Lugares Enigmaticos del Mundo Antiguas Ciudades Misteriosas Pueblos



LUGARES ENIGMÁTICOS DEL MUNDO ANTIGUO: CIUDADES Y OBRAS MISTERIOSAS

Lo gigantesco de las construcciones, sumadas a la perfección en la calidad de la mano de obra, con materiales que muchas veces ni siquiera se encuentran cerca de la zona, hace volar la fantasía de los investigadores y estudiosos de estas antiguas civilizaciones y suponer que todo esto es obra de seres avanzados tecnológicamente, que habitan en otro planeta y que alguna vez han visitado nuestro hogar.

El profesor de Antropología de la Universidad Central Estatal de Connectitud, llamado Kenneth Feder, explica lo siguiente al respecto: «La arqueología consiste en el estudio de las formas de vida de los tiempos antiguos a través de la recuperación de los objetos materiales desechados, perdidos o simplemente legados por las personas del pasado. ¿Dejaron esos supuestos antiguos visitantes extraterrestres algún vestigio de sus enseres que pudiera ser hallado por los arqueólogos de hoy en día?

La respuesta es un rotundo no. Los arqueólogos no han hallado piezas de platos voladores escondidas en las pirámides de Egipto, ni existen aparatos de comunicación desechados o alijos de armas enterrados en las tumbas de los faraones o escondidos en templos prehistóricos. ¿Es posible que los extraterrestres fueran tan cuidadosos con su cultura material que nunca arrojaron, perdieron o tiraron un solo objeto? No es probable. Existe una explicación mucho más sencilla y plausible para la falta absoluta de cualquier prueba clara que confirme su presencia: nunca estuvieron aquí.

La mayoría de las pruebas esgrimidas por los defensores de la hipótesis de los antiguos visitantes consisten en algunos objetos y monumentos muy sofisticados hallados en determinados yacimientos arqueológicos. Su razonamiento es que eran elementos demasiado avanzados, elaborados o complejos para haber sido el producto de la simple imaginación, inteligencia y potencia muscular humanas.

Pero eso es un absurdo insultante. De hecho, no es necesario suponer la presencia en la Tierra de unos seres alienígenas muy avanzados para explicar los logros de nuestros antepasados. Nuestros ancestros eran capaces de desarrollar lo que los vestigios arqueológicos muestran: una arquitectura refinada y monumental, calendarios, matemáticas, metalurgia, lenguaje escrito y complejos sistemas agrícolas.

No existió un «Cuerpo de Paz» extraterrestre que situó a la humanidad en la senda hacia la civilización. Hoy en día, una ciencia arqueológica rica y emocionante arroja luz de forma concienzuda sobre las historias de los antiguos habitantes de la Mesopotamia, los mayas, los egipcios, los aztecas, los incas, los pobladores del valle del Indo y todos los demás.

Son historias repletas de personajes históricos identificables (y completamente humanos) que libraron batallas, planificaron ciudades, excavaron canales, construyeron enormes monumentos y crearon civilizaciones. Las aseveraciones de que nuestros ancestros fueron visitados, inspirados o aleccionados por unos E. T. de épocas antiguas no son más que fabulaciones trilladas e innecesarias.»



juegos siete diferencias

noparece

fotos

creencias

anticonceptivos

mujeres

actitudes



------------- 000 -----------

imagen-index

------------- 000 -----------