadounidense de Cleveland, su usina termoeléctrica recibe carbón pulverizado por medio de conductos cerrados. Este material recorre, así encerrado, más de 150 kilómetros. Las plantas productoras de vino utilizan sistemas de tuberías -en Italia, Francia, España y la Argentina- para enviar el producto desde loscentrosde producción hasta las bodegas de almacenamiento. En los silos modernos, los cereales se trasladan por complejos mecanismos basados en conductos. En países europeos se utilizan éstos para trasladar leche, y en la costa occidental de la península de Florida también existen conductos para transportar productos químicos.

ALGO MAS SOBRE LAS PRIMERAS TUBERIAS:

Las primeras tuberías de metal conocidas proceden de Egipto y pueden fecharse hacia el 2000 a. de C. Cada sección de la tubería estaba hecha de una lámina rectangular de cobre, doblada y unida para formar un cilindro de unos 9 mm de diámetro y 45 cm de longitud,

Sin embargo, el cobre era caro, por lo que su aplicación era muy limitada. Cuando se pudo disponer con cierta facilidad del plomo, subproducto en la extracción de plata a partir de la galena, se empezaron a difundir las tuberías de metal.

Estaban hechas de láminas de plomo, enrolladas en forma de cilindros y unidas con estaño; en la antigua Roma, tales tuberías estuvieron completamente estandarizadas en secciones de 13, 20 y 25 cm, según la anchura de la amina que se enrollaba para formar el tubo.

Las tuberías se empleaban fundamentalmente para distribuir el agua por ias ciudades, pero en algunos casos se utilizaba la tubería ya desde el lugar de origen.

Por ejemplo, en la ciudad fenicia de Sidón, el agua recorría una distancia de 24 km en tuberías de barro, mientras para llevar agua de tierra firme a la isla de Tiro se hacía a través de tuberías de bronce.

A Pérgamo, Asia Menor, el agua Negaba desde el manantial que había en una colina adyacente, que se elevaba unos 30 m por encima de la ciudad, mediante un sifón que salvaba un valle intermedio cuyo nivel era inferior en 1 50 m al de la ciudad.

En Roma, el agua era llevada hasta la ciudad mediante acueductos, pero se distribuía a los edificios y las fuentes públicas mediante tuberías de plomo conectadas a depósitos de distribución; los particulares pagaban unas tasas proporcionales al diámetro de las tuberías que instalaban. Se gastaban grandes cantidades de agua.

En el año 100 se consumían unos 1.350 litros diarios de agua por habitante, unas seis veces más de lo que se consume en la mayoría de las ciudades actuales.

Indudablemente, en las grandes ciudades antiguas se perdía una gran cantidad de agua, ya que, incluso en las casas romanas de familias acomodadas era raro ver espitas y grifos para regularla.

En Pompeya se empleó un sistema para calentar agua, con conducciones de plomo, que estaba equipado con llaves de paso, aunque tal instalación constituía un lujo que sólo podía disfrutar una persona riquísima.

En todos los lugares del imperio romano, sobre todo en Francia, Alemania y Bretaña, el agua solía ser conducida por tuberías de madera, consistentes en troncos horadados; las diferentes secciones se unían mediante bridas hechas con collares de hierro.

No obstante, incluso en tales avanzadas del imperio romano las grandes ciudades contaban con conducciones de plomo para el agua de baños y fuentes. Eran tan eficientes estos sistemas que persistieron, sin modificaciones importantes, hasta el siglo XIX.

Fuentes Consultadas:
El Triunfo de la Ciencia El Transporte Por Tuberías de Fluídos Globerama Edit.  CODEX
Enciclopedia Ciencia Joven Fasc. N°14 Oleoductos y Gasoductos Edit. Cuántica

Subproductos Derivados del Petroleo Etileno Destilación y Refinación

Subproductos Derivados del Petróleo
Etileno Destilación y Refinación

Aunque el petróleo es importante como fuente de lubricantes y carburantes para los motores de combustión interna, los subproductos de las refinerías se utilizan como el punto de partida para la obtención de nuevas sustancias. Rápidamente, estos subproductos se han convertido en las principales materias primas para la obtención de una amplia gama de compuestos orgánicos complejos y, en particular, de los polímeros.

Hasta hace quince años, las principales fuentes de compuestos orgánicos eran el alquitrán de hulla y el alcohol etílico, obtenido por la fermentación de melazas. Cuando las compañías de petróleo más importantes comenzaron a trasportarlo crudo para su refinación posterior cerca de los centros, consumidores, en vez de refinarlo en los campos petrolíferos, se pudo disponer de los subproductos del petróleo en gran cantidad.

Desde un punto de vista económico, esta fue una situación ideal. Por un lado, las refinerías producían hidrocarburos gaseosos (con moléculas que contienen uno, dos, tres o cuatro átomos de carbono), de los cuales había una demanda limitada en aquella época.

Por otra parte, varios productos nuevos estaban en etapa de desarrollo y necesitaban materias primas económicas. Así, pues, los subproductos del petróleo se convirtieron en materiales de partida para muchos otros procesos.

Debido a la interdependencia entre las refinerías y las plantas químicas que utilizan sus productos, gran parte de los procesos iniciales se realiza en fábricas que dependen de las compañías de petróleos y de las empresas de productos químicos.

MATERIAS PRIMAS
Los elementos básicos con los que se obtiene gran número de compuestos son los hidrocarburos gaseosos, que son separados de los componentes sólidos y líquidos del petróleo crudo cuando éste se destila.

También se producen en gran cantidad durante la operación del craqueo catalítico. En este proceso, el gasóleo (fracción de petróleo con un punto de ebullición más alto que la gasolina) se vaporiza, se mezcla con vapor de agua y se hace circular por un catalizador caliente.

Las moléculas más grandes del gasóleo se rompen, para formar moléculas más pequeñas. Entre los compuestos más importantes que se obtienen por este procedimiento figuran el etileno, el propileno, el butileno y el butadieno. Sus moléculas no están saturadas (es decir, tienen dobles enlaces débiles), y algunos se utilizan para obtener hidrocarburos de cadena ramificada de peso molecular mayor, que se añaden a la gasolina para mejorarla (le dan un mayor índice de octano). Como hay una superproducción de gasóleo, no es difícil producir cantidades suficientes de estos compuestos no saturados para atender cualquier demanda.

Antes de que los gases se puedan utilizar en las plantas químicas, deben separarse. Esto se hace por destilación fraccionada, que se efectúa a presiones altas y baja temperatura, con lo cual los hidrocarburos se licúan.

Casi todos los gases que provienen de la planta de destilación son hidrocarburos saturados (es decir, los átomos de la molécula están unidos por enlaces sencillos fuertes). El propano y el butano se utilizan, principalmente, como gases trasportables. Éstos se licúan fácilmente a presiones moderadas y se envasan. Las garrafas o bidones de propano y butano se utilizan mucho, sobre todo en los lugares donde no hay gas de alumbrado.

Sin embargo, el metano (gas natural) es importante como materia prima. Este hidrocarburo (CH4), en sí, es poco reactivo, pero se puede convertir en alcohol metílico (CH3-OH), que tiene muchas aplicaciones. Esta conversión tiene lugar en dos etapas. Primero, el metano, mezclado con vapor de agua y anhídrido carbónico, se pasa sobre un catalizador caliente de níquel. Se forma una mezcla de monóxido de carbono e hidrógeno en las proporciones adecuadas. Cuando se comprime la mezcla, se obtiene alcohol metílico.

El alcohol metílico es un disolvente importante como tal, pero grandes cantidades de él se convierten en formaldehído (CHaO) por una reacción de oxidación. El formaldehído se usa en la preparación de varios fármacos, pero la mayor parte del producto se utiliza en la fabricación de plásticos de fenol-formaldehído (por ejemplo, la bakelita),

REFINACIÓN  DEL PETRÓLEO: En la refinería, la primera operación a la que se somete el petróleo crudo es la «destilación». Ésta separa el petróleo en seis «fracciones», la mayoría de las cuales sufre un tratamiento posterior. La gasolina destilada contiene gran proporción de parafinas de cadena lineal, que producen el picado o detonación cuando se quema aquélla en el motor del coche.

Este efecto se puede disminuir añadiendo a la gasolina parafinas de cadena ramificada e hidrocarburos cíclicos. Para producir estos compuestos cíclicos y ramificados se realizan tres procesos, que son: el craqueo, la polimerización y el «reforming». Calentando a temperaturas elevadas los compuestos orgánicos, cuyas moléculas constan de muchos átomos, éstos se descomponen, dando compuestos de moléculas más pequeñas.

torre de destilación de petroleo

En el proceso de destilación primario se suministra petróleo crudo y se separan las distintas fracciones.

Este proceso, llamado «craqueo», tiene lugar en las refinerías de petróleo, donde se rompen los aceites de alto punto de ebullición y se obtienen compuestos más volátiles, que se pueden añadir a la gasolina. Para facilitar estos cambios químicos se utilizan catalizadores, por lo cual el proceso se llama «craqueo catalítico».

Además de dar compuestos adecuados para la destilación de gasolina, también se producen hidrocarburos gaseosos. Estos últimos (que contienen uno, dos, tres o cuatro átomos de carbono por molécula) se obtienen tanto en la etapa de destilación como en las del craqueo Catalítico.

Algunos de estos compuestos, especialmente los hidrocarburos no saturados propileno y butileno, se utilizan en reacciones de «polimerización», para obtener hidrocarburos ramificados mayores, que, cuando se añaden a la gasolina, le confieren propiedades antidetonantes y elevan su índole de octano. Estos gases son también la materia prima para la industria petroquímica.

ETILENO
El etileno y los hidrocarburos superiores no saturados (propileno, butileno y butadieno) son mucho más reactivos que los hidrocarburos saturados, y por eso tienen muchas más aplicaciones como materias primas. Se obtienen, principalmente, en la planta de craqueo catalítico, donde, controlando con cuidado las condiciones de reacción (temperatura y presión) y la proporción de vapor añadido, se puede obtener un gran rendimiento en compuestos no saturados.

Como el etileno es un compuesto no saturado, resulta bastante reactivo. Toma parte en reacciones de adición (es decir, se le pueden añadir otras moléculas), y con facilidad forma polímeros, como el polietileno.

La mayor parte del etileno se usa en la fabricación de plásticos: polietileno, poliestireno, policloruro de vinilo (P.V.C.) y acrilonitrilo. El etileno también puede convertirse en alcohol etílico, que se emplea como disolvente.

El alcohol se oxida para dar acetaldehído y ácido acético, que, a su vez, se usan como materiales de partida para la fabricación de otros productos

También se utiliza el etileno en la fabricación de óxido de etileno, del cual se puede obtener etilénglicol, que se emplea como anticongelante en los sistemas de refrigeración de los automóviles. El etilénglicol es una materia prima utilizada en la fabricación de la fibra artificial llamada terilene.

La obtención de alcohol etílico a partir de etileno y agua es también un proceso catalítico en el que se usa ácido fosfórico como catalizador. En este proceso se obtiene, al mismo tiempo, éter dietílico en pequeña cantidad. Sólo un 5% del etileno que’entra en el reactor se convierte en alcohol etílico; por eso, el etileno se separa para reciclarlo, y el alcohol y el éter se separan por destilación fraccionada. El éter que se produce se utiliza como disolvente y anestésico.

La producción de plásticos y fibras artificiales que se derivan del etileno constituyen un tema demasiado extenso para describirlo aquí.

En casi todos los casos, la polimerización se realiza abriendo los dobles enlaces y utilizando las valencias libres para unir muchas moléculas entre sí. El polietileno se obtiene directamente del etileno, mientras que el cloruro de vinilo se produce a partir de etileno y cloro, antes de polimerizarlo.

El estireno, del cual se obtiene el poliestireno, también se consigue del etileno. Cada uno de esos plásticos tiene gran variedad de aplicaciones; algunos son buenos aislantes eléctricos, otros resisten el ataque químico. Unos son trasparentes, mientras que otros resultan traslúcidos u opacos.

En la actualidad, el propileno se utiliza principalmente para la obtención de otros compuestos orgánicos intermedios, como alcohol isopropílico, acetona y fenol, entre los más importantes; pero parece probable que en el futuro se utilicen cantidades mayores en la producción de un nuevo plástico: el polipropileno. Actualmente, la acetona se fabrica del propileno por medio de dos procedimientos diferentes. El primero consiste en obtener alcohol isopropílicoy luego oxidarlo a acetona.

En el proceso más reciente, el propileno reacciona con benceno para dar eumeno, que se oxida después y se descompone en fenol y acetona. La acetona es un disolvente muy importante y se utiliza en la producción de explosivos y adhesivos. El fenol es uno de los principales materiales de partida para la fabricación de gran número de plásticos y resinas; por ejemplo, el plástico fenol-formaldehído (bakelita)  y las epoxiresinas.

Cuando se unen cuatro moléculas de propileno, se obtiene una sustancia llamada isododeceno (CH2HE,), que se utiliza en la fabricación de varios detergentes de uso doméstico e industrial. Grandes cantidades de butadieno (CH2=CH—CH=CH2) y butileno (C4H8) se utilizan actualmente en la producción de varios tipos de caucho sintético y de plásticos.

Estos cauchos sintéticos se emplean en la fabricación de suelas de calzado y de neumáticos de automóvil. Durante el proceso de refinación del petróleo, también se obtiene gran número de compuestos inorgánicos. En el petróleo hay varios compuestos de azufre que deben eliminarse y que pueden ser una fuente de azufre para la producción de ácido sulfúrico.

El exceso de gas hidrógeno procedente de las refinerías se puede utilizar en la elaboración de amoníaco, que es un material esencial en la fabricación de varios fertilizantes.

tabla uso del petroleo

ALGO MAS SOBRE LOS USOS DEL PETROLEO:

El petróleo es una sustancia que las personas conocen y usan desde hace miles de años. Con el nombre de aceite de roca se empleaba, por ejemplo, para impermeabilizar todo tipo de embarcaciones, y en el antiguo Imperio babilónico (el actual Irak) ya se asfaltaban con él las calles principales. Sin embargo, sus utilidades eran escasas.

El primer pozo petrolero se perforó a mediados del siglo XIX, obteniendo como primer subproducto el queroseno, que sustituyó al aceite de ballena como combustible. A finales de ese mismo siglo aparecieron los primeros automóviles impulsados por gasolina, y la creciente demanda de coches con motor de combustión convirtió al petróleo en la principal fuente de energía en unas pocas décadas.

La industria petroquímica comprende la elaboración de todos aquellos productos que se derivan de los hidrocarburos, tanto del petróleo como del gas natural. Produce cientos de productos diferentes, con aplicaciones en casi todos los ámbitos de nuestra actividad:

•  Las fibras textiles artificiales, como el nailon. Presentan, sobre las fibras naturales, grandes ventajas, como resistencia ante el ataque de bacterias, hongos e insectos, se arrugan menos, se secan más rápidamente, etc.
•   Fertilizantes, herbicidas e insecticidas de todo tipo para la agricultura.
•   Colorantes, conservantes, antioxidantes y otros productos aditivos para la industria alimentaria.
•   Detergentes.
•   Envases y embalajes variados.

Todos los tipos de plástico son polímeros, es decir, materiales derivados del petróleo. Sus utilidades son incontables: carcasas para aparatos electrónicos (teléfonos, computadoras, televisores, etc.); film transparente para envolver alimentos; fibra óptica para comunicaciones; encapsulados y coberturas para material eléctrico; neumáticos, etc. Las aplicaciones del petróleo y sus derivados en nuestra vida diaria son muy numerosas.

CUADRO SOBRE EL USO DEL DERIVADO ETILENO:

cuadro uso del etileno

Fuente Consultadas:
Revista TECNIRAMA N°124 El Petróleo Como Materia Prima
La Enciclopedia del Estudiante Tomo 04 Tecnología e Informática Santillana

Represa Hidroelectrica Yacireta Historia y Caracteristicas

Represa Hidroeléctrica Yacireta

Los ríos como fuentes de energía son muy importantes, especialmente los de la cuenca del Plata, aunque su aprovechamiento es reducido con respecto a la magnitud del recurso. Entre las obras más importantes se pueden mencionar las centrales binacionales de Salto Grande y Yacyretá (en construcción)».

Otras centrales también cumplen una función muy eficiente, como la de Los Reyunos sobre el río Diamante y Caverna de Río Grande, en el sistema del Río III que actúan como compensadoras en el Sistema Eléctrico Interconectado, utilizadas en los momentos de mayor demanda o en casos de emergencia.

Las principales obras energéticas también ofrecen otros beneficios a la región, como por ejemplo: riego, regulación de caudales para evitar inundaciones, mejoras en la navegabilidad de los ríos o en sus embalses para pesca, deportes náuticos etc.

Principales Centrales Hidroeléctricas de Argentina

CENTRAL

RÍO PROVINCIA POTENCIA (KW)

Yacyretá (en const.)
Piedra del Águila
Salto Grande
El Chocón
Alicurá
Río Grande
Planicie Banderita
Futaleufú
El Niliuil 1, II y III
Los Reyunos
Agua del Toro
Arroyito
Gral. Belgrano (Cabra Corral)

Paraná
Limay
Uruguay
Limay
Limay
Grande
Neuquén
Futaleufú
Atuel
Diamante
Diamante
Limay
Juramento

Corrientes
Neuquén
Entre Ríos
Neuquén
Neuquén
Córdoba
Neuquén
Chubut
Mendoza
Mendoza
Mendoza
Neuquén
Salta

2700000
1400000
1260000
(1)
1200000
1000000
750000
450000
448000
259360
224000
130000
120000
102000

(1) Apropiación de potencia según la reglamentación del acuerdo de 1947

Complejo hidroeléctrico binacional de Yacyretá
Tras varios años de observaciones, en diciembre de 1973 las Repúblicas del Paraguay y Argentina firmaron el Tratado de Yacyretá para la construcción de esta obra, denominada por algunos “el gigante de América” pues tendrá una superficie ocho veces mayor que la ciudad de Buenos Aires y permitirá un ahorro de 4.000.000 de toneladas de petróleo por año.

Las obras están emplazadas en el norte de la provincia de Corrientes, sobre el río Paraná a unos 80 Km. aguas abajo de las ciudades de Encamación y Posadas.

En un principio funcionará con 20 turbogeneradores, pero se le podrán incorporar 10 más cuando el requerimiento energético así lo indique. La energía generada por la Central será derivada a las estaciones transformadoras que cada país construye. Cuando Yacyretá funcione a pleno llegará a producir 20.300 GWh (giga wat) de energía eléctrica. Esto representa más del 60% del consumo energético actual de ambas naciones.

El objetivo principal de esta obra es la generación de energía eléctrica barata y abundante a Argentina y Paraguay y ello contribuirá al desarrollo del noreste argentino y el sudeste paraguayo, facilitando la radicación de nuevas industrias y originando polos de desarrollo.


Otros objetivos de esta obra son:

• Mejorar de la navegación en el río Paraná, especialmente en la zona de los rápidos de Apipé, que constituyen, en la época de estiaje del río, un serio obstáculo para la navegación de embarcaciones de cierto calado.

• Impulsar la producción agrícola, mediante obras de riego y drenaje.

• Desarrollar el turismo, porque en el embalse principal se podrá practicar la pesca comercial y deportiva y todos los deportes acuáticos. Además, esta actividad se verá favorecida por un puente sobre el Brazo Aña Cuá y una ruta internacional terrestre que pasará por la cresta de un tramo de la presa principal que aumentarán sensiblemente la vinculación vial de ambas naciones.

En el proyecto de la obra se tiene en cuenta el impacto que la misma tendrá en el ecosistema local. Por ejemplo:

• para proteger la fauna ictiocola, se realizan construcciones para facilitar el ascenso y descenso por el río de las corrientes migratorias de peces y se instalarán estaciones de reproducción de peces en ambas márgenes del lago;

• se resguardará la fauna silvestre mediante áreas de reasentamiento y reserva, por ejemplo del “ciervo de los pantanos”, y de otras especies en extinción.

Esclusa de Navegación:

Ubicada en Rincón Santa María sobre la margen izquierda del Brazo Principal, se trata de una estructura de hormigón, dotada de un cuenco de 270 m de largo, 27 m de ancho libre y profundidad mínima de agua de 5m, apta para embarcaciones con un calado de 12 pies (3,66 m), que permitirá salvar los 23 metros de desnivel creado por el Embalse. 

La esclusa está alimentada eléctricamente desde la Central mediante una línea aérea de 13,2 Kv. y desde la Sala de Control se operan las compuertas, el tablero del sistema operativo integral y todo el equipo de control y registro correspondiente.

Permite que en un tiempo de esclusado del orden de los 45 minutos, un tren de barcazas pueda trasladarse desde aguas abajo hacia aguas arriba o viceversa, reportando uno de los mayores y más apreciables beneficios económicos para el transporte fluvial de la región, cuyas ventajas comparativas sobre el medio automotor resultan inestimables.

 

Actividad Primaria en Argentina La pesca maritima Mar Argentino

Actividad Primaria en Argentina
La Pesca y el Mar Argentino

El océano Atlántico, es el escenario en donde se practica la gran parte de la actividad pesquera en Argentina.  Es decir que el tipo de pesca más importante de nuestro país es la pesca oceánica, sin embargo eso no quita que no se practiquen la demás; la fluvial y la lacustre no se mencionan, porque su importancia es escasa aunque sean un tipo de pesca comercial o deportiva. Por ejemplo los dorados en el Río Paraná, pejerreyes en Chascomús o truchas en los ríos patagónicos.

pesca maritima en argentina

Debido a que se encuentra sobre la plataforma continental, el Mar Argentino posee bancos pesqueros de gran relevancia; sumado a ello las corrientes que surgen desde la profundidad logran oxigenar las aguas y aportan nutrientes que favorecen la vida; estas son corrientes oceánicas de distinta temperatura y aguas costeras con temperatura, salinidad y dinámica disímiles a la de las corrientes presentes allí.

  Estas características presentes logran formar un hábitat ideal para la reproducción y persistencia numérica de especies marinas que se concentran allí, logrando una valiosísima fuente de recursos a la zona propiamente dicha.

En los últimos años, la producción pesquera argentina se logró mantener a un ritmo constante. Por ejemplo, para 1998, la captura efectuada y desembarcada en nuestros puertos superó 1.100.000 toneladas, sin incluir los volúmenes de barcos extranjeros que explotan áreas similares o circundantes. Cabe aclarar, que el 70% de dicha producción pertenece a pescados, lo que denota que sólo el resto pertenece a mariscos.

En las últimas décadas hubo importantes avances en esta producción, ya que se han ido incorporando mayores barcos, con tecnología de congelamiento a bordo. En nuestro país la mayor parte de la flota la constituyen barcos que están dedicados exclusivamente a la pesca de merluza.

Por su flota pesquera y por la infraestructura terrestre que posee, Mar del Plata es el puerto más importante.  El cuenta con plantas que abarcan distintas etapas correspondiente a dicha actividad: como ser el fileteado, conserva, secado, fabricación de harina, obtención de aceites y los sistemas de enfriado y congelado.  Su importancia además radica, en su cercanía al gran centro consumidor del país (Gran Buenos Aires) posibilitado por las distintas vías de comunicación.

Pesca Marítima

Se pueden distinguir claramente dos sectores dentro del Mar Argentino.  El primero de ello, es el sector norte o también llamado bonaerense, abarcando una superficie de alrededor de 230.000 Km. cuadrados (casi una curta parte del mar Argentino) y obteniendo más del 50% de las capturas totales del país.  Por esto los principales puertos son Mar del Plata, Necochea/Quequén, Ingeniero White, Bahía Blanca y Río Salado. Los astilleros y fábricas de elementos pesqueros, son las industrias complementarias, que surgieron en las cercanías y por dicha actividad, la pesquera.

Y el segundo sector más importante es el sur o también llamado patagónico.  En donde se obtienen las siguientes especies: polaca y merluza, centolla, calamar y mejillones.  Además desde la península de Valdés hacia el sur se practica la recolección de algas para la industrialización en donde se obtendrá finalmente el agar-agar.

Sus puertos principales son: Ushuaia, Madryn, Deseado, Comodoro Rivadavia y San Antonio Oeste.

Pesca fluvial y lacustre

A causa de la disminución de pescadores que pasaron a realizar otro tipo de actividades más rentables, al aumento de la contaminación de las aguas y el retraso de las embarcaciones y tecnologías que se aplicaba a esta actividad, este tipo de pesca tiene muy poca importancia dentro de la producción total del país.

Sin embargo, se siguen destacando tres zonas relevantes a este tipo.  Una de ellas es el sistema del Plata, practicada generalmente sobre los ríos de la Plata, Paraguay y Uruguay. Con la captura de especies como sábalo, pejerrey, surubí, dorado, patí, etc.

Otra zona es la que corresponde a los lagos patagónicos, obteniendo allí salmones y truchas. Y finalmente, encontramos aquellos lugares en donde este tipo de pesca se realiza con carácter deportivo o recreativo, desarrollada en lagos y lagunas de nuestro país.

Pesca: sus problemas

Esta actividad como cualquier otra también tiene problemas que afectan su total y pleno desarrollo.  La primera de ellas es la puesta en riego de las diferentes especies, lo que refleja que no contamos con estudios definitivos acerca del verdadero potencial pesquero del país, permitiendo lograr establecer los verdaderos volúmenes de capturas.

El sector pesquero argentino, durante la década de 1990 tuvo un gran éxito, pero en detrimento del mismo, el recurso sufrió una sobreexplotación, originando una preocupante reducción del mismo.

Sumado a ello tenemos que hablar de la altamente nociva pesca realizada en el límite de la zona económica exclusiva, afectando a especies migratorias como merluzas y calamares.

Y finalmente las deficiencias que existen en la flota pesquera y la falta de infraestructura completa en nuestro país para dicha actividad, no permiten que esta explotación en su totalidad la realice el país.

Video: Geografía Argentina – La Pesca en el Mar

Profesora de Geografía: Claudia Nagel
Fuente: Geografía Mundial y los desafíos del SXXI. Editorial Santillana. Geografía Mundial, Editorial Puerto de Palos.  

Recursos Naturales Combustibles Gas, Carbon y Petroleo

frente index9

Recursos Naturales Combustibles: Gas ,Carbón, Petróleo

El término energía posee diferentes connotaciones, pero desde los términos más generales, hace referencia a la capacidad para producir trabajo o para estimular cambios físicos.

Sin embargo, lo que nos interesa es su significado desde la geografía económica; en donde podemos dar tres puntos de vistas heterogéneos. 

El primero de ellos es entender a la energía como la materia prima indispensable para las actividades industriales. 

La segunda como parte instrumental económico, ya que se la requiere para activar todo tipo de maquinarias y herramientas.

Y finalmente se la entiende como un bien de consumo final, utilizada para el confort humano, desde la electricidad que poseemos hasta el enfriamiento de cualquier equipo en nuestro hogar.

Lo más importante y lo que debemos destacar en la historia del hombre, es que este ha logrado controlar, producir, usar y almacenar diferentes formas de energía, las cuales muchas veces han sido más complejas y de mayor eficacia para sus progresos.

recurso energetico natural, carbón

Como mencionamos anteriormente, encontramos diferentes fuentes de energía, es así como podemos clasificarlas, y en este caso lo haremos desde el punto de vista de su permanencia:

  • Autorenovables: hidráulica (ríos, mareas, etc.),  eólica, solar, geotérmica.
  • Renovables con la acción del hombre: biomasa (materia total de los seres vivos), utilizada para leña y carbón de leña.
  • No renovables: combustibles fósiles, gas natural, minerales radiactivos.

Por otra parte, los combustibles son de gran importancia para el mundo actual.

Esto se debe a que son utilizados para el funcionamiento de maquinarias y de los medios de transporte, así como también como materias primas en las industrias: siderurgia, petroquímica, etc., y para la calefacción entre otros usos.

A los combustibles también los podemos clasificar. Por ejemplo: encontramos los sólidos como el carbón mineral o fósil; los líquidos como el petróleo; y los gaseosos como el gas natural.

Su importancia

Para el normal desarrollo de nuestra vida cotidiana y de las actividades económicas que emprendamos, es importante el desarrollo de los diferentes productos energéticos que conocemos. 

Por ejemplo, el 80% de de la energía que es producida y consumida en el mundo, proviene de los combustibles fósiles como el petróleo, el gas natural y el carbón

Esto nos daría la idea de que la economía mundial depende en gran medida del uso de fuentes de energía no renovables. 

Es por esto que surge la incógnita del futuro abastecimiento energético, ya que el consumo y las proyecciones que los científicos realizan sobre esta tendencia son cada vez más preocupantes.

Si analizamos los distintos sectores de la economía implicados en el consumo de energía,  el industrial es el que consume y demanda más rápidamente de el. Seguido por el sector residencial, el de transporte, el comercial y sin lugar a dudas nuestro consumo diario de energía.

Gas y carbón

El carbón es un combustible fósil sólido.  Su origen es vegetal. Su producción es destinada en su mayor parte (67%) a la generación de energía eléctrica y el resto (30%) se utiliza para las industrias.

En cambio, el gas natural es una mezcla de gases, cuyo origen esta íntimamente relacionado con otro combustible: el petróleo. ¿Por qué? Porque en el proceso de formación de este último, se almacena una capa de gases, que se libera al perforarse los pozos para la extracción del mismo.

Esta fuente de energía (el gas) tiene diferentes aplicaciones, por ejemplo, se utiliza para la calefacción, para generar agua caliente y alimentos, para aires acondicionados y fundamentalmente para el sector industrial y la generación de energía.

Petróleo

A partir de la descomposición de restos orgánicos acumulados en las cuencas marinas se forma un hidrocarburo líquido denominado: petróleo.  

Sin embargo tal como se lo extrae de los yacimientos no puede ser utilizado, es por eso que a través de distintos procesos industriales se refina el mismo, obteniendo diversos productos que hoy utilizamos diariamente. Por ejemplo, se logran productos y combustibles en bruto, que luego son sometidos a otros procesos de mejoramiento hasta llegar a condiciones que puedan ser comercializables.

Este combustible constituye además la base de la industria petroquímica, con una variedad de cinco tipos de productos con finalidades disímiles.  Los plásticos (juguetes, bolsas, muebles, envases, etc.), fibras sintéticas, cauchos sintéticos, detergentes y abonos nitrogenados.

Es en el siglo XIX, con la expansión industrial y con la necesidad de utilizar nuevos combustibles, que comienza a explotarse auténticamente el petróleo como recurso.

Y se comienza a hacer a gran escala a partir de la invención del automóvil y ante las necesidades energéticas propias de la Primera Guerra Mundial.

Sumado a ello, el carbón que hasta el momento era la principal fuente de energía, se vio desplazado por el petróleo debido a su bajo precio.  Lo que permitió a los países europeos y fundamentalmente a Estados Unidos importando petróleo del Golfo Pérsico, expandir sus economías.

De todos los combustibles fósiles, actualmente es el más utilizado. Además es un recurso “estratégico” para los países que lo poseen, ya que varios sectores económicos dependen de el, como por ejemplo la industria y el transporte. Por lo que influyen en el abastecimiento y en los precios de los mismos.

Los mayores consumidores son los países altamente industrializados, tal es el caso de Estados Unidos con un 25% del total de petróleo consumido en el mundo, junto con Canadá, Alemania, Japón, Francia y Gran Bretaña, con algo más del 40% del consumo total.

Pese a la importancia de este recurso, debemos tener en cuenta que el mismo es una fuente no renovable, porque sus reservas se van agotando con el tiempo y su fuerte dependencia en la economía mundial, genera una situación de crisis energética permanente en constante crecimiento.

Profesora de Geografía: Claudia Nagel
Fuente: Geografía Mundial y los desafíos del SXXI. Editorial Santillana. Geografía Mundial, Editorial Puerto de Palos.  

Recursos Energeticos de Argentina Riqueza Natural

Recursos Energéticos de Argentina

  • Combustibles fósiles.
  • Energía Hidroeléctrica.

Recursos Energéticos: Pese a que es un bien de consumo final utilizado para el confort humano, la energía es de vital importancia para el desarrollo económico y para la satisfacción de las necesidades de la población de un país.

Y aunque no se la incorpora materialmente a los bienes o servicios producidos, forma parte del instrumental que se necesita para activar las maquinarias y herramientas en cualquier producción.

En Argentina, encontramos diversos recursos energéticos.  Por ejemplo, las cuencas petrolíferas y gasíferas; los ríos caudalosos como el Paraná y el Uruguay y otros que son importantes por su pendiente y no por su caudal, como los ríos del Desaguadero descendientes de la Cordillera de los Andes y los ríos de las Sierras Pampeanas, todos ellos empleados para la producción de energía hidroeléctrica.

También contamos con grandes superficies áridas y semiáridas con alta heliofanía, es decir, con mayor intensidad de la luz solar, para la utilización de la energía del sol. 

Tal es el caso de la región de Cuyo, las Sierras Pampeanas, la Puna y la cordillera Oriental.

Otro recurso energético es la acción del viento, llamada energía eólica, propio de áreas como la Patagonia, en donde los vientos son constantes e intensos. 

En este lugar, junto al litoral marítimo, encontramos la amplitud de las mareas que se podría utilizar para la energía mareomotriz.

Y por último, nos encontramos con áreas con actividad volcánica, como en Neuquén, en los volcanes Copahue y Domuyo, y otras localidades cercanas a la cordillera donde se aprovecha en reducidas proporciones la energía geotérmica, es decir, el calor interno de la Tierra.

Actualmente, nuestro país desea superar un gran desafío, el de reemplazar las fuentes tradicionales como el carbón, petróleo y gas natural (combustibles Fósiles), por aquellas energías alternativas que tienen las ventajas de ser inagotables y no contaminantes para el medio ambiente, ya que las primeras y de las que dependemos para cualquier actividad diaria, son recursos no renovables o dicho de otra manera, son fuentes de energía difíciles de recuperar.

Sin embargo, no son muy utilizadas estas alternativas ya que su inconveniente mayor es la alta inversión inicial necesaria para la construcción de dicha infraestructura de producción de energía. 

Como es el caso de los paneles solares utilizados en San Juan y Mendoza, o los Molinos de vientos como los del Parque Eólico Antonio Morán, en Comodoro Rivadavia.

A partir de la década de 1990 y en el marco de la Reforma del Estado, el sector de la energía eléctrica en la República Argentina, también sufrió un cambio. 

Impulsado su transformación mediante el paso del sector privado de las empresas públicas y la privatización de las etapas de exploración, extracción y exportación de los recursos energéticos, en su mayoría  fueron tomadas por empresas que no eran pertenecientes a nuestro país.

esquema matriz energetica de argentina

Esquema Matriz Energética de Argentina (2010)

Combustibles fósiles: El gas natural, el carbón y el petróleo, son combustibles fósiles.  Estos dos últimos, son utilizados en mayor parte para la producción de energía térmica.

En nuestro país contamos con cuencas sedimentarias de recursos petrolíferos y gasíferos. Actualmente son cinco las que se explotan, la Cuenca del Noroeste, la Cuyana, Neuquina, el Golfo de san Jorge y la Cuenca Austral.

El sector privado de nuestro país, el cual en su mayor parte está compuesto por capitales extranjeros, es el que se encarga de la explotación y el transporte del gas natural y del petróleo, así como también de las refinerías.

Sin embargo, desde su privatización, la extracción de petróleo crudo y gas natural creció enormemente. 

Por ejemplo, observemos lo siguiente, en 1990 la extracción de gas natural era algo menos de 30 millones de centímetros cúbicos, mientras que unos años después (1998), logró ser de 50 millones de centímetros cúbicos. 

Tal es así que con el petróleo crudo sucede lo mismo, pasa de 20.000 millones a alrededor de 37.000 millones de centímetros cúbicos en el mismo periodo.

Desde la integración del MERCOSUR se han acrecentado las exportaciones de combustibles a los países limítrofes.

Tal es el caso de Chile, el cual demandó más gas natural como consecuencia de la construcción de gasoductos, que permitieron su transporte más fácil y accesible; por ejemplo el construido en el norte del país, llamado Nor Andino.

Energía Hidroeléctrica: En Argentina, las mayores obras de infraestructura para utilizar este tipo de recurso y obtener energía, se encuentran en la cuenca del Plata y son de carácter binacional: ya que la represa de Yaciretá se encuentra sobre el río Paraná, compartida con nuestro país limítrofe, Paraguay; y la represa de Salto Grande, compartida con Uruguay sobre el río del mismo nombre.

Sin embargo, no son las únicas, también tenemos otras represas importantes situadas en áreas montañosas y otras sobre los ríos que se alimentan de deshielo como ser el caso de los Reyunos en Cuyo y el Chocón, Alicurá, Arroyito y Futaleufú en la Patagonia, entre otros.

Pese a contar con estas obras, nuestro país aprovecha reducidamente este tipo de energía con respecto a la magnitud del recurso.  Siendo además el mismo, autorrenovable y no contaminante al medio ambiente.

La energía eólica en la Argentina y América del Sur

La energía eólica (de Bolos, dios griego del viento) es la forma de energía que se relaciona con el aire en movimiento.

Ha experimentado un grado de desarrollo y de aceptación mundial muy significativos entre las nuevas tecnologías de aprovechamiento de las energías renovables: ya hay en todo el mundo alrededor de 3.500 megavatios de potencia instalada.

Esto es un claro ejemplo del aprovechamiento de energía sana para el ambiente, renovable y no contaminante, que permite evitar el uso de combustibles no renovables y la emisión de contaminantes a la atmósfera.

Además, colabora con el Programa Internacional de Cambio Climático Global, y con ella es posible controlar el efecto invernadero, según la prescripción del Tratado del Clima, en la Reunión Cumbre de la Tierra, que tuvo lugar en 1992 en Río de Janeiro.

El 12 de septiembre de 1992 se inauguró el Parque Eólico Antonio Moran Sociedad Cooperativa Popular Ltda., de Comodoro Rivadavia, en el Chubut, Argentina.

Esta central representa, por sí sola, el 46% de la potencia total de energía eólica instalada en Sudamérica. Si se consideran las centrales de toda la provincia del Chubut, representa un 49% de la potencia total, y si se considera la Patagonia, el 59%. La Argentina, a su vez, representa el 81% de la potencia instalada total.

Con la producción anual de energía del Parque Eólico Antonio Moran se evita la combustión de 6,5 millones de metros cúbicos de gas natural y de 5.520 toneladas equivalentes de petróleo.

Fuente: Documentación del Parque Eólico Antonio Moran Sociedad Cooperativa Popular Ltda. de Comodoro Rivadavia, Chubut.

Profesora de Geografía: Claudia Nagel
Fuente: Geografía Mundial y los desafíos del SXXI. Editorial Santillana. Geografía Mundial, Editorial Puerto de Palos.  

El Indice de Octano en las Gasolinas Importancia y Factores

El Indice de Octano en las Gasolinas: Importancia y Factores

LAS GASOLINAS Y EL ÍNDICE DE OCTANO: La destilación normal del petróleo proporciona un 20 % de gasolina, pero el consumo de este producto es tal que se hace preciso elevar dicho porcentaje hasta el 80 %, a no ser que se oriente el consumo a la utilización de otros carburantes derivados del petróleo, como el gas-oil y el fuel-oil.

Para aumentar el rendimiento del petróleo en gasolina se recurre al craqueo o pirólisis, que consiste en la ruptura de las moléculas largas de hidrocarburos por la acción del calor, pasando de fracciones pesadas a otras más ligeras, es decir, más volátiles.

Las gasolinas son hidrocarburos cuyas moléculas tienen unos ocho átomos de carbono.

Ahora bien, la disposición relativa de éstos átomos de carbono en la molécula, es decir, el que formen cadenas lineales o más o menos ramificadas, tiene una gran importancia para que los respectivos hidrocarburos puedan ser considerados como malas o buenas gasolinas.

Las características que definen una buena gasolina son las siguientes:
1°) volatilidad;
2°) ausencia dé corrosividad;
3°) estabilidad química;
4°) buena carburación;
5°) resistencia a la detonación.

Posiblemente, la más importante de ellas es la resistencia a la detonación, ya que si se dispone de una gasolina muy resistente, pueden utilizarse motores con gran relación de compresión y, por tanto, de gran rendimiento.

Como todos saben, cuando se aumenta mucho la relación de compresión existe el peligro de que se produzca el autoencendido (detonación) de la gasolina antes de que el pistón finalice la carrera de compresión, y también que se produzca la chispa eléctrica en la bujía. Entonces se dice que el motor «pica».

La resistencia de una gasolina a la detonación se expresa en términos del índice de octano, de tal forma que, a mayor índice, mayor resistencia al autoencendido.

La escala de índices de octano se estableció, en su día, arbitrariamente, desde 0 a 100, asignándose el índice de octano 100 a la gasolina constituida exclusivamente por el hidrocarburo isooetano, que era, entre los conocidos entonces, el combustible más resistente a la detonación.

El índice de octano 0 corresponde al n-heptano (cadena lineal de siete átomos de carbono).

RENDIMIENTO DE LAS NAFTASPara determinar el índice de octano de una gasolina se introduce ésta en un motor con culata regulable (para poder variar a voluntad su relación de compresión), y se aumenta la compresión hasta que aquél comienza a picar.

Manteniendo esta relación, se introduce despuésisooetano (índice 100), y, a continuación, n-heptano (índice 0), en cantidades crecientes, hasta que comience de nuevo a picar.

En tal momento, la proporción isooctano-heptano da el índice de octano. Por ejemplo, si el motor comienza a picar cuando se ha introducido 70 % de isooetano y 30 % de n-heptano, el índice de octano será 70.

En la actualidad la tecnología del petróleo ha avanzado tanto qué existen carburantes de índice de octano 120, lo que a primera vista parece absurdo, si no se tiene en cuenta el establecimiento arbitrario de la escala de índices.

Pensando lógicamente, ello sólo quiere decir que dicho carburante es aún mejor que el isooetano. Mejores gasolinas han permitido diseñar motores más eficaces.

Por ejemplo, en el año 1930, la relación de compresión máxima que se podía alcanzar era de 4, lo que permitía un rendimiento a los motores del 40 %; hoy día, es normal una relación de compresión de 7, lo que significa un rendimiento del 55 %.

Entre los factores que influyen en el índice de octano de una gasolina, y cuyo estudio ha permitido la elaboración de mejores combustibles, se encuentran:

1°) El peso molecular del hidrocarburo; cuanto mayor sea el peso molecular, menor será la volatilidad y también el índice de octano. Conviene, pues, emplear gasolinas volátiles, pero no excesivamente, pues formarían tapones de gas en las conducciones (obturación).

2°) La ramificación de la molécula; el aumento de ramificación favorece el índice de octano.

3°) La posición de la ramificación; el índice de octano es mayor cuanto más alejadas estén entre sí las ramas (o cadenas laterales) que salen de la cadena principal del hidrocarburo.

4°) La insaturación; cuanto mayor sea el número de dobles enlaces que unen entre sí los átomos de carbono que forman las moléculas de gasolina, mayor será el índice de octano.

5°) La delación (cadena de gasolina en forma de anillo) también favorece el índice de octano.

6°) La aromatización; un cierto porcentaje de hidrocarburos aromáticos eleva, asimismo, el índice de octano.

7°) Ciertos aditivos, como el plomo tetraetilo, elevan el índice de octano de las gasolinas medianas, pero no tienen casi influencia sobre las malas.

La Minería en el Virreinato del Rio de la Plata Politica del Consulado

La Minería en el Virreinato del Río de la Plata

ORGANIZACIÓN  DEL VIRREINATO DEL RÍO DE LA PLATA:

La minería — Durante la conquista, la búsqueda de oro y plata constituyó uno de los más grandes incentivos de la colonización. La corona se reservó el quinto y después el diezmo de las minas que se explotasen y la gran cantidad de metales preciosos que llegó a España motivó la desvalorización de la moneda y el encarecimiento de los productos.

Una de las regiones menos abundantes en riquezas mineras fue el Río de la Plata. Mientras que en el litoral no existían, salvo azogue en Misiones, se encontró oro en San Luis y La Rioja, plata en Mendoza y cobre en Catamarca y Córdoba.

En cambio las intendencias altiperuanas, que integraban el virreinato del Río de la Plata, eran ricas en minerales especialmente Potosí, donde se instaló una numerosa población en torno al Cerro.

Un problema arduo era el transporte interprovincial, por el mal estado de los caminos, lo que encarecía enormemente los productos. De él se ocupó especialmente el Consulado, a cuya iniciativa se debe la apertura de los caminos en las provincias y en Chile y Perú.

Los virreyes estaban facultados para dictar ordenanzas de minas. Varias fueron las causas que hicieron que el auge de la minería fuese transitorio, entre ellas, la carencia de capacitación técnica, el fracaso de la mita y la mala organización del régimen rentístico.

Fuente Consultada: Historia Argentina de Etchart – Douzon – Wikipedia –  La Argentina, Historia del País y Su Gente de María Sánchez Quesada

La Mineria en Argentina Produccion Tipos Minerales y Beneficios

Minería en Argentina: Su Producción, Minerales y Beneficios

La Argentina cuenta con una variedad de riquezas mineras distribuidas a lo largo de su territorio y ocupa el sexto lugar en el ranking mundial de recursos mineros. Se considera que estos recursos aún no han sido explotados en todo su potencial.

LA MINERÍA EN LA REPÚBLICA ARGENTINA

La actividad minera se encuentra aún en una etapa de producción incipiente. Su participación dentro de la producción total de la República Argentina siempre ha sido de poco valor: alrededor del 3%. Dentro de este guarismo, entre el 80% y el 85% lo componen los combustibles, le siguen en importancia los minerales no metalíferos y por último los metalíferos.

El objetivo que guió siempre a esta actividad fue el de abastecer el mercado interno, por ello su producción ha sido siempre en pequeña escala. Sin embargo, se estima que la minería se encuentra en condiciones de llevar a cabo proyectos de mayor envergadura debido a que se considera que los principales yacimientos donde se ha detectado riqueza minera se encuentran aún sin explotar.

En los últimos años se han firmado algunos convenios y cartas de intención para la explotación de complejos mineros. Por ejemplo, se firmó la carta de intención entre la empresa estatal Yacimientos Mineros Aguas de Dionisio (YMAD) y una firma privada, radicada en Sudáfrica, para la explotación del complejo minero Bajo de la Alumbrera (Catamarca), cuya producción permitirá sustituir totalmente las importaciones de cobre y exportar oro.

La prolongación de los convenios de cooperación con el gobierno de Japón y los avances en el marco de los tratados con España y con Italia permitirán el aprovechamiento de Alto la Blenda, que junto con Bajo de la Alumbrera pueden llegar a quintuplicar la producción.

Entre las numerosas sustancias minerales que se extraen, algunas abastecen íntegramente las necesidades internas, entre las cuales se pueden mencionar a la casi totalidad de las agrupadas como rocas de aplicación (mármoles, granitos, caliza, etc.) y minerales no metalíferos (arcillas, boratos, feldespato, etc.). Dentro de los minerales metalíferos sólo cumplen este requisito el plomo, la plata, el cinc y el uranio.

Los productos minerales exportados en los últimos años tuvieron como destino principal Brasil, Bélgica, Japón, Chile y los Estados Unidos.

En resumen podemos decir que la actividad minera ha experimentado en los últimos años una importante expansión, a partir de las inversiones realizadas para la exploración y la explotación, principalmente de grandes empresas extranjeras. La actividad minera comprende la extracción de:

  • Minerales metalíferos, es decir, los que contienen metales, como el hierro, el plomo, el zinc, el estaño, el oro, etc. Esta actividad representa más del 60% de la producción minera.
  • Minerales no metalíferos, los que no contienen metales, como la arcilla, la sal común, el yeso, etc., utilizados como insumo para diversas industrias. Esta actividad representa menos del 10% de la producción.
  • Rocas de aplicación, las que se emplean en la industria de la construcción, como la caliza o la arena Esta actividad representa entre el 25 y el 30% de la producción total.

El lugar donde se realizan las extracciones de productos mineros recibe distintos nombres; en general se llama mina al sitio donde se extraen los minerales; y cantera, al lugar donde se extraen rocas de aplicación.

Los yacimientos más valorizados son los metalíferos, localizados principalmente en la zona andina. En la actualidad sólo se explota un cuarto del total de las áreas con potencial minero, es decir, cuyas existencias mineras han sido estudiadas y evaluadas.

Si bien la actividad minera está presente en todo el país, el 95% de la actividad se concentra en doce provincias, de las cuales sólo tres representan en conjunto el 77% del producto sectorial:

  • Catamarca: se destaca en la producción de oro, cobre y litio.
  • Buenos Aires: sobresale en la producción de rocas de aplicación (arenas, calizas y triturados pétreos) y minerales no metalíferos (arcillas, yeso).
  • Santa Cruz: predomina por su producción de oro y plata.

Cambios en el marco jurídico: En 1993 fue promulgado un conjunto de leyes que regulan la actividad minera y proporcionan un marco favorable para la inversión extranjera, a través de incentivos fiscales y tributarios. El actual régimen tributario indica algunos beneficios para las empresas. Por ejemplo, se las exime de los pagos de ciertos impuestos, como los derechos de importación de bienes de capital, repuestos, accesorios e insumos necesarios para desarrollar la actividad minera. Otro de los beneficios es la limitación de las regalías, es decir, el pago que las empresas hacen a las provincias por el usufructo de la mina, al 3% del valor en boca de mina de los minerales.

Evolución de la producción minera: Durante mucho tiempo, la minería en la Argentina se caracterizó por la fuerte presencia del Estado nacional en la exploración, la explotación y el consumo de productos mineros, el predominio de pequeñas y medianas empresas que vendían en el mercado interno, y la explotación de rocas de aplicación, seguido en partes iguales por la producción de metales minerales no metalíferos.

A lo largo de la década de 1990, la actividad minera en la Argentina experimentó Importantes transformaciones, entre ellas:

  • Una creciente presencia del capital extranjero en la exploración y la explotación minera. Durante la década de 1990 ingresaron a la actividad grandes empresas extranjeras que realizaron importantes inversiones en la exploración y la explotación de minerales metalíferos fundamentalmente. El ingreso de estas empresas tuvo lugar gracias a los cambios en las leyes argentinas que regulan la actividad minera.
  • La consolidación del sector pequeño y mediano productor que contribuye con alrededor del 35% del valor de la producción.
  • El crecimiento de los volúmenes de producción y exportación de productos mineros, en especial de metales, que desplazó a la producción de rocas de aplicación. Esto se vio favorecido por la mayor demanda de metales en el mercado internacional y por las grandes inversiones que se realizaron en la actividad en nuevas tecnologías.

mapa de proyectos mineros

El crecimiento de las exportaciones:

Desde fines de la década de 1990, la actividad metalífera argentina presenta una fuerte orientación exportadora, que se ha multiplicado más de nueve veces respecto de comienzos de esa década. La puesta en funcionamiento de los principales proyectos mineros (Bajo de la Alumbrera, en 1997; Salar del Hombre Muerto, en 1998; Cerro Vanguardia, en 1999; y Mina Aguilar, en 2001) explica ese gran crecimiento de las exportaciones.

Los principales minerales exportados son: concentrados de cobre, aleación dorada, aluminio sin alear, cloruro de litio y sulfatos de cromo. Cerca del 70% de las exportaciones se destina a Japón, Alemania, República de Corea, Brasil y Reino Unido.

Minerales metalíferos La producción total anual de minerales metalíferos y/o concentrado es de alrededor de 280.000 toneladas. Casi el 60% de esta producción está compuesta por hierro; otros minerales importantes son el cinc y el plomo.

Las principales minas metalíferas privadas son generalmente pequeñas y los metales contenidos son: plomo, cinc, cobre, estaño, plata y oro. En cambio, en las minas pertenecientes a empresas estatales se explotan minerales con contenidos principales de hierro, y en muy pequeña medida, oro y plata.

Hierro La explotación del hierro comenzó en nuestro país en 1944, en Zapla (Jujuy). El mineral es transportado por cable carril hacia Palpalá, se procesa en los Altos Hornos Zapla, que cuenta con modernos equipos en las áreas de aceración y de laminados terminados los que permiten cubrir una parte del mercado interno.

El segundo yacimiento de importancia se encuentra en Sierra Grande, (Río Negro). Existen otros yacimientos, en Mendoza, Catamarca, Misiones, etc. pero de escasa significación.

La producción de hierro en nuestro país siempre fue insuficiente para la demanda interna, que varía de acuerdo con la fluctuación de la actividad siderúrgica. En consecuencia, las necesidades de este mineral son satisfechas por la importación, la mayor parte proviene de Brasil y el resto de Perú y Chile.

Cinc El país se halla satisfactoriamente provisto en cantidad y calidad de concentrados de cinc. Desde 1936 esta producción se realiza en yacimientos jujeños, principalmente en el Grupo Minero Aguilar. En la actualidad una pequeña proporción proviene del yacimiento poli metálico de la mina Angela (Chubut).

La colocación de cinc en los mercados internacionales se incrementó en los últimos años y las exportaciones de cinc refinado tuvieron como destino final a Japón, China, Países Bajos, Singapur, Pakistán, etc.

Además como subproducto de la metalurgia del cinc, se obtiene cadmio metálico.

Plomo Como en el caso del cinc, el país se encuentra bien abastecido de concentrados de plomo y plata. Estos se obtienen en yacimientos jujeños y en menor proporción en Chubut, Mendoza y Salta. El mineral de los yacimientos jujeños se elabora en la planta situada en Puerto Vilelas, cerca de Barranqueras (Chaco).

A partir de 1978 se comienzan a extraer minerales poli metálicos de la mina Angela, los que a pesar de tener bajo contenido de plomo poseen cantidades apreciables de cobre, plata y oro. Por carecerse de tecnología adecuada, no son tratados en el país y son exportados como concentrados de plomo cuprífero a Bélgica.

La reducción en la producción de plomo refinado es atribuida, entre otras causas, al reemplazo de los caños de plomo por los de cobre, plásticos, etc.; disminución en la cantidad utilizada en la industria automotriz, etc.

Todo proyecto minero involucra dos etapas: la preinversión y la explotación.

La preinversión incluye:
– prospección: se estudia el suelo y se demarca un área extensa de interés;
– exploración: si el prospecto es favorable, se realiza la exploración geoquímica y perforaciones para delimitar un área más reducida;
– prefactibilidad: se define el tamaño del yacimiento localizado;
– factibilidad: se evalúa la viabilidad del emprendimiento en términos de precios, oferta y demanda del producto y costos de la obra (insumos, infraestructura, etc.).

La explotación incluye la preparación y el desarrollo del yacimiento, la construcción de las plantas y su puesta en marcha. Esta etapa demanda los mayores montos de inversión y la producción está limitada a la cantidad de reservas del yacimiento.Cuando se están realizando las distintas fases de preinversión se habla de un prospecto minero. Cuando el yacimiento ya está en explotación, se reconoce como proyecto minero. 

Beneficios de la Minería en Argentina

La Argentina cuenta con una variedad de riquezas mineras distribuidas a lo largo de su territorio y ocupa el sexto lugar en el ranking mundial de recursos mineros. Se considera que estos recursos aún no han sido explotados en todo su potencial.

Hoy como ayer, uno de los bienes más genuinos del que disponen los pueblos para su desarrollo son los recursos naturales de sus territorios, que forman parte del capital de toda la sociedad. Desde la conquista, esas riquezas fueron sustraídas por los ocupantes y, salvo pocas excepciones, siguen en manos extranjeras.

mineria en argentina

El llamado «boom minero argentino» que atrae a las multinacionales del sector, anunciando grandes beneficios para el país, es una operación que desinforma y encubre el silencioso saqueo de recursos metalíferos no renovables, permitiendo sistemas extractivos depredadores y contaminantes, que están siendo denunciados en todo el mundo.

La nueva «fiebre del oro» se inició durante la década de Carlos Menem y se ha mantenido y profundizado con los sucesivos gobiernos, creándose incluso una suerte de tercer territorio en la Cordillera de los Andes mediante el Tratado de Integración y Complementación Minera Argentino Chileno de 1997.

Pueden sorprender estas afirmaciones, pero el tema de la explotación minera y la legislación que la ampara no han estado presentes en el debate político y menos aún en los medios de comunicación. Es raro encontrar a un ciudadano periodista, profesor, magistrado o dirigente que sepa que Argentina es el sexto potencial minero del planeta, o que guarda en sus sierras, mesetas y cordilleras, depósitos detectados de oro, cobre, plata, plomo, molibdeno, zinc, estaño, litio, potasio, níquel, cobalto, uranio y otros minerales, que se estiman en la suma de 170.000 millones de dólares.

La Secretaría de Minería de la Nación (SMN) sostiene: «La oportunidad que presenta el potencial geológico de la Argentina radica en que el 75% de la áreas atractivas para la minería permanecen sin explotar. La totalidad de los prospectos, yacimientos y depósitos fueron ubicados y puestos a disposición de la actividad privada a comienzos de la década del 90, como resultado de varios años de trabajo prospectivo del Estado».

Lo escandaloso del caso argentino es que la legislación vigente evidencia una clara servidumbre colonial. Establece que la propiedad de las reservas mineras es de los Estados provinciales pero les prohíbe explotarlas: están obligados a cederlas a las empresas privadas, transfiriéndoles las investigaciones geológicas y los descubrimientos realizados por el Estado.

Si a esto se suma la falta de control público sobre los minerales que exportan, las excepcionales desgravaciones impositivas, las bajísimas regalías o los subsidios otorgados, no sería exagerado afirmar que el despojo colonial del cerro de Potosí difiere poco en su esencia del que hoy practica la mentada «gran minería» en nuestro país.

Contrariamente a lo que se hace creer, el oro, la plata, el cobre y sesenta metales más, se van al extranjero sin pagar nada; pero nos dejan pobreza, corrupción, una grave contaminación ambiental y comunidades divididas por la asociación o resistencia a la corporación minera. Sin embargo, semejantes atropellos han atravesado el Congreso Nacional, la Justicia y los organismos del Estado, sin haber provocado una fuerte reacción en los medios de comunicación y las fuerzas políticas.

Ampliar: Explotación de Minerales en Argentina

Fuente Consultada: Enciclopedia del Estudiante  Geografía de la Argentina Tomo:21
Geografía Económica La Argentina en el Mundo – Wikipedia
Causa Sur de Fernando «Pino» Solanas

RECURSOS NATURALES DE LAS SIGUIENTE PROVINCIAS (NOA)

Ver: Actividad Minera en el Mundo

La Explotacion Minera en Argentina Ventajas y Desventajas Consecuencias

La Explotación Minera en Argentina

La Argentina cuenta con una variedad de riquezas mineras distribuidas a lo largo de su territorio y ocupa el sexto lugar en el ranking mundial de recursos mineros. Se considera que estos recursos aún no han sido explotados en todo su potencial.

Hoy como ayer, uno de los bienes más genuinos del que disponen los pueblos para su desarrollo son los recursos naturales de sus territorios, que forman parte del capital de toda la sociedad. Desde la conquista, esas riquezas fueron sustraídas por los ocupantes y, salvo pocas excepciones, siguen en manos extranjeras.

El llamado «boom minero argentino» que atrae a las multinacionales del sector, anunciando grandes beneficios para el país, es una operación que desinforma y encubre el silencioso saqueo de recursos metalíferos no renovables, permitiendo sistemas extractivos depredadores y contaminantes, que están siendo denunciados en todo el mundo.

La información que sigue sobre las ventajas impositiva de las mineras ha sido extractada del libro «Causa Sur» de Fernando «Pino» Solanas, quien ha estudiado el tema y tiene su visión respecto al mismo.

mapa de proyectos de mineria en argentina

UNA EXPLOTACIÓN DEPREDADORA
El boom minero argentino también se relaciona con la falta de restricciones para explotar a cielo abierto o tajo abierto empleando cianuro y mercurio, un sistema extractivo peligroso que se está prohibiendo en muchos países.

Es más económico y más perverso: como el mineral no está concentrado en un sitio preciso como en las viejas galerías y se encuentra diseminado en grandes extensiones junto muchos otros metales, se lo extrae haciendo volar con dinamita le montaña.

Como informa un ingeniero de Minera Alumbrera, el yacimiento «está diseñado para llegar a procesar 120.000 toneladas de roca útil por día. Esto conlleva a una producción de 2.100 tonelada; diarias de mineral concentrado, que se diluye en agua, se lo espesa, se le coloca dispersantes y después se lo impulsa por cañerías hasta Tucumán».

Las minas amanecen con una cadena de explosiones producidas por decenas de toneladas de dinamita. En el yacimiento de Pascua Lama, la Barrick Gold emplea diariamente 82 toneladas de explosivos.

La voladura de las montañas, además de ahuyentar las especies animales, forma nubes de polvo que quedan suspendidas o son llevadas por los vientos hacia los valles donde se cultiva, y están las poblaciones. Ese material pulverizado es una de las mayores fuentes de intoxicación y contaminación ya que lleva importantes volúmenes de minerales liberados por las explosiones —plomo, arsénico, uranio, cromo, zinc, asbesto, mercurio, azufre, cobalto, manganeso que serán inevitablemente respirados por los trabajadores y habitantes de los valles.

La roca es triturada y se deposita en lagunas artificiales o piletones de varios kilómetros de extensión, para ser decantada mediante el proceso de lixiviación, que consiste en separar el oro de los otros metales con una suerte de sopa química donde el cianuro es el componente principal. Para ello se utiliza el agua de los ríos y arroyos de montaña.

Minera la Alumbrera, en Catamarca, utiliza 80 millones de litros de agua fósil al día extraídos a gran profundidad del desierto del Arenal, en Santa María. Son aguas de máxima pureza que la naturaleza necesitó siglos para su formación y se utilizan para producir una suerte de barro metalífero en una región cuyo problema es la falta de agua.

El ingeniero Nievas nos decía en Santa María: «El oeste catamarqueño es una zona semidesértica, el problema del agua es grave. La Alumbrera no paga nada por ella y está provocando una gran desertificación: los agricultores ya no encuentran agua cuando bombean y deben buscarla más abajo. Con el nuevo proyecto minero de Agua Rica, muy cerca de Alumbrera, piensan sacar una cantidad similar y será la ruina de los pueblos del Oeste. Debemos legislar para que no extraigan más las aguas fósiles y sean utilizadas solo para el consumo humano, dejando la recarga de los acuíferos para los emprendimientos industriales (…) El barro que se forma 60% de sólido y un 40 de líquido es sacado por un ‘mineraloducto’ de 318 km hasta Tucumán: se ha roto muchas veces produciendo derrames que contaminaron los ríos de la zona. En Tucumán es semisecado, se lo carga en trenes de la misma empresa, y lo transportan hasta su propio puerto en San Lorenzo Rosario para embarcarlo. El proceso final de fundición y refinado se hace fuera del país, lo que significa una pérdida importante de valor agregado».

San Juan tampoco cuenta con lluvias suficientes y necesitan los cursos de agua que bajan de la cordillera. Estos serán afectados por el método extractivo de las mineras que desvían arroyos y ríos para formar lagunas. «Cuando el agua no les alcance, irán por los glaciares, como está pasando en Veladero y Pascua Lama, a 4.500 m en los Andes sanjuaninos…», decía el ambientalista Javier Rodríguez Pardo. «Hay un espanto en la comunidad científica internacional —continúa—, porque dicen que los glaciares los van a sacar del lugar con palas mecánicas, para llevarlos a un cuarto glaciar que se llama Guanaco.

Los tres glaciares son muy pequeños. Toro 1, Toro 2 y Esperanza. Pero son glaciares, los que podemos ver con el ojo humano. Están los otros, los que no vemos, que no tienen nieve a la vista. Y hay más de 50 glaciares que ellos niegan. Son los glaciares de roca, conocido técnicamente con el nombre de «permafrost«. Los minerales están ahí, y lo que van a hacer es destruirlos (…) Las mineras dicen que el insumo principal que van a usar, es la cal, y el cianuro de sodio después. Eso lo dicen en el informe de impacto ambiental y es una mentira gravísima.

Cuanto más extendidos están los metales, mayor cantidad de agua se necesita para atraparlos. ¿Cómo lo logro? Usando todo el agua que tengo a mi alcance. Y van a usarla toda, lo único que les importa son los bajos costos y no pagan el agua. ¡Es una cachetada! Cuando el mundo anuncia la escasez del agua, esta gente por el oro y por la plata, piensa destruir los glaciares».

La impunidad de las corporaciones no tiene límites: en PascuaLama «una sección de 20 hectáreas de las vetas de oro se encuentra debajo de los glaciares. No importa, aseguró la Barrick, se pueden desprender los hielos y llevarlos en camión hasta otro glaciar, al que terminarán adhiriéndose.» La explicación no convenció.

Bajo presión de los ecologistas y de una parte de los 70.000 habitantes del valle de Huasco, Chile resiste el proyecto. A las puertas del desierto de Atacama, el más árido del mundo, este maravilloso valle forma un colchón verde bañado de ríos. El valle nace en la cordillera y sus recursos hidráulicos dependen en parte de los glaciares que molestan a la firma canadiense. Si el hielo se derrite, el agua bajará al valle. El 13% de la población vive de la agricultura…»

Si bien las tres cuartas partes del planeta se componen de agua, solo el 3% es dulce. A más de mil millones de personas en el mundo les está faltando agua potable y las mineras las derrochan para lavar la roca.

cuadro de explotacion minera en argentina

Minería a Cielo Abierto

LA CONTINUIDAD DE LA POBREZA ARGENTINA: Cabría preguntarse cuál es el progreso y los beneficios que las corporaciones traen a los pueblos, que son los propietarios del recurso minero. Más allá de un cierto incremento en el comercio y los servicios, la situación de las provincias sigue siendo más o menos la misma de siempre.

Basta ver el cuadro de pobreza que hay en San Juan, Catamarca, Salta y La Rioja, las más ricas en minerales del país. El caso más elocuente es el de Catamarca: lejos de haber paliado su miseria y obtener una masa de empleos sustantiva, el 62% de la población es pobre, el 40% está desocupada y la mitad subalimentada.

Una solicitada del Partido Justicialista provincial denunciaba: «La Gran Minería no generó ningún efecto económico regional, Catamarca aumentó su índice de pobreza y desempleo (ver índice del INDEC) a pesar de ser la mayor exportadora de minerales del país. Aumentó la desnutrición y mortandad infantil, la miseria en las comunidades es alarmante (…) Nuestros minerales le dejan a Catamarca en concepto de regalías el 1% y el Estado nacional le reintegra el 2,5% (…) De los 1.632 millones de dólares de exportaciones año 2005 nada regresa al país (…) de los 6.000 millones de dólares previstos en inversión para el período 20062010, serán desgravados íntegramente al momento del pago de Impuesto a las Ganancias».

La situación en La Rioja y San Juan no difiere de la de Catamarca: a los pueblos y viviendas que están al pie de las minas más ricas les faltan servicios sanitarios, aguas corrientes no contaminadas, luz eléctrica y buena atención hospitalaria: ¿puede aceptarse que todos los años haya muertos por picadura de escorpión porque no hay vacunas ni siquiera en la capital provincial?. ¿Y qué pasa en la riquísima Salta, que además de su minería tiene la segunda cuenca gasífera del país y una rica agricultura de exportación? Sufre altas tasas de desnutrición y enfermedades de la pobreza: chagas, infecciones intestinales, disenterías, colitis, tifus, leishmaniasis, cólera, paludismo.

La ciudad de General Mosconi capital petrolera de la provincia con 25.000 habitantes, altísima desocupación y una de las temperaturas más altas del país, solo recibe agua cuatro o cinco horas por día y esas aguas están contaminadas por las petroleras.

El otro mito es la generación de puestos de trabajo que trae la minería: «Los empleos directos en todo el país pasaron de 24.000 a 37.000 entre 2003 y 2006 y se calcula que llegarán a 40.000 este año. Los indirectos treparon de 97.000 a 160.000 en el mismo período».

Esos números son severamente cuestionados en las provincias porque responden más a la proyección de ecuaciones abstractas que a las cifras de la realidad. Aquello tantas veces repetido de «cada empleo directo genera cuatro indirectos» es más teórico que real. Dice un informe de la Red Eco Informativo (22/9/06): «Los puestos de trabajo masivos solo se registran durante la construcción de las plantas de tratamiento del mineral. Estas obras llevan en promedio unos 26 meses. Luego de finalizadas solo quedan en el yacimiento el 17% de los empleados (…) Dentro del esquema de costos, la mano de obra resulta un componente menor al 20% del total de egresos. Y si comparamos los salarios con el monto bruto de facturación, apenas llega al 6% del mismo».

La minería no se procesa ni se industrializa en el país: la mayor parte de los empleos indirectos son en servicios y comercio. Minera Alumbrera la mayor mina de oro y cobre de Catamarca y una de las cinco grandes del país «emplea 1.300 operarios y de ellos, solo 300 son catamarqueños».

La propia empresa declara: «Pagamos por año 67 millones de pesos 22 millones de dólares en salarios directos (…) y en los últimos 12 meses pagamos 75 millones de pesos de regalías —25 millones de dólares—».

Una multinacional que, como hemos visto, factura y exporta a valores de hoy 2.000 millones de dólares por año, más todos los demás metales que no declara ni paga, solo gasta en salarios 22 millones de dólares y en regalías 25 millones. En realidad, estos sueldos y magras regalías los pagamos todos los argentinos: Minera Alumbrera recibe de la Nación el 2,5% de reintegro a sus exportaciones, es decir, cerca de 50 millones de dólares que cubren aquellos gastos…..

Otro de los argumentos que se presentan como aportes al desarrollo y progreso provincial son las obras de infraestructura que dejará la industria minera: caminos, líneas de tensión eléctrica, construcciones o campamentos. Lo que no se dice es que esas obras solo le sirven a las propias empresas que deben realizarlas para funcionar en sus yacimientos. Las minas están en altura o lugares desiertos, lejos de las ciudades e inhóspitos para quien no trabaje en ellas.

Cabe preguntarse qué pasará cuando se agote el mineral dentro de veinte años y la empresa se vaya. ¿Querrá alguien vivir en la inclemencia y soledad a 4.000; metros de altura, sin fuentes de trabajo, mantenimiento, servicios y energía? Los campamentos se convertirán en «fantasmas» muy peligrosos, por décadas de utilización de sustancias tóxicas.

Ampliar: La Minería en Argentina

Fuente Consultada:
Causa Sur de Fernando «Pino» Solanas
Enciclopedia del Estudiante  Geografía de la Argentina Tomo:21
Geografía Económica La Argentina en el Mundo – Wikipedia

Ventajas Impositivas de las Mineras en Argentina Pago de regalias

Ventajas Impositivas de las Mineras en Argentina

La Argentina cuenta con una variedad de riquezas mineras distribuidas a lo largo de su territorio y ocupa el sexto lugar en el ranking mundial de recursos mineros. Se considera que estos recursos aún no han sido explotados en todo su potencial.

Hoy como ayer, uno de los bienes más genuinos del que disponen los pueblos para su desarrollo son los recursos naturales de sus territorios, que forman parte del capital de toda la sociedad. Desde la conquista, esas riquezas fueron sustraídas por los ocupantes y, salvo pocas excepciones, siguen en manos extranjeras.

El llamado «boom minero argentino» que atrae a las multinacionales del sector, anunciando grandes beneficios para el país, es una operación que desinforma y encubre el silencioso saqueo de recursos metalíferos no renovables, permitiendo sistemas extractivos depredadores y contaminantes, que están siendo denunciados en todo el mundo.

La información que sigue sobre las ventajas impositiva de las mineras ha sido extractada del libro «Causa Sur» de Fernando «Pino» Solanas, quien ha estudiado el tema y tiene su visión respecto al mismo.

LAS VENTAJAS IMPOSITIVAS DE LAS MINERAS
Las empresas mineras gozan de las mayores ventajas del empresariado argentino: no se le aplican retenciones como al agro y a los hidrocarburos y tienen beneficios fiscales de excepción, establecidos en la Ley 24.196/93, artículo 8:

«Los emprendimientos mineros comprendidos en el presente régimen gozarán de estabilidad fiscal por el término de 30 años contados a partir de la fecha de presentación de su estudio de factibilidad. La estabilidad fiscal significa que las empresas que desarrollan actividades mineras en el marco del presente Régimen de Inversiones no podrán ver afectada en más la carga tributaria total, determinada al momento de la presentación, como consecuencia de aumentos en las contribuciones impositivas y tasas, cualquiera fuera su denominación, en los ámbitos nacional, provinciales o municipales (…) será también aplicable a los regímenes cambiario y arancelario, con exclusión de la paridad cambiaría y de los reembolsos, reintegros y/o devolución de tributos con motivo de la exportación».

 Mineria en Argentina

La Mineria en Argentina

En cuanto a las ganancias, su artículo 12 indica que «podrán deducir en el balance impositivo del impuesto a las ganancias, el 100% de los montos invertidos en gastos de prospección, exploración, estudios especiales, ensayos mineralógicos, metalúrgicos, de planta piloto, de investigación aplicada y demás trabajos destinados a determinar la factibilidad técnico-económica de los mismos»; y agrega en el artículo 13:

«Las inversiones de capital que se realicen para la ejecución de nuevos proyectos mineros y para la ampliación de la capacidad productiva de las operaciones mineras existentes (…) tendrán el siguiente régimen de amortización en el Impuesto a las Ganancias: a) Las inversiones que se realicen en equipamiento, obras civiles y construcciones (…) accesos, obras viales, obras de captación y transporte de aguas, tendido de líneas de electricidad, instalaciones para la generación de energía eléctrica campamentos, viviendas para el personal, servicios de salud, educación comunicaciones y otros servicios públicos como policía, correos y aduanas, se amortizarán de la siguiente manera: el 60% del monto total de la unidad de infraestructura, en el ejercicio fiscal en que se produzca la habilitación respectiva y el 40% restante en partes iguales en los dos años siguientes».

En su artículo 14 dice que «las utilidades proveniente; de los aportes de minas y de derechos mineros, como capital social (… estarán exentas del Impuesto a la Ganancias», y en su artículo 21 fija que «Los inscriptos en el presente régimen estarán exentos del pago de le; derechos de importación y de todo otro derecho, impuesto especial (.. por la introducción de bienes de capital, equipos especiales o partes : elementos componentes de dichos bienes…».

El impuesto a las ganancias de las empresas extranjeras residentes en la Argentina, según informa la SMN,«tributan sobre su renta mundial, pudiendo computar como pago a cuenta de este impuesto, las sumas efectivamente abonadas por gravámenes análogos sobre sus actividades en el extranjero».

En cuanto al impuesto a la renta mínima presunta, una tasa del 1% grava los activos mundiales de las empresas argentinas. El pago de este impuesto y el del impuesto a las ganancias, se compensan mutuamente.

A toda esta batería de favores que pagamos los argentinos, deben agregarse los beneficios del Régimen de Inversiones Extranjeras en la Argentina (Ley N° 21.382/93), que estableció el marco legal para las mismas: estas compañías extranjeras pueden invertir sin necesidad de aprobación previa o requisitos de registro; transferir libremente su capital y sus ganancias sin tener que pagar cargas o impuestos sobre dichas transferencias; acceder libremente al mercado cambiario sin restricciones; exención del Impuesto al Cheque (decreto N° 613/2001) cuya tasa es del 6%o y deducción del 100% del impuesto a los combustibles líquidos que todos pagamos al cargar nafta.

Con estos excepcionales beneficios fiscales cabría preguntarse qué porcentaje de la inversión representan. Para dar solo un ejemplo, cuando se habla de una inversión extranjera de U$S 5.000 millones, significa que la mitad de la misma será maquinaria y equipamiento traído del exterior y que no pagará la tasa media del 15% de derechos de importación. ¿Cuánto deberían pagar de impuesto a la ganancia y todos los demás, con las fabulosas utilidades de más del 100% que en dos ejercicios amortizan su inversión? ¿Cuál es el negocio que hace el país con la Gran Minería si se llevan todo y no pagan nada?

Pero esto no es todo: como si todos estos beneficios y prebendas no bastaran para reducir riesgos y asegurar ganancias a las empresas, en lugar de aplicar fuertes retenciones a la exportación, el gobierno las compensa con reintegros. …. la Nación termina subsidiando a corporaciones que se llevan los minerales sin control alguno: para las exportaciones mineras del Noroeste los reintegros son del 2,5% (Resolución de la SMN N° 130/93); y las de puertos patagónicos, tienen reembolsos del 5% al 12% aumentando cuanto más austral sea la ubicación geográfica del puerto. Se encuentran legislados por la Ley N° 23.018 y su modificatoria N° 24.490.28

Fuente Consultada:
Causa Sur de Fernando «Pino» Solanas
Enciclopedia del Estudiante  Geografía de la Argentina Tomo:21
Geografía Económica La Argentina en el Mundo – Wikipedia

Uso del Cianuro en la Mineria Impacto y Efectos en el Medio Ambiente

USO E IMPACTO DEL CIANURO EN LA MINERÍA

Día de la Minería
A partir de 1945 se recuerda la Primera Ley de Fomento Minero, sancionada el 7 de mayo de 1813 por la Asamblea Constituyente.

//historiaybiografias.com/archivos_varios4/ampliar.jpg

LA MINERÍA CIELO ABIERTO (MCA)

¿Que es la MCA? y ¿Como Impacta? La minería a cielo abierto remueve la capa superficial o sobrecarga de la tierra para hacer accesibles los extensos yacimientos de mineral de baja calidad.

Los modernos equipos de excavación, las cintas transportadoras, la gran maquinaria, el uso de nuevos insumos y las tuberías de distribución permiten hoy remover montañas enteras en cuestión de horas, haciendo rentable la extracción de menos de un gramo de oro por tonelada de material removido.

La minería a cielo abierto es una actividad industrial de alto impacto ambiental, social y cultural. Es también una actividad industrial insostenible por definición, en la medida en que la explotación del recurso supone su agotamiento.

Las innovaciones técnicas que ha experimentado la minería a partir de la segunda mitad del presente siglo han modificado radicalmente la actividad, de modo que se ha pasado del aprovechamiento de vetas subterráneas de gran calidad a la explotación —en minas a cielo abierto— de minerales de menor calidad diseminados en grandes yacimientos. Existe consenso en la literatura sobre el tema en el sentido de que ninguna actividad industrial es tan agresiva ambiental, social y culturalmente como la minería a cielo abierto (MCA).

La minería a cielo abierto utiliza, de manera intensiva, grandes cantidades de cianuro, una sustancia muy tóxica, que permite recuperar el oro del resto del material removido.

Para desarrollar todo este proceso, se requiere que el yacimiento abarque grandes extensiones y que se encuentre cerca de la superficie.

Como parte del proceso, se cavan cráteres gigantescos, que pueden llegar a tener más de 150 hectáreas de extensión y más de 500 metros de profundidad.

I) IMPACTOS DE LA MINERÍA A CIELO ABIERTO DURANTE LA EXPLOTACIÓN (MCA)

Los principales impactos ambientales causados por la minería a cielo abierto (MCA) en su fase de explotación son los siguientes:

* Afectación de la superficie: la MCA devasta la superficie, modifica severamente la morfología del terreno, apila y deja al descubierto grandes cantidades de material estéril, produce la destrucción de áreas cultivadas y de otros patrimonios superficiales, puede alterar cursos de aguas y formar grandes lagunas para el material descartado.

* Afectación del entorno en general: la MCA transforma radicalmente el entorno, pierde su posible atracción escénica y se ve afectado por el ruido producido en las distintas operaciones, como por ejemplo en la trituración y en la molienda, en la generación de energía, en el transporte y en la carga y descarga de minerales y de material estéril sobrante de la mina y del ingenio.

* Contaminación del aire: el aire puede contaminarse con impurezas sólidas, por ejemplo polvo y combustibles tóxicos o inertes, capaces de penetrar hasta los pulmones, provenientes de diversas fases del proceso. También puede contaminarse el aire con vapores o gases de cianuros, mercurio, dióxido de azufre contenidos en gases residuales, procesos de combustión incompleta o emanaciones de charcos o lagunas de aguas no circulantes con materia orgánica en descomposición.

* Afectación de las aguas superficiales: los residuos sólidos finos provenientes del área de explotación pueden dar lugar a una elevación de la capa de sedimentos en los ríos de la zona. Diques y lagunas de oxidación mal construidas o mal mantenidos, o inadecuado manejo, almacenamiento o transporte de insumos (como combustibles, lubricantes, reactivos químicos y residuos líquidos) pueden conducir a la contaminación de las aguas superficiales.

* Afectación de las aguas subterráneas o freáticas: aguas contaminadas con aceite usado, con reactivos, con sales minerales provenientes de las pilas o botaderos de productos sólidos residuales de los procesos de tratamiento, así como aguas de lluvia contaminadas con contenidos de dichos botaderos, o aguas provenientes de pilas o diques de colas, o aguas de proceso contaminadas, pueden llegar a las aguas subterráneas. Además, puede haber un descenso en los niveles de estas aguas subterráneas cuando son fuente de abastecimiento de agua fresca para operaciones de tratamiento de minerales.

* Afectación de los suelos: la MCA implica la eliminación del suelo en el área de explotación, y produce un resecamiento del suelo en la zona circundante, así como una disminución del rendimiento agrícola y agropecuario. También suele provocar hundimientos y la formación de pantanos en caso de que el nivel de las aguas subterráneas vuelva a subir. Además, provoca la inhabilitación de suelos por apilamiento de material sobrante.

* Impacto sobre la flora: la MCA implica la eliminación de la vegetación en el área de las operaciones mineras, así como una destrucción parcial o una modificación de la flora en el área circunvecina, debido a la alteración del nivel freático. También puede provocar una presión sobre los bosques existentes en el área, que pueden verse destruidos por el proceso de explotación o por la expectativa de que éste tenga lugar.

* Impacto sobre la fauna: la fauna se ve perturbada y/o ahuyentada por el ruido y la contaminación del aire y del agua, la elevación del nivel de sedimentos en los ríos. Además, la erosión de los amontonamientos de residuos estériles puede afectar particularmente la vida acuática. Puede darse también envenenamiento por reactivos residuales contenidos en aguas provenientes de la zona de explotación.

* Impacto sobre las poblaciones: la MCA puede provocar conflictos por derechos de utilización de la tierra, dar lugar al surgimiento descontrolado de asentamientos humanos ocasionando una problemática social y destruir áreas de potencial turístico. Puede provocar una disminución en el rendimiento de las labores de pescadores y agricultores debido a envenenamiento y cambios en el curso de los ríos debido a la elevación de nivel por sedimentación. Por otra parte, la MCA puede provocar un impacto económico negativo por el desplazamiento de otras actividades económicas locales actuales y /o futuras.

* Cambios en el microclima: la MCA puede causar cambios en el microclima y puede provocar una multiplicación de agentes patógenos en charcos y áreas cubiertas por aguas estancadas.

* Impacto escénico posterior a la explotación: la MCA deja profundos cráteres en el paisaje. Su eliminación puede conllevar costos tan elevados que puedan impedir la explotación misma.

II) La Tecnología de Extracción de Minerales por Lixiviación con Cianuro

El único método económicamente viable para extraer oro de los minerales es el uso de procesos de extracción que utilizan soluciones a base de agua.

El  más comun para la recuperación de oro es el de lixiviación, por el cual el oro se disuelve en un medio acuoso para separar la solución que contiene oro de la que contiene residuos, y la recuperación del oro utilizando carbón activado.

Una vez extraído del carbón activado, el oro es concentrado por precipitación o galvanización.

Como el oro es un metal noble no es soluble en agua. Para disolverlo se necesita de una sustancia como el cianuro, que permite formar complejos y estabilizar el oro en las soluciones, o de un agente oxidante como el oxígeno. Para poder disolver oro se necesitan 350 mg/l o 0.035% (como 100% NaCN) de cianuro.

El mineral triturado es apilado en la plataforma de lixiviación, se le rocía uniformemente con una solución de cianuro. Un sistema de regaderas dispersa la solución de cianuro a 0.005 galones por minuto por pie cuadrado (típicamente).

Para un cúmulo pequeño (de 200 por 200 pies), esta velocidad equivale a 200 galones por minuto. La solución de cianuro contiene entre 0.3 y 5.0 libras de cianuro por tonelada de agua (entre 0.14 y 2.35 kg de cianuro por tonelada de agua), y tiene una concentración promedio de 0,05 por ciento (alrededor de 250 miligramos por litro de cianuro libre).

La solución de cianuro lixivia (lava y amalgama) las partículas microscópicas de oro del mineral mientras se filtra por el cúmulo.

Los ciclos de lixiviación duran desde unos cuantos días hasta unos cuantos meses, dependiendo del tamaño del cúmulo y de la calidad del mineral.

La solución de cianuro que contiene el oro -llamada la solución «encinta»- fluye por gravedad a un embalse de almacenamiento. Desde el embalse de almacenamiento se usan bombas o zanjas con forros para llevar la solución hacia la planta de recuperación de metales.

MUY INTERESANTE: PROCESO MINERO PARA EXTRAER ORO DE LA ROCA

La Produccion Forestal Explotacion Riqueza Forestales Mundial

La Producción Forestal – Explotación – Riqueza Forestales

A diferencia de los productos que se obtienen de la producción agrícola y ganadera, los cuales no están disponibles naturalmente sino que el hombre debe producirlo a través de la mano de obra; hay otros productos primarios que las personas pueden utilizarlos a partir de su extracción directa de la naturaleza.

Tal es el caso de la actividad forestal, la minería, la extracción de combustibles fósiles como el petróleo, el gas y el carbón -, y la pesca. A partir de estas actividades se obtienen distintos tipos de materias primarias, que pueden ser de origen animal, vegetal o mineral, que luego sufrirán un proceso de transformación y posteriormente serán utilizados para elaborar otros productos en el sector industrial.

produccion forestal

En este caso, la actividad forestal, es la producción primaria que genera un poco más del 1% del PBI mundial. Sin embargo, son fundamentales para el desarrollo de nuestras actividades cotidianas y económicas, todos los productos elaborados con esa materia prima, por ejemplo los derivados de la industria de madera o las del papel.

El 30% de la superficie de la Tierra está cubierta por esa masa vegetal que conocemos como bosques, de los cuales se extraen los productos forestales.  El 96% del total corresponden a los bosques nativos, es decir a las formaciones naturales de árboles y el resto corresponde a aquellas plantaciones forestales o lo que se conoce como silvicultura (masas forestales implantadas).

En lo que respecta a la distribución de los bosques nativos, esta es muy desigual ya que el 60% de estos recursos naturales lo poseen sólo diez países.  La actividad forestal que se practica allí es de tipo extractiva, obteniéndose productos madereros y no madereros.

En lo que respecta a los primeros, la madera es el recurso forestal más importante destinándose en su mayoría a la industria de productos de madera y papel, y el reto para producir leña.  Esta producción de madera esta íntimamente relacionada a las condiciones climáticas de los países.  Por ejemplo en donde las especies crecen más rápidamente es en los bosques tropicales húmedos y bosques templados, ya que en los bosques fríos se explotan especies arbóreas de crecimiento más lento.

En cambio, cuando hablamos de productos no madereros, hacemos referencia a aquellos productos que se extraen del árbol- como los frutos, hojas, raíces- utilizadas para distintos fines –alimenticios, medicinales, aromáticos ornamentación, etc.-. Pero la función principal de estos productos, hoy en día nos es el comercio a nivel mundial, sino todo lo contrario su función sirve para satisfacer las necesidades de subsistencia de muchas familias rurales que dependen de ellas.

Formaciones forestales

Creemos necesario diferenciar las áreas con riqueza florística de aquellas con riqueza forestal, es decir conocer la cantidad de ejemplares de la misma especie por hectárea ocupada, todo ello para comprender en que se funda la actividad forestal.

Cuando hablamos de que tiene gran cantidad y variedad de árboles, estamos en presencia de un espacio rico florísticamente; sin embargo no siempre se aprovecha el mismo económicamente, ya que tiene poca cantidad de individuos de una misma especie. Por el contrario los que si se aprovechan económicamente, son aquellos que tienen cantidades suficientes de árboles de cada especie, es decir tienen riqueza forestal.

Es así como a nivel planetario, podemos distinguir tres grandes formaciones forestales. Cada una de ellas proveerá maderas de diferentes características, otorgándole a su vez un uso distinto.

Formación intertropical

En esta formación encontramos árboles de madera muy dura, apreciadas generalmente  para carpintería, lo que le otorga una gran importancia económica. Ejemplos de esta formación es la Amazonia, de donde se explota la caoba, el castaño de Pará y la Hevea brasiliensis. En África ecuatorial, se explota el ébano (madera negra y muy fina); en el sudeste asiático, se explota la teca y el sándalo. Otras áreas son importantes pero en menor medida que las anteriores, tal es el caso de la India, Indonesia, Nigeria, Zaire, Brasil, entre otros.

Bosque templado

Aquí se concentra la mayor parte de la producción y el consumo de madera industrial.  Desarrollándose una vegetación mixta, con especies de coníferas y de hojas caducas.  Por ejemplo hayas, abedules, álamos, robles, tilos y alisos.  Este tipo de formación hoy en día es el más perjudicado por el hombre, debido a que allí se han destruido por completo y contaminado en su mayoría las especies.

Bosque frío

La explotación de este tipo de bosque no es tan simple como el resto, ya que está formado por gran cantidad de árboles de pocas especies y un escaso sotobosque.  Es por esto que para su talado se utilizan distintos tipos de medios mecánicos.

Su localización también es una condicionante para su explotación, situado en el hemisferio norte entre los 50° y 70° de latitud y en las laderas de las altas montañas.

Esta formación esta compuesta por árboles de maderas blandas, como las coníferas – pinos, abetos, hayas y cedros- utilizadas para la construcción y la industria.

Estados Unidos, Canadá, Rusia, los países escandinavos, son algunos de los mayores productores madereros de esta formación.

Estado de los recursos

Actualmente, los bosques plantados son los que están creciendo, situación contraria a los nativos los cuales ocupan cada vez menor superficie.  Las causas de esto último se deben a la sobreexplotación de algunas especies y a la deforestación incontrolable en manos del hombre. Tal es así que cada año se pierden 13 millones de hectáreas de bosque nativo en el mundo.  La causa de esta deforestación es la explotación maderera y en algunos casos las tierras se destinan a la agricultura.

Esta deforestación masiva de la que somos conscientes genera serios problemas ya sea ambientales y además sociales; afectando sobre todo a aquellas miles de personas que viven y dependen de los bosques para subsistir. Si bien a nivel de cada país existen regulaciones para evitar este problema de devastación de un recurso natural como es el árbol, muchas empresas que con el fin único de obtener riqueza, no cumplen las normas impidiendo así la regeneración muchas veces de los mismos.

Profesora de Geografía: Claudia Nagel
Fuente: Geografía Mundial y los desafíos del SXXI. Editorial Santillana. Geografía Mundial, Editorial Puerto de Palos.