Batalla de las Naciones o Leipzig Guerras Napoleonicas Fin Napoleon



 Guerras Napoleónicas
Batalla de las Naciones o Leipzig

Leipzig, o la batalla de las naciones

 Guerras Napoleonicas

Para Napoleón, la campaña de 1813 empezó con los mejores auspicios. El 2 de mayo vencía a los ejércitos ruso y prusiano en Gross-Górschen, cerca de Leipzig, y semanas después lograba una nueva victoria en Bautzen, en Silesia. Parecía que Napoleón no había perdido su genio estratégico.

Sin embargo, algo fallaba, algo había cambiado; antes, el emperador explotaba sus victorias con la rapidez del rayo; en cambio, en junio de 1813, aunque la acción de Bautzen demostrara que sabía vencer todavía, acto seguido el emperador firmaba un armisticio del que se arrepintió siempre.

En la primera mitad de 1813. Prusia promovió una sacudida sensacional al sublevarse contra Napoleón. En marzo, el rey Federico Guillermo se unió a Rusia, declaró la guerra a Francia publicó su célebre proclama: «A mi pueblo», redactada a pesar suyo.

Como siempre, Federico Guillermo era pesimista, de una prudencia exagerada, y su pueblo hubo de empujarle, encarnado por estadistas como Stein y Hardenberg, soldarlos como Gneisenau, Scharnhorst y Blücher —el «Mariscal Adelante» «viejo guerrero de mirada adolescente», poetas y filósofos Ernst Moritz Arndt, y la juventud, los estudiantes, que enfebrecidos de entusiasmo nacionalista se presentaban voluntarios en masa. A ejemplo de los españoles, querían librar su patria de invasores y tiranos extranjeros: librar a Prusia y a Alemania entera.

Cuando Federico Guillermo dictó esta proclama a su pueblo se proponía restaurar las fronteras prusianas anteriores a 1806, pero la juventud y sus jefes tendían a una finalidad mucho más amplia: su ideal era la unidad de Alemania, la creación de un nuevo imperio germánico.

Todo lo nuevo en la Alemania de aquella época se debía a Prusia, y las iniciativas crearon una bola de nieve: en agosto, y gracias a las maniobras de Metternich, Austria se adhirió a la coalición y pronto se constituyeron tres ejércitos contra Francia: el de Bohemia, al mando del príncipe Schwarzenberg; el de Silesia, al de Blücher, y el ejército del Norte, a las órdenes del príncipe Carlos Juan de Suecia, es decir, de Bernadotte, encargado de proteger Berlín.

Se cerraba el circulo: en el frente europeo meridional y en junio de 1813, los anglo-españoles de Wellington vencían a los franceses en Vitoria y avanzaban hacia la frontera pirenaica, terminaba la guerra de España, y la de Alemania duraría poco tiempo. En efecto, Napoleón fue vencido en Leipzig, el 16 de octubre, por los ejércitos aliados unidos. Después de tres días de encarnizada lucha, el emperador ordenó la retirada a sus tropas y se sintió derrotado.

En noviembre, Napoleón. con el resto de sus tropas, atravesaba el Rin y regresaba a Francia. Empezaba la desintegración. La Confederación del Rin fue disuelta, Baviera y Sajonia se separaron de Napoleón y Jerónimo Bonaparte fue arrojado de Westfalia al igual que José de España. Los holandeses se sublevaron y Murat, rey de Nápoles, negoció por su cuenta con Austria tratando de salvar su trono. A finales de 1813, los ejércitos aliados entraban en Francia.



https://historiaybiografias.com/archivos_varios5/estrella1_bullet.png

ocio total

juegos siete diferencias

noparece

fotos

creencias

anticonceptivos

mujeres

actitudes

actitudes


puzzles


------------- 000 -----------

imagen-index

------------- 000 -----------