La secretaria de prevision y trabajo Mejoramiento laboral del Obrero



La labor de la Secretaría de Trabajo y Previsión, según su titular y candidato a presidente
(Discurso pronunciado por Juan Domingo Perón en el acto de proclamación de su candidatura presidencial, 12 de febrero de 1946).

Desde que a mi iniciativa se creó la Secretaria de Trabajo y Previsión, no he estado preocupado por otra cosa que por mejorar las condiciones de vida y de trabajo de la población asalariada.

Para ello era menester el instrumento de actuación y la Secretaria de Trabajo y Previsión resultó un vehículo insuperable a los fines perseguidos. La medida de la eficacia de la Secretaría de Trabajo y Previsión nos la da tanto la adhesión obrera como el odio patronal.

Si el organismo hubiese resultado inocuo, les tendría sin cuidado y hasta es posible que muchos insospechados fervores democrático; tuvieran un tono más bajo. ( … ) Si el milagro de la transformación se ha producido, ha sido sencillamente porque la Secretaría de Trabajo ha dejado de representar un coto cerrado sólo disfrutable por la plutocracia y por la burguesía.

Se acabaron las negativas de los patronos a concurrir a los trámites conciliatorios promovidos por los obreros ( … ).

ALGO MAS… Perón no se limitó a formar parte del programa del gobierno, sino que fue ocupando cargos que le permitieron convertirse en la figura principal del gobierno militar. En un primer momento fue nombrado director del Departamento Nacional del Trabajo. Más tarde, se convirtió en secretario de Trabajo y Previsión.

En febrero de 1944. sumó el cargo de ministro de Guerra y en julio, llegó a la vicepresidencia. Su presencia en el Ministerio de Guerra le permitió consolidar su ascendiente dentro del Ejército, mientras que su trabajo desde la Secretaría de Trabajo y Previsión lo vinculó estrechamente con los trabajadores y sus organizaciones.

La política laboral y social del gobierno militar constituyó una transformación profunda en la historia de la relación entre el Estado y los trabajadores.

Entre las medidas adoptadas en esta área, se destacan el establecimiento de salarios mínimos para los trabajadores, la introducción del aguinaldo, la sanción del Estatuto del Peón, la creación de tribunales laborales, la firma de nuevos convenios colectivos, la extensión de las vacaciones pagas y la sanción de una Ley de Asociaciones Profesionales.

La transformación de la relación entre el Estado y los trabajadores se planteó también en otro aspecto. Perón procuró montar un sistema de organizaciones sindicales adictas a su conducción. Por su parte, las organizaciones sindicales se enfrentaban con la siguiente cuestión: cómo conciliar el mantenimiento de la autonomía sindical con el reconocimiento de los beneficios sociales otorgados por el gobierno.



Ante los empresarios, Perón presentaba su política social y laboral como un medio para evitar males mayores. En 1944 señalaba:
«No que quiero es organizar estatalmente a los trabajadores, para que el Estado los dirija y les marque rumbos y de esa manera neutralizar en su seno las corrientes ideológicas y revolucionarias que puedan poner en peligro nuestra sociedad capitalista en la posguerra.»

Los argumentos de Perón sobre el peligro comunista convencían a los militares. Pero los empresarios no los compartían, fuera porque no creían en la inminencia de ese peligro o porque las concesiones de Perón, más que contenerlo, parecían estimularlo. El historiador Alain Rouquié compara la acción de Perón entre 1943 y 1946 con la de un «bombero pirómano», que se ofrece a apagar un incendio que él mismo contribuye a iniciar.

https://historiaybiografias.com/archivos_varios5/estrella1_bullet.png

ocio total

juegos siete diferencias

noparece

fotos

creencias

anticonceptivos

mujeres

actitudes

actitudes


puzzles


------------- 000 -----------

imagen-index

------------- 000 -----------