Primeros Automoviles en Estados Unidos Oldsmobile Franklin Historia



Primeros Automoviles en Estados Unidos Oldsmobile Franklin Historia

Los Primeros Favoritos y Algunos de los que Perduraron
En la historia del automóvil norteamericano han aparecido cerca de dos mil doscientas marcas diferentes de vehículos. Muchas de ellas hicieron un breve debut en los primeros años de la evolución del automóvil, para desaparecer poco después.

Muchos fabricantes no tenían el dinero suficiente para mantener la producción. Algunos ofrecieron al público productos de calidad inferior que no se vendieron. Unos cuantos, que ya dejaron de existir, contribuyeron a hacer la historia del automóvil, y otros más, de los favoritos de aquellos tiempos, han desaparecido, como el Franklin, cuyo enfriamiento se efectuaba mediante aire, el Pierce Arrow, cuyos faros sobresalían de sus guardafango delanteros, y el Packard, que algún» vez se llegó a considerar como el automóvil cuya posesión era la más codiciada sobre la tierra.

auto winton
Winton 1903

El automóvil que en su día representaba lo último en velocidad y belleza era el Winton. Su constructor era Alexander Winton, uno de los pionero automovilísticos que tenía fe en el futuro de su auto. Construyó su primer modelo en 1896 y dos más en 1897, y por extraño que parezca, los construí para venderlos. La primera venta se efectuó el 24 de marzo de 1898.

Para que el público se fijara en su automóvil emprendió una campaña de promoción. A fines del mes de julio de 1897, condujo un Winton de Cleveland, Ohio a la ciudad de Nueva York, una distancia de 1,280 kilómetros por caminos malos o inexistentes, en sólo diez días.

Aquella había sido una verdadera hazaña y, con la publicidad recibida, Winton aseguró su popularidad para los años venideros. Winton participó en todas las carreras y competencias para subir cuestas que pudo encontrar.

Por algún tiempo, las ganó todas, pero a principios de 1902, Henry Ford, un fabricante de automóviles, construyó un vehículo al que llamó «999» con el propósito especial de derrotar al Winton. El 25 de octubre de 1902, Ford pudo vencer al mejor automóvil de Winton. La victoria dejó firmemente establecido al Ford como un rival muy serio, y fue el principio de la decadencia del Winton.

Un automóvil que se remonta a los primeros días del automovilismo norteamericano y que todavía se fabrica, es el Oldsmobile. Ransom E. Olds, que había experimentado con automóviles de vapor y eléctricos antes de que fabricara autos con motor de gasolina, fue quien le puso ese nombre.

En 1897, Olds construyó un automóvil con motor de gasolina monocilíndrico, que tuvo el éxito suficiente para atraer el apoyo financiero y organizar una compañía automovilística. Pero antes de que pudiera dar principio la producción, un incendio destruyó la fábrica de Olds en marzo de 1901.

Lo único que se salvó   un pequeño automóvil de guardafangos  curvos, que le daban una apariencia juvenil y atrevida. Olds lo había diseñado para venderlo en 650 dólares , y era uno de los modelos que tenía a planeado presentar ese año. No había dinero para reconstruir la fábrica pero sí lo suficiente para un intento de publicidad que sería la salvación o la ruina. El automóvil lo llevarían de Detroit a Nueva York a fin de que participase en la Exhibición Automovilística de 1901.



auto antiguo

El vehículo logró hacer el viaje. Su demostración de resistencia y su buen aspecto, en contraste con los pesados vehículos de su época, ganaron de inmediato una gran popularidad al Oldsmobile. Se dice que durante la exhibición se recibieron pedidos por mil automóviles, cantidad que representaba algo nunca oído en aquella época.

La compañía Olds se vio a salvo, y el diminuto y elegante automóvil fue el que más se vendió en su tiempo. Los fabricantes de automóviles se dieron cuenta de que el diseño de la carrocería era un factor muy importante en la venta de los vehículos. La gente buscaba la comodidad en sus automóviles.

En 1905, aquel automóvil fue inmortalizado en una canción llamada «En mi alegre Oldsmobile», publicada por la casa editora de música más importante del país, llamada M. Witmark and Sons.

Con los rápidos adelantos en la tecnología del automóvil, alcanzados durante los últimos sesenta años, los modelos de aquellos primeros vehículos (como por ejemplo el Oldsmobile) se han convertido en piezas valiosas. Aun cuando todavía existen muchos automóviles primitivos en manos de particulares, hay un buen número de ellos que se exhiben en algunos museos.

El Instituto Smithsoniano de Washington, D.C., posee una colección de vehículos de las más destacadas y variadas en Norteamérica.

El Oldsmobile 1902, cuyo precio de venta era de 650 dólares, fue un modelo que disfrutó de gran demanda entre el público. Un compositor se inspiró en él para escribir la canción «En mi alegre Oldsmobile».

Ver: El Fracaso del Tucker 48

Ver: Evolución Histórica del Automovil

Fuente Consultada: La Historia de los Primeros Automóviles-  Tomo 21  – Historia del Automovilismo



juegos siete diferencias

noparece

fotos

creencias

anticonceptivos

mujeres

actitudes



------------- 000 -----------

imagen-index

------------- 000 -----------