Origen del Partido Socialista en Argentina Historia Resumida



Origen del Partido Socialista en Argentina

NACE UNA NUEVA FUERZA: EL PARTIDO SOCIALISTA. El 7 de abril de 1894 aparecía el diario La Vanguardia, que se autocalificaba como «periódico socialista científico, defensor de la clase trabajadora». Esta fecha suele considerarse como la iniciadora del partido, pero en realidad el congreso constituyente de la agrupación se reunió los días 28 y 29 de junio de 1896. Actuaron en él Juan B. Justo, su principal organizador y teorizante, José Ingenieros, Nicolás Repetto y otros.

Para el socialismo, la sociedad argentina poseía males que no se originaban en la inmoralidad política sino en la explotación económica que se establecía entre los hombres en el marco del sistema capitalista. Su objetivo último era transformar a la sociedad mediante la destrucción de esas relaciones capitalistas y la construcción de una nueva sociedad, basada en los principios del socialismo marxista. Para alcanzar ese objetivo, el partido proponía la participación electoral. La estrategia era ganar los votos de los obreros para acceder a las cámaras legislativas y promover desde allí la aprobación de leyes que mejoraran la situación de la clase trabajadora.

ANTECEDENTES: Abajo vemos una copia del manifiesto del acto que se realizó el 1° de mayo de 1890, oportunidad en que, por primera vez —y en cumplimiento de una decisión del Congreso Obrero Internacional del año anterior— se celebró el Día del Trabajo en la República Argentina. A partir de ese acto se gestó un amplio movimiento unitario de diferentes agrupaciones obreras que comenzaron la tarea de consolidar una organización obrera de carácter más amplio.manifiesto obrero

Las primeras organizaciones obreras se formaron hacia 1890 y su número creció notablemente en la primera década del siglo XX. Desde 1890, año de una gran crisis económica argentina,  hubo varios intentos para crear una federación obrera que agrupara a los diferentes gremios por actividad que se habían ido formando —de carpinteros, sombrereros, tipógrafos, ferroviarios, por ejemplo—. Pero todos fracasaron rápidamente hasta que en 1901 se fundó la Federación Obrera Regional Argentina (FORA) de tendencia anarquista. En 1902, los gremios de tendencia socialista se retiraron de la FORA y fundaron la Unión General de Trabajadores (UGT).

juan bautista justo

En 1894, sobre la base de diversas organizaciones obreras de la Capital Federal y del interior, Juan B. Justo (imagen) fundó el Partido Socialista. Este partido se proclamó defensor de los intereses de los proletarios, de acuerdo con los principios fundamentales de la doctrina marxista. Por esta razón, el Partido Socialista se enfrentó con la UCR. Justo señalaba que la UCR, como la oligarquía, no tenía otra preocupación que llegar al poder y que carecía de capacidad para afrontar los problemas económicos y sociales fundamentales.

El Partido Socialista: El Partido Socialista fue fundado en 1894 por Juan B. Justo, quien había abandonado las filas del radicalismo, Juan B. Justo comenzó a difundir las ideas socialistas a través de un diario al que llamó La Vanguardia.

diario la vanguardia socialismo

El Partido Socialista dio a su propaganda una fuerza y una coherencia que pocos partidos de la época pudieron conseguir. Su periódico, «La Vanguardia», se convirtió en lectura corriente de la clase obrera urbana en todo el cono sur latinoamericano y también era muy conocido en España. En 1896, dos años después de fundada La Vanguardia, se realizó el Congreso Constituyente del Partido Socialista.

Para el socialismo, la sociedad argentina poseía males que no se originaban en la inmoralidad política sino en la explotación económica que se establecía entre los hombres en el marco del sistema capitalista. Su objetivo último era transformar a la sociedad mediante la destrucción de esas relaciones capitalistas y la construcción de una nueva sociedad, basada en los principios del socialismo marxista. Para alcanzar ese objetivo, el partido proponía la participación electoral.



La estrategia era ganar los votos de los obreros para acceder a las cámaras legislativas y promover desde allí la aprobación de leyes que mejoraran la situación de la clase trabajadora.

El Partido Socialista se transformó en una estructura mucho más organizada que la de la UCR, promovió la formación de grupos de estudio, el desarrollo de actividades artísticas y la instalación de bibliotecas e instituciones culturales, pero su influencia se vio limitada especialmente a la Capital Federal y algunas otras pocas ciudades del país, como Mar del Plata o Bahía Blanca.

En 1896, dos años después de fundada La Vanguardia, se realizó el Congreso Constituyente del Partido Socialista. En ese momento, el semanario representaba a muchos núcleos obreros del interior del país; los propios afiliados al Partido distribuían los ejemplares entre los suscriptores.

grupo socialista en argentina

Arriba una imagen del primer grupo socialista de Buenos Aires: El primer manifiesto electoral del Partido Socialista afirmaba: «Hasta ahora la clase rica o burguesía ha tenido en sus manos el gobierno del país. Roqnistas, mitristas, yrigoyenistas o alemnistas son todos lo mismo. Si se pelean entre ellos es por apetitos de mando […] no por un programa ni por una idea. […] Todos los partidos de la clase rica argentina son uno solo cuando se trata de aumentar los beneficios del capital a costa del pueblo trabajador, aunque sea estúpidamente, y comprometiendo el desarrollo general del país. El Partido Socialista Obrero no dice luchar por puro patriotismo, sino por sus intereses legítimos; no pretende representar los intereses de todo el mundo, sino los del pueblo trabajador contra la clase capitalista opresora y parásita; no hace creer al pueblo que puede llegar al bienestar y la libertad de un momento a otro, pero le asegura el triunfo si se decide a una lucha perseverante y tenaz; no espera nada del fraude ni de la violencia, pero todo de la inteligencia y de la educación populares.»

El partido socialista:
Fuente: Melo R. Carlos Los partidos Políticos entre 1862-1930

«El partido Socialista apareció en la República como consecuencia de las organizaciones similares europeas y de los inmigrantes afiliados a las mismas (abril de 1894), dándose su carta orgánica en abril de 1895, en la cual marcaba su propósito de favorecer, por todos los medios a su alcance, la organización gremial de la clase trabajadora y estrechar los vínculos de solidaridad y unión entre todos los socialistas del mundo.

Su programa mínimo propiciaba, en lo político, el sufragio universal sin distinción de sexos, el sistema electoral proporcional con representación de las minorías, la autonomía municipal, la justicia gratuita y jurado popular electivo para toda clase de delitos, la separación de la Iglesia del Estado, la abolición de la deuda pública y la supresión del ejército permanente; y en lo económico, la limitación y reglamentación de la jornada de trabajo, el salario mínimo, el descanso obligatorio semanal de treinta y seis horas ininterrumpidas, la responsabilidad patronal en los accidentes del trabajo; la instrucción científica, laica, profesional e integral, gratuita y obligatoria; la abolición de los impuestos indirectos, el impuesto directo y progresivo sobre la renta, la supresión de la herencia en línea colateral e impuestos progresivos sobre las herencias en línea directa. El partido Socialista Argentino se afilió a la Segunda Internacional Socialista.

Carlos Marx había logrado, en 1864, el establecimiento de la Primera Internacional, cuyo objeto era unir los diversos grupos socialistas organizados en los países europeos, organización de vida efímera, pues se disolvió en 1876. La Segunda Internacional, a la cual se afilió el socialismo argentino, surgió en 1889 y se caracterizó por su sentido democrático.

Las discrepancias habían creado en el socialismo dos grupos: uno evolucionista, que sostenía que el programa partidario debía lograrse pacíficamente, por vía evolutiva, y la acción ceñirse a las reformas inmediatas, a la vez que se tenía en cuenta la vida nacional del país al que pertenecían.

El otro grupo, compuesto por los socialistas extremos o revolucionarios, profesaba un internacionalismo absoluto, atacaba al nacionalismo y al patriotismo, reclamaba la dictadura del proletariado y proclamaba la revolución mundial.



Mas adelante , durante la famosa «decada infame» con la afirmación de nuevas agrupaciones obreras, como el sindicalismo, el movimiento socialista estaba de acuerdo en considerar a los sindicatos como la rjrincipal_íorma organizativa de los obreros. Pero también creían —a diferencia de los sindicalistas— que la lucha parlamentaria a través de un partido político era fundamental. El Partido Socialista logró un importante apoyo obrero en la Capital Federal y una amplia adhesión entre los sectores medios urbanos. El socialismo, durante los años ’30, estuvo organizado sin-dicalmente en la Confederación Obrera Argentina (COA).

El Partido Socialista (PS), dirigido por Nicolás Repetto y Alfredo Palacios, se constituyó en la principal oposición parlamentaria —junto con los demócratas progresistas— a los conservadores. El socialismo tuvo un importante número de votos en la Capital Federal y, hasta 1935, se benefició con el abstencionismo radica], consiguiendo un importante apoyo electoral en centros urbanos tradicionalmente radicales.

Los socialistas se manifestaron contrarios al golpe militar del 6 de septiembre pero, en los hechos, respetuosos de las reglas del juego impuestas por los conservadores, cumplieron el papel de oposición democrática en un régimen fraudulento. En el Congreso, propusieron y debatieron numerosos proyectos sobre el divorcio, los derechos de la mujer, interpelaron ministros y protestaron contra el fraude.

Por su labor parlamentaria, los socialistas son considerados como los precursores de un conjunto de medidas de reforma social. Sin embargo, casi ninguna de sus propuestas llegó a implementarse, debido al predominio político de la alianza conservadora.

1880Los trabajadores se organizan ensociedades de resistencia y mutuales

1889Se funda la Segunda Internacional obrera
1890Comienzan los movimientos huelguísticos
1894Fundación de La Vanguardia
1896Primer Congreso del Partido Socialista Obrero Argentino

El Partido Socialista en la Argentina surge como respuesta a la transformación económica que trajo aparejada el desarrollo del modelo agroexportador.

Todos estos cambios produjeron nuevas situaciones para los trabajadores que, amenazados por el desempleo, los bajos salarios y la falta de apoyo estatal, tuvieron que organizarse para hacer frente a las arbitrariedades patronales. En su mayoría, la mano de obra estaba formada por inmigrantes que traían de Europa ideas socialistas y anarquistas.

Las agrupaciones socialistas se diferenciaron del anarquismo por adoptar una postura favorable al parlamentarismo. Influidos por la socialdemocracia europea, para los socialistas los trabajadores debían confiar en la política.

Surgido de diversas agrupaciones con ideas socialistas, para 1900 ya existía el Partido Socialista Argentino, que llevó a Alfredo Palacios, en las elecciones de 1904, a ser el primer diputado socialista de América.

1900El Partido Socialista Argentino adhiere a la Internacional Socialista
1901Palacios se afilia al Partido Socialista
1904Palacios es el  primer diputado socialista en América
1908Octavo Congreso del PSA, se adopta el nombre de
Partido Socialista



https://historiaybiografias.com/archivos_varios5/estrella1_bullet.png

ocio total

juegos siete diferencias
imagen truco limonimagen cazar serpienteimagen depositos acertijo


noparece

fotos

creencias

anticonceptivos

mujeres

actitudes

actitudes


puzzles


------------- 000 -----------

imagen-index

------------- 000 -----------