La Conquista de California por Bouchard Marino Frances en Argentina



Hipólito Bouchard: Conquísta de California Marino Francés en Argentina

CUANDO CALIFORNIA FUE ARGENTINA

Durante unos días del año 1818 la bandera argentina flameó en Monterrey, la entonces capital de California. Hipólito Bouchard (1780-1843), el audaz corsario francés, granadero de San Martín en San Lorenzo, fue el autor de la hazaña. Al mando del gran velero «La Argentina» dio la vuelta al mundo llevando al tope nuestra enseña nacional.

Esta nave armada con 38 cañones y tripulada por trescientos hombres decididos y valientes, atacó a los navios españoles que encontraba en su ruta y a los piratas del Pacífico, el Océano Indico y las Filipinas. A principios de 1818 entró en la bahía de Kealakekua, en las islas Hawai!, donde presentó sus credenciales al rey Kamehameha, a quien otorgó el grado de teniente coronel argentino y le obsequió el uniforme correspondiente.

En ese lugar se apoderó de la nave «Santa Rosa» que no era sino el «Chacabuco», nave argentina de la escuadra de Brown que había desertado para dedicarse a la piratería. El monarca hawaiano le entregó la nave de 26 cañones y 100 tripulantes, reconoció la Independencia argentina (con lo cual su país fue el primero del mundo en hacerlo) y suscribió un tratado de comercio con las Provincias Unidas.

En octubre de 1818 salieron las dos naves rumbo a California y el 23 de noviembre de ese año Bouchard intimó la rendición del presidio de Monterrey. El gobernador español de California, Pablo de Sola, dispuso la defensa en el fuerte del lugar, a las órdenes de José Vallejo y Manuel Gómez, abriendo elfuego de sus baterías contra los barcos argentinos. Bouchard cañoneó reciamente al fuerte y desembarcó 200 hombres y los españoles entonces huyeron.

La tropa de Bouchard se apoderó de Monterrey, arrió la bandera realista del fuerte e izó la argentina, que flameó allí durante una semana. Los habitantes se mostraron recelosos con los invasores y entonces Bouchard demolió las baterías, inutilizó los cañones, destruyó los fuertes y los almacenes realistas e incendió todas las casas de los españoles.

Después de abandonar Monterrey en llamas atacó, cerca de Santa Bárbara, la hacienda «El Refugio», de una rica familia española, los Ortega. Un ataque de los españoles a sus fuerzas enfureció a Bouchard que incendió la hacienda. Así terminaron las andanzas de «La Argentina» en California, llegando a Valparaíso el 3 de julio de 1819, con un rico botín.

Los distintos documentos y diarios de viaje demuestran que durante un corto lapso, la zona californiana de los Estados Unidos perteneció a la Argentina, hecho que tuvo como principal protagonista a Hipólito Bouchard.

La historia que nos hemos propuesto relatar cuenta que el 18 de noviembre de 1818, arribaron a la zona de la actual ciudad de Monterrey, en California, dos embarcaciones corsarias llamadas La Argentina y Santa Rosa, con el fin de apoderarse de las tierras circundantes.

Bouchard Hipólito



Hipólito Bouchard (1785-1843), militar de origen francés y luchador por la independencia argentina. Nacido en Marsella, actuó en las campañas libertadoras en el ejército del general José de San Martín.

HISTORIA: Cabe mencionar que en aquella época, Monterrey era sólo un pequeño espacio destinado a grupos pertenecientes a las misiones franciscanas, que convivían con los nativos del lugar los cuales pasaban sus días cultivando trigo, alfalfa y frutales, y que además exportaban vinos.

Debido a su emplazamiento, Monterrey se caracterizaba por estar aislada por el desierto que la encerraba, por lo que el único canal de contacto con el resto de la civilización era sólo el marítimo.

Esta fue precisamente la vía que tomaron las embarcaciones antes mencionadas, las cuales se encontraban al mando de Hipólito Bouchard, un aventurero que había nacido en Francia en 1780 y cuyo verdadero nombre era André Paul Bouchard.

De muy joven, Bouchard se había radicado en las Provincias Unidas y tomó parte de la Revolución, combatiendo con el general San Martín.

Debido a su formación y experiencia dentro de las tropas, este francés radicado en la Argentina no se caracterizaba precisamente por actuar con planificación ni diplomacia, por lo que en su personalidad primaban su valentía, su espíritu conquistador y su falta de conciencia hacia el peligro.

Así fue que llegó a Monterrey, acompañado de 200 infantes y marineros, entre criollos, africanos y hawaianos, los que llegaron armados de lanzas, fusiles, e incluso con algunos cañones.

El objetivo primordial era tomar a la población, sin importar cuántos muertos y heridos pudieran resultar de la misión, y gracias a la ayuda de las armas, lograron flaquear la resistencia puesta por los oficiales españoles que montaban guardia en el lugar.

Fue así que durante cinco días, la región norteamericana actual de California perteneció a la Argentina, dando lugar a una serie de hechos violentos, en los que no faltó el saqueo, la destrucción y el vaciamiento.

Una de las viviendas que fue rápidamente elegida por los saqueadores fue la hacienda que pertenecía a un señor llamado Ortega, conocido en la zona como el mayor contrabandista. Cuando finalizaron con el saqueo allí, continuaron hacia la Misión de San Juan Capistrano, un área pacífica en la que sus nativos se dedicaban a la cría de ganado y al cultivo de trigo y cebada.



Pero al llegar a San Juan Capistrano, y ante el hecho de que los pobladores del lugar habían puesto a reguardo todas sus pertenencias, sólo se encontraron con bebidas alcohólicas, las cuales fueron inmediatamente expropiadas y utilizadas durante un festín que duró a penas unos días. Luego, los corsarios se dirigieron por la costa del Pacífico hasta Valparaíso.

HIPÓLITO BOUCHARD: Nacido en e! pueblo de Saint Tropez, Bouchard liego a Buenos Aires como marino mercante en 1809. En 1811 fue nombrado capitán del bergantín «25 de Mayo», participando en el combate de San Nicolás bajo el mando de Azopardo. Pudo escapar de ser apresado por los realistasyel 7de julio y el 19 de agosto de ese mismo año defendió a Buenos Aires de los ataques de la escuadrilla de Michelena.

Luchó en el combate de San Lorenzo (3 febrero de 1813) como teniente ae Granaderos a Caballo. Regresó a la armada y como comandante de la corbeta «Halcón» integró la expedición corsaria de Brown al Pacífico, asistiendo a los combates frente al Callao. Tomó al abordaje la fragata española «Consecuencia» con un importante botín.

Después del fracaso del golpe de Brown sobre Guayaquil, Bouchard se separó de éste, su jefe, comandando la fragata «Consecuencia» y la goleta «Carmen». En junio de 1816, cuando aún no había sido jurada la Constitución y declarada la independencia, llegaba la reducida flotilla a seguro puerto. Bouchard tenía cuentas pendientes en la ciudad de Buenos Aires, que eran un verdadero semillero de pleitos con el Gobierno.

Más de un año tardó en ventilarlos todos, inclusive uno por un duelo y otro por haber hecho fusilar por su cuenta a uno de sus tripulantes que se había insubordinado. Sólo el 9 de julio de 1817 pudo darse a la mar a bordo de «La Argentina», rumbo a las islas Filipinas, para perseguir barcos realistas y obstaculizar el tráfico marítimo español con su colonia del Archipiélago.

Corsario Bouchard

Bouchard en Las Islas Hawai

 

https://historiaybiografias.com/archivos_varios5/estrella1_bullet.png

ocio total

juegos siete diferencias

noparece

fotos

creencias

anticonceptivos

mujeres

actitudes

actitudes


puzzles


------------- 000 -----------

imagen-index

------------- 000 -----------