Cientificos Desconocidos Descubridor de la Insulina Banting Federico





Haz Clic y Arrastra: Dos Veces "El"


FEDERICO BANTING: Investigador de la Insulina

FEDERICO GRANT BANTING (1891-1941): Médico canadiense nacido en antaño, en 1891. A Banting se le debe la insulina, remedio que permite no sólo salvar la vida de los diabéticos, sino vivir una existencia prácticamente normal.

El interés de Banting en el problema de la diabetes surgió al leer el artículo sobre la Relación de los islotes de Langerhalls con la diabetes.

Los islotes de Langerhansdeben el nombre a su descubridor y son grupos de pequeñas células en el páncreas, a semejanza de minúsculas islas, las que según la teoría expuesta en el artículo, eran la fuente de una hormona orgánica que regula el contenido de azúcar en la sangre.

Los experimentos para tratar la diabetes con extractos de páncreas sanos, hechos en animales diabéticos habían fracasado. B

anting se propuso investigar. Planteó su propósito al Dr. Macleod, jefe del departamento de Fisiología de la Universidad de Toronto, pero éste no se impresionó La persistencia era una característica de Banting que siguió buscando todas las posibilidades.

Finalmente convenció al profesor Macleod de permitirle utilizar el laboratorio de la Universidad. Se designó como ayudante a un joven fisiélogó y bioquímico, Carlos Eest, al que Banting debería pagar los gastos.

Trabajaron durante semanas y meses con páncreas de perro a los que había ligado los conductos pancréaticos, con el propósito de secar el páncreas y extraer la hormona de los islotes. Sin resultados, los páncreas no se secaban.

Se repitió varias veces el experimento, suponiendo la causa fuera no estar perfectamente ligados los conductos. Finalmente, se extrajo un páncreas de perro operado que se secó como esperaba. Inyecté una solución salina con ese páncreas, que tenía intactos los islotes, a un perro en coma diabético. No mostró reacción y Banting y Best iban a dar por fracasada la experiencia cuando, a las dos horas, el perro, hasta entonces inmóvil, alzó la cabeza, se puso de pie y movió la cola. Banting llamó al extracto “isletina, tomado de “islote”. Más tarde Macleod le dio el definitivo nombre “insulina”

Se observó con el correr del tiempo, que la enfermedad volvía a manifestarse y se necesitaban nuevas inyecciones. Se supo que la insulina no cura la diabetes, la controla pero se debe inyectarla con regularidad para el metabolismo normal de los hidratos de carbono.

El paso siguiente fue probar la insulina en seres humanos, para lo cual se inyecté insulina a pacientes en las fases avanzadas de la enfermedad, prácticamente desahuciados, obteniéndose maravillosos resultados.

A continuación, hubo de pensar en la manera de producir suficienteinsulina para todos los enfermos de diabetes. Se acabé por usar páncreas de animales vacunos sacrificados en mataderos.

El premio Nobel de Medicina y Fisiología de 1923, fue otorgado a Banting junto con Macleod. Su parte del Premio, Banting la dividió en dos mitades iguales entregando una a su colaborador el Dr. Best.

En febrero de 1941, durante la Segunda Guerra Mundial, el comandante Banting del Servicio Médico del Ejercito canadience, murió al chocar un ala del bombardero en el que se dirigía a Gran Bretaña, con un árbol en Terranova.



Anuncio Publicitario


Ver Tambien: Insulina Sintética

 




OTROS TEMAS EN ESTE SITIO



Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *