Diosa Sedna La Leyenda Esquimal de Sedna



Diosa Sedna La Leyenda Esquimal de Sedna

Según dice la legenda, Sedna era una bella mujer Inuit, que vivía con su padre que era viudo, era vanidosa y creía que era demasiado hermosa para casarse con cualquier hombre. Todas las veces desdeñó a cazadores que vinieron para casarse con ella.

Finalmente, un día, su padre le dijo a ella “Sedna, no tenemos comida y tendremos hambre pronto, necesitas un esposo que te cuide, así que con el primer cazador que venga a pedir tu mano, te deberás casar con el”.

Sedna ignoró a su padre y siguió peinándose su cabello, mientras miraba su imagen reflejada en el agua.

Pronto su padre vio otro cazador que se aproximada. El hombre estaba elegantemente vestido con pieles, lucía muy bien, aunque se tapaba su cara. El padre de Sedna le dijo al hombre “Si desea encontrar una esposa, yo tengo una hermosa hija. Ella puede cocinar y coser y se que será muy buena esposa.

Protestando desesperadamente, Sedna fue puesta en la barca del cazador, para llevarla a su nueva casa. Pronto arribaron a una isla. Sedna miró a su alrededor, no podía ver nada. Ninguna choza, ninguna tienda, apenas rocas peladas y un acantilado.

El cazador se puso frente a Sedna, mientras tiraba hacia abajo su capucha, mostrando una risa malvada, el esposo de Sedna no era un hombre como ella había pensado, sino un cuervo que se había disfrazado.

Ella gritó e intentó escapar, pero el pájaro la arrastró a un claro en el acantilado. Ese sería el nuevo hogar de Sedna pelos de animal y plumas de pájaros puestos alrededor de una roca dura y fría. El único alimento que ella tenía para comer era pescado. Su esposo, el cuervo le traía pescados crudos después de volar durante un día en busca de alimento.

Sedna era muy infeliz y desgraciada. Gritó y gritó llamando a su padre, sus gritos cruzaron todo el ártico, su padre los pudo oír y se sintió culpable, estaba muy triste por lo que había hecho. Se subió a su barca y luchó durante días a través de las frígidas aguas del ártico, cuando llegó a la isla donde estaba Sedna, ella estaba en la orilla.

Sedna abrazó a su padre entonces abordaron rápidamente la barca y huyeron lejos. Después de muchas horas de navegar, Sedna se dio vuelta y vio a una figura negra lejana en la distancia. Sintió miedo, sabía que era su esposo que venia enojado en busca de ella.



El enorme y negro cuervo se lanzó sobre la barca que se meneaba en el océano. El padre de Sedna tomó el remo con el que quiso pegarle al cuervo, pero falló, el negro pájaro continuó acosándolos, finalmente aleteado sobre el océano se lanzó sobre la barca. Una gran tormenta comenzó a batir, el Océano ártico que estaba tranquilo pronto se convirtió en una tempestad que sacudía a la minúscula barca hacia adelante y atrás. El padre de Sedna estaba muy asustado. Asió a Sedna y la lanzó sobre la borda de la barca en el océano. » Aquí, gritó, aquí esta su preciosa esposa no me lastima por favor, tómela.»

Sedna gritó y luchó, su cuerpo comenzó va entumecerse en las heladas aguas árticas, nadó hacia la barca y se aferró con sus dedos en la borda. Su padre, aterrorizado por la tormenta que rugía con todas sus fuerzas, pensando solamente el, asió el remo y comenzó a golpear los dedos de Sedna.

Sedna gritó para que su padre se detuviera pero fue inútil. Sus dedos congelados se agrietaron y cayeron en lo profundo del océano, convirtiéndose en focas. Afectada por las energías maléficas de su esposo, Sedna intentó otra vez nadar y aferrarse a la borda de la barca de su padre.

Él padre tomo otra vez al remo y comenzó a golpearle las manos. Las manos de Sedna, congeladas por el mar ártico se agrietaron como pasó con sus dedos. Los trozos de sus manos se convirtieron en ballenas que habitaron en lo profundo del mar, Sedna no podía luchar más y comenzó a hundirse.

Sedna, que no falleció, atormentada y encolerizada por qué le había sucedido,. se convirtió, y sigue siendo hoy, la diosa del mar. Sedna y los compañeros de ella son las ballenas que la rodean en la parte profunda del océano.

Su cólera y furia contra hombre es la agita los mares y genera las tormentas y tempestades mas violentas. Los esquimales cazadores tienen un gran respecto por ella. La leyenda debe ser tratarla con respecto. El guía espiritual Shaman debe nadar en lo profundo para peinar el pelo negro, largo y enredado de Sedna.

Esto calma a Sedna y ya calmada suelta sus ballenas y focas para permitir que el Inuit coma de la generosidad del mar. Es por esta razón que en el Ártico norte después que un cazador pesca algún alimento, le deje caer el agua en su boca, es un gesto para agradecer a Sedna por su amabilidad en permitir que él alimente a su familia.


Mujer Inuit (sign. «el pueblo»)

Fuente Consultada:
Leyenda En Inglés Descargada de Internet y Traducida al Español por Ing. Francisco García López (Colaborador del Sitio)



https://historiaybiografias.com/archivos_varios5/estrella1_bullet.png

ocio total

juegos siete diferencias
imagen truco limonimagen cazar serpienteimagen depositos acertijo


noparece

fotos

creencias

anticonceptivos

mujeres

actitudes

actitudes


puzzles


------------- 000 -----------

imagen-index

------------- 000 -----------