Principales Jerarcas NAZIs del 3° Reich Oficiales Alemanes



PRINCIPALES NAZIS
RESPONSABLES DEL TERCER REICH

jefe nazi

De Personalidad compleja, a la vez mediocre y carismática, Adolf Hitler marcó para siempre la historia del mundo, al encarnar, mediante el culto al Führer, la dictadura nazi, que rebasó los límites de la monstruosidad y la barbarie en el siglo XX. Clave de la ideología y el régimen, Adolf Hitler, fundador y caudillo del nacionalsocialismo. A pesar de su personalidad enigmática, pocas dudas subsisten sobre el personaje; sin embargo, la cuestión historiográfica no reside en perfilar su retrato real, sino en discernir la imagen que de él se forjaron su Partido y el pueblo alemán en un proceso de deificación.

jefe nazi

ERICH RAEDER
Comandante en Jefe de la Marina, fue uno de los pocos hombres que se atrevió a discutir las decisiones del Führer. Al principio cedió a la voluntad de Hitler, con el fin de lograr que- éste le proporcionase una escuadra poderosa, pero pronto estuvo en desacuerdo con él respecto al modo de emplear en la guerra las fuerzas navales. No sin disgusto por parte del dictador, insistió para que se le aceptase la dimisión.

jefe nazi

JULIUS STREICHER
Maestro de escuela primaria en Nuremberg, tristemente conocido por su violento y feroz antisemitismo. En 1923 fundó la publicación Der Stürmer (El asaltador), en la que se relataban fantásticas ceremonias rituales hebreas, se aludía a una conspiración mundial semita y se describían supuestos delitos sexuales de los judíos, todo ello como pretendida prueba de la depravación hebrea.

jefe nazi

RUDOLF HESS
Durante la primera Guerra Mundial sirvió en el mismo regimiento que Hitler. Fue uno de los primeros afiliados al Partido nazi y estuvo encarcelado con su jefe en la prisión de Landsberg, donde colaboró con él en la redacción de Mein Kampf. Tras haber sido oficialmente secretario de Hitler, se convirtió en su delfín. Hombre en apariencia poco enérgico, era no obstante uno de los pocos colaboradores en los que el Führer confiaba; así fue, por lo menos, hasta 1941, pero dicho año, en un sensacional vuelo en solitario, Hess se trasladó a Escocia, al parecer con la finalidad de convencer a los ingleses de que se aliaran con Hitler contra Rusia. Hitler entonces le declaró «loco».

jefe nazi

KONSTANTIN VON NEURATH
Diplomático de carrera, conservador y hombre satisfecho de sí mismo, pero inteligente y con gran prestigio, tanto en Alemania como fuera de ella. Destituido de su cargo de ministro de Asuntos Exteriores en 1938, si guió apoyando a Hitler. Fue nombrado Protector de Bohemia y Moravia en 1939. En 1941 fue relevado de sus funciones y sustituido por Heydrich. Más adelante formó parte de la oposición clandestina contra Hitler.



jefe nazi

WALTER VON BRAUCHITSCH
Comandante en Jefe del Ejército alemán desde 1938 a 1941, en que le reemplazó Fritsch. Respetado por el Ejército, se mostró mucho más sumiso que su predecesor frente al Führer. No estuvo complicado en el complot militar para deponer al dictador durante la crisis checa, pero hubo de dimitir a consecuencia del fracaso de la campaña rusa. Hitler le definió, entonces, injustamente, como «un inepto y un vil cobarde».

jefe nazi

ALFRED ROSENBERG
Director del periódico nazi VSlkischer Beobachter (El observador popular), se le consideraba como un teórico del Partido. Se ganó la admiración del Führer con sus teorías sobre la superioridad de la raza nórdica. Aunque Hitler confesó que sólo había leído por encima los numerosos escritos de Rosenberg sobre este tema, el pseudo-filósofo fue celebrado como el profeta del nuevo orden racial, y sus ideas se convirtieron en elementó básico de la doctrina nazi. «Los ideales humanos de la Europa cristiana —escribió Rosepberc— son un credo vano».

jefe nazi

MARTIN BÓRMANN
Pasó a ser el secretario de Hitler tras la defección de Hess. Lo mismo que su predecesor, sirvió al Führer con toda fidelidad, y éste mantuvo su confianza en él durante toda la guerra. Como sucedía con muchos de los íntimos de Hitler, su pasado era borrascoso; incluso había estado un año encarcelado por su intervención en un asesinato político.

jefe nazi

FRANZ VON PAPEN
Aristócrata ambicioso y católico devoto, se puso de buen grado al servicio de Hitler cuando éste precisó de cierta apariencia de respetabilidad. En 1932, fue Canciller de Alemania, pero después del advenimiento del nacionalsocialismo ocupó cargos secundarios. Siendo canciller, Hitler fue nombrado vicecanciller y comisario para Prusia. En de la embajada alemana en Turquía.

jefe nazi

JOACHIM VON RIBBENTROP
Ministro de Asuntos Exteriores, nunca se ganó las simpatías de quienes tuvieron contacto con él. Su arrogancia le perjudicaba. Ciano, ministro de Asuntos Exteriores italiano, le describió como un hombre «vanidoso, frívolo y charlatán», y se afirma que Mussolini dijo de él: «Basta con mirarle a la cara para darse cuenta de que debe de tener un cerebro minúsculo».



jefe nazi

REINHARB HEYDRICH
Primer lugarteniente y alter ego de Himmler. La mayoría de los alemanes le consideraban como hombre con menos escrúpulos todavía que el mismo jefe de la Gestapo. En realidad, era el colaborador apropiado para llevar a la práctica los planes más violentos. Antes de ingresar en las filas nazis había sido expulsado de la Marina por «conducta escandalosa». Pero no era cobarde. Durante la guerra abandonó a menudo su puesto en las SS, para pilotar personalmente aparatos de la Luftwaffe; en una ocasión, cuando volaba sobre Rusia, fue herido pero consiguió aterrizar tras las líneas alemanas.

jefe nazi

WILHELM FRICK
Fue un útilísimo engranaje del mecanismo nazi. En comparación con los demás jerarcas, el ministro del Interior era una personalidad borrosa; respondía a las características del típico funcionario germano, notorio por su exacta y burocrática eficiencia.

jefe nazi

WILHELM KEITEL
Nombrado en 1938 Jefe de Estado Mayor de las Fuerzas Armadas, permaneció en el cargo hasta el final de la guerra. En realidad no disponía de grandes poderes, y en cierta ocasión se lamentó de que la única persona a quien podía dar órdenes era a su ayudante. Fue una figura de primer plano por su contacto continuo y directo con el Führer y por su actividad administrativa, de la cual era responsable.

jefe nazi

ARTHUR SEYSS-INQUART
Al principio ocupó una posición importante como líder del nazismo austríaco. Abogado ambicioso y nacionalsocialista convencido, dio una apariencia de respetabilidad a las intrigas nazis en Austria y consiguió ganarse la confianza del canciller austríaco. Una de sus primeras actividades, cuando se convirtió en ministro de Seguridad, fue liberar a todos los nazis que se hallaban en prisión. Contribuyó más que nadie a entregar Austria a Hitler. Después continuó siendo un nazi modelo, y desde 1940 a 1945 fue comisario del Reich en los Países Bajos.

jefe nazi

WERNER VON BLOMBERG
Comandante en Jefe de la Wehrmacht desde 1933 a 1938, introdujo en el Ejército el concepto de «caballería de guerra». Hitler le debía mucho por el apoyo que le prestó en los primeros tiempos, pero el Ejército le daba el despectivo apodo de «león de trapo»; no obstante, se opuso a Hitler en 1938, porto que el Führer le obligó a presentar la dimisión, valiéndose del pretexto de su desgraciado matrimonio con una ex-prostituta y desnudista. Von Blomberg y su esposa vivieron durante toda la guerra en la sombra.



jefe nazi

HJALMAR SCHACHT
Economista brillante y ambicioso, fue presidente del Reichsbank desde 1924 a 1929 y de 1933 a 1939; apoyó a Hitler aunque no era nazi, y el Führer valoró su capacidad y le nombró ministro de Economía en 1934. Convencido de que el dictador iba demasiado lejos, en 1938 presentó la dimisión, con gran disgusto de Hitler.
jefe nazi

BALDUR VON SCHIRACH
Para adoctrinar a la juventud alemana, Hitler eligió a un hombre joven (29 años) y apuesto. No sólo era un enérgico organizador, sino también un aspirante a poeta que describía a Hitler como «un genio que llega hasta las estrellas». Su madre era norteamericana. Por una ironía del destino, dos de sus antepasados figuraron entre los firmantes de la Declaración de Independencia estadounidense.

 

juegos siete diferencias

noparece

fotos

creencias

anticonceptivos

mujeres

actitudes



------------- 000 -----------

imagen-index

------------- 000 -----------